Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
26 Internacional ELECCIONES EN EL REINO UNIDO JUEVES 5 5 2005 ABC MICHAEL HOWARD Candidato y líder del partido conservador británico Blair ha roto tantas promesas que la confianza en los políticos está bajo mínimos LONDRES. Tanto en 1997 con John Major como en 2001 con William Hague, las encuestas de opinión fueron terriblemente negativas. Cuando le pedí a ambos que reconocieran sentirse como mínimo algo deprimidos por ello, me respondieron que los encuestadores estaban muy equivocados. John Major me dijo: Las encuestas de opinión me parecen desconcertantes, no guardan relación ni con el sentimiento de la calle ni con los resultados de nuestros escrutinios detallados William Hague contestó: Las encuestas no coinciden con lo que estamos descubriendo. Los candidatos están compitiendo con la moral alta y unos buenos resultados de escrutinio Ahora es cierto que, por mal que vuelvan a pintar las encuestas para los conservadores, no son ni mucho menos tan negativas como lo eran en la misma fase de 2001 y 1997. Pero me quedé un poco sorprendido cuando, al plantearle la misma pregunta, Michael Howard no trató de soltar la misma historia. No quiero hacer comentarios sobre las encuestas de opinión, excepto decir que propongo a mis rivales un trato por el que pueden quedarse con la victoria en todas las encuestas desde ahora hasta el jueves, siempre que yo pueda llevarme la que se celebre entonces Sin duda, los cínicos dirán que no es que Michael Howard se niegue a disimular, sino que es una manifestación de su astuta estrategia de restarle importancia a las posibilidades de los conservadores, para animar a los electores laboristas dudosos a quedarse en casa. Pero quizá esto sea injusto. Cuando le pregunté a Howard si creería que había defraudado personalmente al pueblo británico si los conservadores no ganaban, respondió de inmediato: Sí. Sí, porque este país está yendo básicamente por un camino equivocado. Éste es un gobierno que está acumulando problemas para el futuro. He estado exponiendo estas razones con toda la rotundidad de que soy capaz, de modo que sí, me parecería (que les he defraudado personalmente) si no vencemos Tal vez el razonamiento que Howard ha expuesto con mayor firmeza y persistencia es sobre lo que él denomina la inmigración controlada Le digo que el hecho de que un gran partido político haga campaña sobre la inmigración en unas elecciones generales carece de precedentes; en el pasado, fue el dominio de partidos o candidatos alternativos. No estoy seguro de si tiene razón, pero no me interesan las comparaciones con el pasado. Me interesa lo que es necesario para lidiar con los retos a los que se enfrenta Gran Bretaña hoy en día, y creo que la inmi- El líder tory considera que el Reino Unido va por un camino equivocado con un gobierno que está acumulando problemas para el futuro DOMINIC LAWSON Michael Howard, ayer en un mitin en Guildford gración incontrolada e ilimitada supone un problema para unas buenas relaciones comunitarias, para nuestra seguridad nacional y para nuestros servicios públicos AP Apoyo a la guerra y crítica a Blair En los últimos días, la conducta del Gobierno respecto a la declaración de guerra contra Irak ha centrado mucho más la atención de Howard. Pero comento al líder conservador que a lo mejor no es un terreno muy fértil para el partido conservador, teniendo en cuenta que apoyó al gobierno con respecto a la guerra. ¿No estaba eso ayudando a los demócratas liberales en lugar de a los conservadores? No, es relevante para la cuestión que hemos planteado sobre la confianza y el carácter de Blair, y el grado en que la gente confía en él es un asunto esencial en estas elecciones, no sólo con respecto a Irak, sino también con respecto a los impuestos y a las tarifas universitarias ¿Pero no resulta poco atractivo que el líder de los conservadores le llame mentiroso a Blair en estas cuestiones, y que utilice ese término en carteles repartidos por todo el país? ¡No! Lo que estamos haciendo es legítimo, porque es relevante para la cuestión de la confianza. ¿Qué es peor? ¿Acusar a alguien de mentir o llevar al país a una guerra basándose en una mentira? Me parece algo totalmente justificado Pero Blair afirma que nunca ha dicho una mentira. Eso dice él Jamás, en su vida. Eso dice él De modo que no le compraría un coche de segunda mano. Haría que antes lo inspeccionaran detenidamente El último ataque de Howard a la integridad de Blair gira en torno a la negativa del primer ministro a compartir con el gabinete o el Parlamento las primeras advertencias del ministro de Justicia de que la invasión de Irak podía ser ilegal según el derecho internacional. ¿Pero qué habría hecho un primer ministro Howard en las mismas circunstancias, teniendo en cuenta que el líder conservador ha manifestado que él per- sonalmente creía que la guerra era legal y que era lo correcto? Habría mostrado la advertencia completa al gabinete, porque creo en el gobierno de gabinete. Habría dicho: Esto es lo que opina el ministro de Justicia. Mi impresión es que es legal, ¿qué opinan? Habría intentado obtener el visto bueno del gabinete para lo que quería hacer y luego habría hecho lo mismo con la Cámara de los Comunes Así que, ¿les habría dicho a todos que el consejo legal era, ni más ni menos, equívoco? Sí, no habría fingido ante la Cámara de los Comunes que era algo distinto de lo que era, del mismo modo que no habría fingido que la inteligencia no era lo que era Insinué a Howard que la consecuencia de esta táctica tan honesta habría sido, casi con total seguridad, que los Comunes no le respaldaran, se habría producido una colosal humillación de Occidente con respecto a Sadam Husein... ¡Pero eso no lo sabemos! Sean cuales sean las consecuencias, no se puede mantener una postura que diga que es legítimo engañar al gabinete y a la Cámara de los Comunes y ocultarle cosas al jefe del estado mayor de Defensa. Ésa no es forma de dirigir un gobierno ¿No cree que pueda existir un bien mayor que una conducta apropiada por parte del gobierno? ¿Que justificara el engañar a la Cámara de los Comunes para conseguir su visto bueno? ¡No, no lo creo! ¿Ni siquiera cuando la alternativa es el derrocamiento de su gobierno, el desmoronamiento de las relaciones angloestadounidenses, la humillación de Occidente, el triunfo de Sadam Husein? No, lo siento. Habría estado preparado para contar la verdad ¿Pasara lo que pasara? Pasara lo que pasara El mayor desafío ¿Cuál es el mayor desafío a la hora de enfrentarse a Blair como rival? El mayor reto es que, debido a lo ocurrido en los últimos ocho años y debido a que ha roto tantas promesas y ha defraudado a tanta gente, la confianza pública en todos los políticos está bajo mínimos, y demasiada gente cree ahora que ningún político puede hacer las cosas de distinta manera, que ninguno supondrá una diferencia. Las frustraciones que sienten respecto a cómo están las cosas hoy en día en Gran Bretaña son como el clima de aquí: algo a lo que se tienen que resignar y que no pueden hacer nada para cambiar, y para mí el mayor reto es convencer a la gente de que no sólo supondríamos una diferencia, sino que seríamos distintos, un gobierno que cumple lo que dice que va a hacer The Sunday Telegraph La inmigración ilimitada supone un problema para unas buenas relaciones comunitarias y para nuestra seguridad nacional El mayor reto es convencer de que no sólo supondríamos una diferencia, sino que seríamos un gobierno que cumple lo que dice