Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 28 5 2005 Sociedad 55 Salud La versatilidad de las células madre adultas Hígado Hueso Cerebro Médula ósea Células epiteliales Músculo óseo Embrionarias o adultas, he ahí el dilema Las células madre se han convertido en la gran esperanza de muchos enfermos pero también en el centro de una polémica que levanta intensos debates entre la conveniencia de utilizar células obtenidas de embriones humanos o las que se pueden extraer de organismos adultos. Muchos de los científicos que trabajan en terapia celular como Juan García López, director del Banco de Sangre y Tejidos de Cataluña opinan que el tiempo pondrá las cosas en su sitio y probablemente haya indicaciones de uso para cada tipo de células, en función del tratamiento. O se encuentre un tejido intermedio como el cordón umbilical De momento, de los avances en laboratorio con clonación terapéutica y desarrollo de líneas celulares se está aprendiendo mucho del comportamiento de las células madre apunta Felipe Prósper de la Clínica de Navarra, para aislar células madre no es nueva. Son varios los grupos que buscan en la grasa la fuente ideal para obtener células troncales con capacidad para convertirse en numerosos tejidos. Ya se ha comprobado que pueden convertirse en células para reparar el hueso, para producir insulina o incluso en neuronas. Tienen además otra ventaja y es que su extracción, como si se tratara de una miniliposucción es más sencilla que la de otros tejidos como la médula ósea o el músculo. Células sanguíneas Células madre de la médula ósea Vaso sanguíneo Músculo cardiaco Célula de grasa Infografía ABC Neuronas El Hospital Clínico de Valladolid sigue un camino paralelo con células extraídas de la médula ósea. Su objetivo no es tratar a enfermos crónicos sino a las víctimas recientes del infarto, un accidente cardiovascular que cada año se cobra 50.000 vidas en España. Hasta la fecha se han tratado a 60 pacientes a los que además del cateterismo convencional para limpiar las arterias se les inyectaron millones de células obtenidas de la médula del hueso. Los resultados preliminares también son esperanzadores tanto por su seguridad a medio plazo como por su eficacia cuenta Francisco Fernández- Avilés, coordinador del grupo vallisoletano de terapia celular aplicada al miocardio (Tecam) La mejoría se ha demostrado con técnicas de diagnóstico por imagen, donde se han visto mejoras en la función del corazón como un aumento del espesor de la pared del corazón, adelgazada tras el infarto. Estos resultados han animado a este equipo a emprender, como la Clínica de Navarra, un ensayo al final de verano más ambicioso con 130 pacientes. El proyecto implicará a siete hospitales de Castilla y León. Los resultados iniciales estarán en dos años y ayudarán a comprender cuál es la mejor opción. Sobre todo, porque se podrá comparar con otras investigaciones similares que están a punto de terminar en Europa o con el de Navarra. Con lo que ya se sabe, FernándezAvilés cree que se optará por tratar con células de la médula a enfermos con un infarto reciente y con las musculares a pacientes crónicos. Cuando se produce un infarto no hay tiempo que perder y las células madre del músculo necesitan cultivarse durante al menos dos o tres semanas. Las células de la médula ósea no requieren un cultivo previo, básicamente se aislan y se purifican antes de inyectarlas. En ese proceso sólo se tardan horas señala. Cicatrizar con grasa El Hospital de La Paz de Madrid está sacándole partido a la grasa, uno de los tejidos con peor imagen del cuerpo humano. en colaboración con otros dos hospitales madrileños- -el Doce de Octubre y el Gregorio Marañón- -y una empresa de biotecnología. Los cuatro centros participan en un ensayo clíni- A finales de verano arrancarán dos nuevos ensayos en Castilla y León y Navarra, con centenares de pacientes que probarán la regeneración del corazón co que utiliza las células madre extraídas de tejido adiposo para reparar las fístulas más complejas de los enfermos de Crohn. Esta enfermedad digestiva causa una inflamación crónica del intestino y tiene en las fístulas anales a uno de sus peores enemigos. Con la aplicación local de las células de la grasa se cicatrizan estos orificios de difícil curación sin recurrir a la cirugía y a un coste más reducido. Aunque las fístulas son el banco de pruebas con el que el equipo de La Paz quiere demostrar las posibilidades de cicatrización de la grasa. Si el estudio con 50 enfermos de Crohn resulta positivo, la terapia podría tener numerosas aplicaciones en cirugía, úlceras de personas diabéticas que nunca curan. El proyecto de La Paz es pionero, aunque la utilización de tejido graso Huesos reforzados La Traumatología cuenta con las células madre adultas como apoyo de las terapias convencionales. El Centro de Tejidos y Terapia Celular del Banco de Sangre y Tejidos de Cataluña ha emprendido con otros centros catalanes tres estudios piloto con este material biológico aplicado en la regeneración de hueso. En dos de ellos, se han tratado diez pacientes con células de médula ósea y sólo en un caso se extrajeron de la grasa. La experiencia es muy limitada y también esperanzadora. Uno de los proyectos acaba de finalizar y se ha comprobado su utilidad en fracturas de hueso que no se habían soldado ni con injertos ni con placas. Los cinco pacientes tratados consolidaron su hueso, pero sólo son cinco casos y aún no podemos hablar de alternativa terapéutica matiza Juan García López, director del Centro de Tejidos del Banco de Sangre catalán. Este centro también está utilizando una tecnología con bioreactor, un sistema que mecaniza todo el proceso para que sea reproducible en las mismas condiciones. De probarse la regeneración ósea, las células madre adultas serían de gran utilidad en cirugía ortopédica y maxilofacial. En Estados Unidos hay una investigación para valorar si serviría para mejorar la pérdida de hueso que produce la osteoporosis. Cultivo de células madre en el laboratorio AP