Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 Nacional DETENCIONES DE DOS AFILIADOS DEL PP EL DEBATE POLÍTICO MIÉRCOLES 18 5 2005 ABC El ministro del Interior dice que miente quien diga que hubo interferencia política en la investigación El PP afirma que es el caso más grave de la democracia y acusa a Alonso de ocultar datos al Congreso b Los populares exigen de nuevo la dimisión del titular de Interior y Alonso pide que no se mezcle la política con la justicia ni se hagan juicios paralelos P. M. MADRID. El ministro del Interior, José Antonio Alonso, se vio obligado a romper ayer su silencio sobre el caso Bono después de sufrir durísimos ataques por parte del PP en la comisión de Interior del Congreso. Los populares reaccionaban así después de que ABC publicara la declaración judicial del inspector jefe destituido como instructor por negarse a detener a los dos militantes del PP supuestamente implicados en la hipotética agresión al ministro de Defensa durante una manifestación de la AVT. En la sesión, el primer partido de la oposición llegó a pedir la dimisión de Alonso por el caso más grave de cuantos han ocurrido en la historia de nuestra democracia en palabras de la portavoz popular, Alicia Sánchez- Camacho. Alonso, visiblemente molesto ante los ataques, aseguró tajante que si alguien dice que hubo la más mínima interferencia de la estructura política del Ministerio del Interior en esa investigación, miente Prolongó su defensa al delegado del Gobierno en Madrid, Constantino Méndez, de quien dijo que ha sido tajante sobre este asunto tanto en público como en privado. En la información que le pedí me aseguró que no había interferido en la investigación de la Policía. Lo mismo ha dicho en su declaración judicial y ayer (por el lunes) en una nota pública No obstante matizó que la Delegación del Gobierno no depende de Interior. José Antonio Alonso saluda a Alicia Sánchez- Camacho antes del comienzo de la comisión de Interior La portavoz popular había sido especialmente dura con José Antonio Alonso, al que acusó de haber engañado a la Cámara por no haber entregado los informes policiales del caso, tal como se había comprometido en una comparecencia anterior, un extremo además que Alonso no aclaró en su respuesta. Le exigimos responsabilidades inmediatas, también su propia dimisión porque suya es la máxima responsabilidad concluyó. El ministro recordó que en un Estado de Derecho no hay que mezclar la política y la justicia y tampoco hacer juicios paralelos Además, precisó que al hablar de mentir en ningún momento se refería a lo declarado por el funcionario policial destituido- no sé lo que ha declarado en sede judicial, no me meto en el trabajo de los jueces sino a lo afirmado algún miembro de su partido que le acusó de estar detrás de las detenciones. Y por últimó, aseguró: Respeto al PP y exijo el mismo nivel de respeto CHEMA BARROSO Constantino Méndez El policía imputado declaró que fue el único instructor del caso, aunque antes hubo otros dos M. CALLEJA MADRID. El inspector jefe de Policía imputado por las detenciones de dos militantes del PP de Las Rozas tras participar en una manifestación de la Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) declaró ante el juez, el pasado 18 de marzo, que recibió la orden de iniciar las diligencias sobre la supuesta agresión al ministro José Bono cuando informó a su superior del desarrollo de los acontecimientos. Este policía, jefe de sección de conflictos sociales y laborales, aseguró que le tocó ser inspector del expediente por casualidad, por estar de jefe de servicio de guardia ese fin de se- mana del 22 de enero. El comisario jefe me ordenó instruir diligencias policiales para investigar los hechos. Inmediatamente cumplí la orden por considerarla legítima afirmó. A pesar de esta declaración, se ha sabido después que hubo otros dos instructores del caso antes que este jefe de sección, que fue quien dio la orden al jefe de grupo para que detuviera a los dos miembros del PP cuando llegasen a la comisaría para declarar. Cuando éste se opuso a detenerlos por falta de pruebas le avisó: Hazlo o vamos a tener problemas El primer instructor fue el jefe de grupo de terrorismo islámico, J. S, que estaba en el retén de la tarde del sábado del 22 de enero. El 24 de enero a las 9 de la mañana traspasó la instrucción al jefe de grupo laboral e inspector jefe de la Brigada Provincial de Información, que mostró su desacuerdo con las detenciones y fue relevado el día 25 a las 12.15 horas. Su jefe de sección, J. F. hoy imputado, le sustituyó en la investigación. Durante su declaración del pasado viernes, el segundo instructor del caso conoció las diligencias policiales que se habían remitido al juez y manifestó que ésas no eran las que le traspasaron a él el día 24. Supongo que una vez que me cesaron fueron rehechas declaró. El comisario jefe de la Brigada, que también declaró el viernes ante el juez, justificó el relevo de este inspector jefe porque estaba desgastado y era un mal ejemplo para la brigada Añadió, además, que la instrucción era de libro por su sencillez. Detrás de las formas moderadas del delegado del Gobierno en Madrid se esconde un político que en el primer año del Gobierno socialista ha protagonizado ya varios enfrentamientos con el Ejecutivo de la Comunidad, con una contundencia que muchas veces deja atrás al líder de la oposición regional, Rafael Simancas. Constantino Méndez, natural de Puentecesures (Pontevedra) es militante del PSOE y, aunque muy pocos lo recuerdan, fue diputado socialista en el Congreso en 1994, si bien pronto ocupó el cargo de secretario de Estado para la Administración Pública, durante un año. Cuando en abril de 2004 fue nombrado delegado del Gobierno, Méndez pareció el contrapunto de su antecesor, Francisco Javier Ansuátegui, de carácter mucho más fuerte. Pero en poco tiempo su fama de moderado quedó en entredicho cuando abrió un frente político con la Comunidad que aún está sin resolver, al tachar de circo el proyecto de seguridad de Aguirre y decir después que al consejero de Interior se le va la olla