Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
24 SÁBADO 7 5 2005 ABC Internacional Blair acoge su histórico triunfo agridulce con un he escuchado y he aprendido El laborismo obtiene el peor porcentaje de voto de un vencedor, dos puntos por encima de los tories b La Cámara de los Comunes quedará constituida por 355 diputados laboristas, 197 diputados conservadores y 62 escaños para los social- demócratas EMILI J. BLASCO. CORRESPONSAL LONDRES. Los laboristas han conseguido un histórico tercer mandato, igualando la marca de los tories con Margaret Thatcher, pero lo han hecho con una debilidad también histórica: nunca antes el partido que formará Gobierno había logrado tan escaso porcentaje de votos (35,5 por ciento) Y aún otro récord: nadie recuerda un líder triunfador de cuya sustitución todo el mundo hablara ya en la misma noche electoral. La falta de confianza en Blair y la guerra de Irak- -más que por el conflicto en sí mismo, por la grave erosión de credibilidad del primer ministro- -han acabado pasando factura al líder laborista, a quien hay que achacar directamente el resultado obtenido por su formación. Los analistas coincidían ayer en destacar que ha sido una victoria del Partido Laborista y una derrota de Tony Blair. Los laboristas han bajado cinco puntos y han perdido 47 diputados, si bien los 355 escaños conseguidos constituyen un grupo parlamentario mayor que el que tuvo Thatcher en 1979 en su primera victoria y John Major en 1992. Pero la sustancial pérdida de mayoría sobre el conjunto de las demás fuerzas, que baja de 166 a unos 66 escaños debilita enormemente a Blair en su tercer mandato. Liderazgos cuestionados Si con estos resultados una sucesión anticipada de Blair queda sobre la mesa, la marcha que ayer fue anunciada es la del candidato conservador, Michael Howard, y eso que los tories han protagonizado un importante avance. Aunque sólo lograron subir un punto para situarse en el 32,5 por ciento de los votos, ganaron 31 escaños y elevaron así su grupo parlamentario hasta los 197 diputados. El mayor ascenso relativo ha sido para los liberal- demócratas, con un incremento de votos generalizado en toda Gran Bretaña. Con el 22,2 por ciento de los votos, cuatro puntos más que en 2001, y una ganancia de diez escaños, tendrán en el Parlamento 62 diputados, la cifra más alta en ochenta años. La participación fue del 61 por ciento, dos puntos más que hace cuatro años, cuando se registró la mayor abstención en el Reino Unido desde la Primera Guerra Mundial. Tony Blair posa frente al número 10 de Downing Street acompañado por su familia La estrategia electoral de los conservadores, basada en gran medida en denunciar a Blair como mentiroso, y de los liberal- demócratas, con su insistencia en contra de la guerra de Irak, caló en una parte importante del electorado. El guante del voto de castigo fue recogido de inmediato por Blair. He escuchado y he aprendido afirmó a la puerta del 10 de Downing Street, acompañado de su esposa e hijos, tras acudir al Palacio de Buckingham y haber recibido de la Reina el encargo de formar Gobierno. La gran ventaja de unas elecciones es que sales fuera y hablas con la gente semana tras semana y yo he escuchado y he aprendido manifestó, con un REUTERS mensaje que en realidad ya había utilizado en el pasado. Aseguró tener claro ahora lo que el pueblo británico espera de este Gobierno en el tercer mandato e invocó las grandes cuestiones del programa conservador: mayor control de la inmigración, disciplina en las escuelas y hospitales más limpios. Puede ser cierto que esta vez Blair