Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
94 Deportes FÓRMULA 1 GRAN PREMIO DE ESPAÑA DOMINGO 8 5 2005 ABC LA JORNADA DE FERNANDO ALONSO Pasta, fruta, queso y agua mineral en la bolsina del asturiano No se dejó ver por el paddock y trabajó en los home del equipo JOSÉ MARÍA RUBIO BARCELONA. Como de costumbre, Fernando Alonso tuvo que levantarse más temprano que la víspera para poder mantener una reunión con sus ingenieros minutos antes de las 8 de la mañana. El asturiano rodó solamente dos vueltas, en lo que él llama in out es decir, entrada y salida de boxes, sin llegar a pasar por meta. Alonso entró en su capilla en torno a las 9.15 horas, cuando ya había bastantes pilotos en la pista. En compañía de su ingeniero, Rod Nelson, se trasladó hasta la zona de verificaciones de la FIA para pesarse con un casco nuevo. El tema de los gramos de más y de menos está muy de moda en la Fórmula 1. Tras el pesaje en la báscula oficial, regresó acompañado de su ingeniero y de Amadeu Sousa, el guardaespaldas particular que Renault le ha puesto para evitar el acoso de sus numerosos seguidores. tar la vuelta inicial y regresó al box, para minutos después prepararse de nuevo para salir a la pista. Al llegar al final de la línea de mantenimiento se detuvo e hizo una prueba de arrancada para volver de nuevo a boxes. Esta vez se bajó por la parte derecha del R 25. Una mini reunión con los ingenieros entre las dos sesiones precedió a las nueve vueltas que dio antes de finalizar la última sesión libre que le dejó en la quinta posición, tras haber tenido un problema de chasis que le impidió rodar más continuadamente. Reuniones con los ingenieros El piloto asturiano se refugió buena parte del día en el camión de los ingenieros. Después de la calificación acudió a las ruedas de prensa de la FIA. En torno a las 14.30 horas preparó, junto a Antonio Lobato, de Telecinco, un guión. Comió pasta, fruta y un poco de queso, todo regado con agua mineral. Como debe ser. La rueda de prensa estaba fijada a las 15.30. Llegó un poco más tarde. Una comparecencia seguida de una visita al stand de Elf, que provocó un ligero caos en la zona de los palcos por los que tuvo que pasar el campeón español. Una nueva reunión con los ingenieros para establecer la táctica a seguir en la calificación de este domingo puso fin a una jornada agotadora, que acabó en el hotel, con una cena ligera, un poco de ejercicio, masaje y a dormir. Este domingo hay que ganar. Espionaje a los rivales A esa hora había poca gente por el paddock y una vez alcanzado el box, Fernando se dispuso tranquilamente a seguir los entrenamientos desde el palco que Renault tiene instalado dentro del box. Allí pasó unos diez minutos, siguiendo las evoluciones de sus rivales. Rod Nelson, su ingeniero, le hizo una señal a las 9.35 h. En ese instante, cuando quedaban diez minutos para terminar los primeros entrenamien- Llegó al circuito a las ocho, se pesó, cotejó los datos con los ingenieros y sólo dio nueve vueltas antes de la cronometrada tos, comenzó a prepararse para salir a pista. Le faltaba el pasamontañas ignífugo y eso retrasó un poco su salida. Entró, como en él es habitual, por la parte izquierda del coche, para salir enseguida a la pista. No llegó a comple- La afición asturiana inundó de color azul con banderas, bufandas y camisetas las gradas del circuito de Cataluña en apoyo de Fernando Alonso