Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
90 MARTES 17 5 2005 ABC Deportes SAMUEL ETO O Delantero del Barcelona Me gustaría pedir perdón uno por uno a todos los madridistas Una y pico de la tarde. Su voz, al otro lado del teléfono, suena en do menor. Entre las dos noches de celebración y que durante la madrugada se dio cuenta de que había metido el rejón con sus palabras no estaba para muchos trotes. Aún así atendió a ABC y comenzó a implorar perdón TEXTO ENRIQUE ORTEGO MADRID. Madrid, cabrón, saluda al campeón La frase repetida media docena de veces retumbó en el Camp Nou, donde encontró un foro enfervorizado que la coreó con estrépito. Samuel Eto o no calibró en ese momento sus palabras. Comenzó a darse cuenta de la trascendencia de sus frases cuando Gerard le intentó quitar el micrófono y cuando después, en el vestuario, algún compañero le dijo que no debía haberlo hecho. Lo peor llegó por la mañana. Su abogado y amigo José María Mesalles le enseñó los periódicos y Samuel se tapó el rostro con las manos para susurrar un me he equivocado, tengo que pedir perdón que le salió del alma. Pocos minutos después estaba en contacto telefónico con ABC. -Samuel, ya sabe que ha sido declarado persona non grata para todo el madridismo. -Ya, ya me lo imagino. Ya sé por qué me llama. No, no me he vuelto loco. Lo que pienso sobre el Real Madrid fue lo que dije la semana pasada en ABC. Usted recogió perfectamente mis sentimientos. Lo que dije el domingo fue un arrebato fruto de la euforia, de la fiesta, de la celebración. Estábamos en pleno festejo y algún compañero me picó en el vestuario. Me decían que no era capaz, que no era capaz de decirlo y me salió. Sólo puedo pedir perdón. -Cuando hace unos días me dijo que nunca se metería con el Real Madrid, que se sentía agradecido de corazón, le creí. Parecía que lo decía con sentimiento. No soy tan estúpido e irresponsable para escupir el plato que me dio de comer. No pensaba lo que decía Si no me he metido con el Madrid en los cuatro años que pasé en el Mallorca, no lo voy a hacer ahora porque esté en el Barça Llamó a Florentino Pérez y a Butragueño para disculparse personalmente -Y lo decía, y lo decía. Se lo juro. Yo puedo pensar que Florentino se equivocó, que no me gustan sus métodos futbolísticos, que Butragueño no me hizo caso, pero del club nunca podré decir nada. No soy tan estúpido e irresponsable como para escupir en el plato que me dio de comer. ¡Pero si me sacaron de la nada! si crecí con ellos. Juro que no les quería ofender. No sentía lo que decía porque nunca lo he sentido. ¿Cómo voy a decir una cosa la semana pasada y ahora otra? -Reconoce que ha metido la pata, que es lógico que en Madrid estén indignados con usted y con sus palabras y que nadie le quiera ni ver. -Claro que tienen razones para pensar lo que quieran de mí. Si pudiera llamaría uno por uno a todos los madridistas para pedirles perdón, para explicarles que no quería ofender, que para mí solo eran unas palabras de una canción. No era un sentimiento. ¿Por qué Eto o pidió ayer perdón iba yo a arremeter ahora contra el Madrid cuando no lo he hecho en los cuatro años que estuve en el Mallorca y pude tener razones y ocasiones? Pero si les metí goles y nunca dije nada... Yo ya llevo mucho tiempo en España y he tenido miles de ocasiones para insultar a los directivos, pero nunca a los madridistas. ¿Qué culpa tienen los aficionados de mi caso? Ninguna, ninguna. Sé que a muchos les hubiera gustado verme jugar en el Madrid. -Se puede pensar que ahora que está en el Barcelona, ha aprovechado el título, que se toma una revancha servidita bien fría. -No, hombre no. Yo quería motivar a la gente, nada más. Es un error de una fiesta. Es una equivocación de la que he aprendido ya y no han pasado ni veinticuatro horas. En principio pensaba que era mejor no decir nada hasta el miércoles, pero me he dado cuenta de que debía pedir perdón cuanto antes y que toda España sepa que Eto o no es así, que cuando falla, se disculpa. El martes pasado a ABC: Nunca olvidaré que el Madrid me dio la vida El martes pasado ABC publicó una larga entrevista con el camerunés en la que hablaba de su relación con el Real Madrid. Su respuesta textual nada tiene que ver con las palabras del domingo: ¿Cómo voy a tener resentimiento contra el Madrid? Todo lo contrario. Nunca olvidaré que ese club me sacó de Camerún y de la nada. Me dio de comer. A mí y a muchos familiares. Me dio la vida. Yo era madridista y, aunque ahora soy barcelonista, no me sale del corazón meterme con el Madrid. Nunca lo haré y siempre le estaré agradecido REACCIONES A LA DESAFORTUNADA CELEBRACIÓN DEL DELANTERO AZULGRANA Joan Laporta Presidente del Barcelona Lo que ha hecho tiene difícil justificación, pero se tiene que entender desde el punto de vista que había un entorno de fiesta y celebración. Fue una expresión ya hecha que quizás no sea la más correcta, pero en ningún caso el jugador quería ofender. Yo creo que lo que quería era expresar su entusiasmo por el título. Lo que solicitaría es comprensión pues no hubo mala fe Amancio Amaro Asesor de Florentino Pérez Hizo el pato. No sé qué le pasa, pero paso que da, cagada que hace. No se trata de que a mí me haya dolido o no lo que ha hecho. El problema de lo que ha dicho es que el principal perjudicado ha sido él mismo. A mí, personalmente, me tiene sin cuidado. ¿Para qué le vamos a poner calificativos? Hubiera pensado lo mismo si lo hubiera hecho un jugador nuestro Rafael Blanco Director General del CSD y presidente del Comité de Antiviolencia En nombre del Consejo Superior de Deportes he de decir que consideramos que estos cánticos fueron muy desafortunados. Imagino que entraremos a valorar este asunto porque hay que saber ganar y perder. De lo que sí nos alegramos es de que haya hecho unas declaraciones reconociendo su error y pidiendo disculpas Rafael Simancas Portavoz del PSOE en la Asamblea de Madrid Eto o, a tenor de su número de goles, es el jugador más importante de la Liga y es de lamentar que para celebrar un título tenga que insultar a toda una región y a los seguidores de otro equipo. Yo pediría a deportistas, actores y presentadores que sean conscientes del poder que ejercen en el desarrollo personal de niños y niñas