Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 Nacional EL DEBATE SOBRE DEL ESTADO DE LA NACIÓN LAS CLAVES DEL DISCURSO DEL PRESIDENTE JUEVES 12 5 2005 ABC SISTEMA DE FINANCIACIÓN El Ejecutivo invertirá en todas las Comunidades Autónomas que lo necesiten, también en las gobernadas por el Partido Popular CATALUÑA Hay que respetar a gobiernos legítimos como el tripartito catalán. Las diversas identidades de España tienen todo el derecho a desarrollarse EDUCACIÓN La reorientación de la LOCE busca mejorar la calidad general de la enseñanza y evitar segregaciones prematuras El padre y la mujer de Zapatero, en el Congreso Zapatero niega a Rajoy que vaya a destrozar la Constitución y le insta a pactar mañana mismo Se compromete a aprobar una nueva financiación autonómica en 2006 b Dice a Cataluña que un sistema financiero estable y solidario obliga a un acuerdo multilateral y garantiza que el Estado retendrá las funciones que prevé la Carta Magna MANUEL MARÍN MADRID. Con la vehemencia propia de quien se siente seguro de la solidez de su gestión. Así se mostró ayer durante la hora y media de discurso que abrió el debate el jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, quien lejos de concesiones a la autocrítica, se parapetó con orgullo en sus logros para aseverar sin complacencia Creo que no está mal para el primer año Zapatero exhibió con detalle la gestión económica del Gobierno con un auténtico chaparrón de datos; presumió de haber incrementado las libertades y derechos y mejorado las políticas sociales; se reafirmó en su concepción de la España plural ajustada a la Constitución y condicionada en su reforma al consenso negando que vaya a romper el país, y exigió al PP, en un agresivo mano a mano con Mariano Rajoy que puso de manifiesto lo etéreo del Pacto Antiterrorista a día de hoy, la lealtad y responsabilidad que él dijo haber demostrado al PP cuando estaba en la oposición para luchar contra ETA, compartiera o no sus decisiones so- -aunque lo expuso al final- -fue el debate territorial para mejorar la España plural e integradora En este punto, Zapatero censuró expresamente a Rajoy que el PP actúe como un profeta del apocalipsis porque su modelo de Estado refleja el concepto mismo de España que la Constitución reconoce, acepta y adopta Mensajes a Maragall Pero el discurso del jefe del Ejecutivo también incluía nítidos mensajes para Comunidades como Cataluña: no habrá un sistema de financiación a la carta basada en una negociación bilateral Gobierno- Generalitat, sino un modelo acordado multilateralmente en el Consejo de Política Fiscal y Financiera, que además será ley en 2006. Además, se comprometió a que el Gobierno garantizará el desempeño de las funciones superiores que la Constitución le encomienda en exclusiva, la cohesión y la solidaridad territorial. No aceptará su vulneración. Podemos hacerlo y lo haremos dijo después de su discurso y en réplica a Rajoy, negando su acusación de que haya hipotecado a España en manos de una minoría radical o de que el Ejecutivo vaya a permitir que las reformas estatutarias sean una vía pa- ra destrozar la Carta Magna. Zapatero culpó al PP del fracaso de la comisión con la que ambos debían pactar las reformas estatutarias, y emplazó a Rajoy mañana mismo a desbloquear la situación porque el Gobierno está dispuesto Lo que no tolera Zapatero es que sea Rajoy imponga al PSOE quién debe negociar, ni que el PP incurra en la demagogia de defender que cuando en 1996 pactó con CiU una nueva financiación autonómica todo era constructivo y ahora el pacto PSOE- ERC es un chantaje ¿Antes era la gran gobernabilidad y ahora es la destrucción de España? ironizó Zapatero. Irak, Europa y la inmigración Zapatero se congratuló por haber retirado las tropas de Irak y de haber vuelto al corazón de Europa como firme defensora de la legalidad y la paz sometida al imperio de Naciones Unidas; así como de haber aumentado hasta un 0,3 por ciento del PIB la ayuda al desarrollo. En materia de inmigración Zapatero defendió con ahínco el proceso de normalización de 700.000 personas realizado para poner orden donde no lo había y negó a PP y CiU que se haya producido un pernicioso efecto llamada y que quede más de un millón de inmigrantes aún sin papeles. Más ayudas para las víctimas Consciente de que la ruptura con el PP es prácticamente total, incluso en esa lucha, Zapatero no se anduvo por las ramas y fue él mismo quien decidió encarrilar el debate sin esperar a las primeras embestidas dialécticas de Rajoy. Primero, rindió su homenaje a las víctimas del terrorismo recordando que ha incrementado en un 150 por ciento las ayudas para ellas. Y después, vinieron los reproches a la falta de lealtad de Rajoy y su compromiso expreso a consultar al Congreso y a recabar su apoyo si llega el momento de negociar con ETA tras su disolución. Pero esta base no sirvió para suavizar la relación Gobierno- PP. El choque frontal, que llegó después, resultó inevitable. El segundo gran bloque de su discur- Las luces de la economía y la sonrisa de pensionistas, estudiantes, homosexuales... Zapatero dedicó casi la mitad del discurso a desgranar las luces de la economía: crecimiento del PIB en 2004 del 2,7 por ciento; aumento de un 10 por ciento de la inversión empresarial; 675.000 nuevos puestos de trabajo; 120.000 parados menos; 600.000 nuevos afiliados a la Seguridad Social; respuesta a deudas contraídas en Renfe, Izar o TVE sin trucar las cifras, como hacía el PP Plan de dinamización de la Economía; reforma del IRPF para 2007 o aumento del salario mínimo. Y más allá, Zapatero defendió su plan para dedicar cinco millones de metros cuadrados de suelo público a 28.000 viviendas protegidas; o la ejecución del Plan Galicia sin dibujos en el aire de los que acusó al PP, que a su vez censuró a Zapatero haber paralizado las inversiones previstas. Pero si de algo se sintió especialmente orgulloso es de haber llevado una sonrisa al colectivo de homosexuales, con la ley que permitirá su matrimonio; a tres millones de pensionistas, a los que ha subido hasta en un 8 por ciento su retribución; a los 50.000 nuevos estudiantes con becas; o a las mujeres maltratadas que disponen ya de una ley integral. Como retos de los próximos meses, la ley de Dependencia y la Ley de Igualdad. Zapatero escucha desde su escaño, en solitario, a uno de los portavoces