Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 9 5 2005 Internacional 45 Las divisiones étnicas y la violencia debilitan al nuevo gobierno iraquí Dimite el suní designado como ministro de Derechos Humanos b Poco antes de que se reuniera ayer el Parlamento para dar su visto bueno al nuevo ejecutivo, era asesinado el director general del Ministerio de Transportes ABC BAGDAD. El primer ministro iraquí, Ibrahim al- Yáfari, anunció ayer la formación completa de su nuevo gobierno con la designación de seis nuevos ministros, pero su ejecutivo se vio de inmediato debilitado por las divisiones étnicas y la violencia. Y es que apenas se hacía el anuncio, cuando presentaba su dimisión el ministro de Derechos Humanos, el suní Hashem al- Shebli, quien protestaba así por el reparto de carteras en función de criterios étnicos o confesionales. Nadie me había informado de que me iban a designar ministro, conocí la noticia a través de los medios de comunicación señaló poco antes de insistir en que su designación por su origen suní contradice mis principios y los del Partido Democrático Iraquí Al mismo tiempo, poco antes de que se reuniera ayer el Parlamento para dar su visto bueno al nuevo gobierno, era asesinado el director general del Ministerio de Transportes, Zubaa Yasin Jodeir, quien fue tiroteado junto a su conductor en Bagdad. Además, siete soldados norteamericanos han perdido la vida este fin de semana a consecuencia de diversos ataques de la insurgencia. Entre los ministros nombrados figuran otros dos suníes, Saud al- Dulaimi, para el Ministerio de Defensa, y Osama al- Nuyefi, para el de Industria; y dos chiíes, Ibrahim Mohamed Bahr elOlum, que ocupará la Cartera de Petróleo, y Mohsen Salash, nombrado ministro de Electricidad. Queda aún vacan- El Parlamento iraquí votaba ayer al nuevo gobierno AFP Pese a ser un antiguo disidente, el suní nombrado ministro de Defensa fue visto con reticencia por los chiíes te el puesto de cuarto viceprimer ministro, para el que Al- Yáfari busca a una mujer, además del de Derechos Humanos, del que desertó Shebli. Complejo reparto del ejecutivo De esta forma, el nuevo gobierno tendría que quedar integrado por 18 chiíes, 9 suníes, 8 kurdos y un cristiano. Un reparto muy complejo que, además, se ha visto adicionalmente complicado por el rechazo de la coalición de partidos chiíes a los nombres que les proponían los suníes para ocupar la Cartera de Defensa por considerar que pertenecían al antiguo régimen. El propio Sulaimi se encontró con fuertes resistencias antes de ser finalmente aceptado. Sulaimi fue teniente coronel en la división de Inteligencia de Sadam, pero disintió con el régimen y se exilió en 1984. Tras su salida del país se convirtió en sociólogo y se instaló en Arabia Saudí. de donde ya no se trasladó hasta la caída de Sadam. El chií Ibrahim Bahr al- Ulum vuelve al también estratégico Ministerio del Petróleo, cargo que ya ocupó anteriormente en el consejo de gobierno designado por Estados Unidos. El objetivo anunciado de Al- Ulum es alcanzar una producción de 3 millones de barriles diarios. Pero parece muy difícil que pueda cumplir esta tarea si no se restablece la seguridad. Muere un trabajador de Naciones Unidas en un atentado suicida contra un cibercafé de Kabul ABC KABUL. Un birmano que trabajaba para las Naciones Unidas y dos afganos murieron a consecuencia de un atentado suicida perpetrado el sábado en un cibercafé de Kabul, confirmaron ayer fuentes oficiales. La explosión se produjo en el establecimiento denominado Net Café, ubicado en el distrito de Shahr- e- Naw de la capital afgana, un bar muy frecuentado tanto por extranjeros como por afganos. Tras la explosión, las fuerzas de seguridad rápidamente acordonaron la zona, que se encontraba cubierta de cristales rotos a consecuencia del atentado. Este ataque se suma a la última oleada de atentados, que han tenido como objetivo a los extranjeros que se encuentran en la capital afgana para garantizar la seguridad del país y ayudar en la reconstrucción. Tras varias horas de confusión, una portavoz de Naciones Unidas identificó a uno de los fallecidos como un trabajador de la ONU de nacionalidad birmana, sin dar más detalles sobre el particular. Fue identificado esta mañana por su familia afirmó la portavoz. Responsables afganos había señalado antes que el único extranjero muerto en el atentado era filipino. Sin embargo, la Policía reconoció después que cometió un error de identificación. El general Mohammed Nekzad, responsable de la investigación, explicó que el funcionario de la ONU asesinado había estado trabajando en un proyecto para construir una carretera en el sur de Afganistán. Asimismo, un portavoz del gobierno afirmó que otro de los cadáveres podría pertenecer al terrorista suicida, dado que el cuerpo presentaba varias mutilaciones. También aclaró que los cinco heridos en el atentado eran clientes afganos. Sospechamos que el ataque tenía como objetivo a los extranjeros dijo el portavoz, quien señaló asimismo que han sido interrogados cinco clientes del cibercafé.