Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 3 5 2005 Sociedad 45 Antonio Medarde Hematólogo Es el español más generoso, ha dado sangre en 268 ocasiones a lo largo de 34 años. Empezó a los 30 Lo importante es el día a día G. Z. Un bombero de Barcelona dona sangre en una de las campañas periódicas que recorren los centros de trabajo españoles España requiere 300.000 donaciones más de plasma al año. El país no es autosuficiente pese a ocupar el séptimo lugar de la clasificación mundial y tener 2.100.000 donantes en activo Sequía de plasma sanguíneo FIRMA: G. ZANZA FOTO: YOLANDA CARDO ¿Por qué comenzó a donar? -Sobre el propio terreno, en Navarra, pude ver lo que significaba necesitar sangre. Tengo muy buenas venas y si encima disfruto al hacerlo, ¿cómo voy a renunciar a lo que me gusta? Es una experiencia gozosa. La donación de sangre es poder llegar a ayudar, no lo hacemos para ganar un premio, sino porque hay decenas de semejantes que necesitan nuestra sangre. ¿Cree que la sociedad española es solidaria? -Hay dos tipos de solidaridad: la que hace que la población reaccion masivamente ante una catástrofe, que es una respuesta espontánea; y la del día a día. Esta es la difícil, la que se convierte en un hecho anónimo, pero la que más necesitamos. ¿Cómo puede conseguirse? -Educando a la sociedad. Quizá, el Ministerio de Sanidad debiera ofrecer mayor reconocimiento a los actos de las Hermandades de Donantes. MADRID. España es el séptimo país en el mundo por número de donantes de sangre. Sin embargo, las 2.100.000 personas que han donado sangre en los tres últimos años siguen sin cubrir las necesidades sanitarias, aunque las técnicas hayan reducido la dependencia de este fluido vital. Durante el pasado año se registraron 1.660.000 donaciones, lo que impidió cubrir la demanda de plasma pero sí garantizar la de glóbulos rojos y plaquetas. Las cifras no ocultan que sólo el 4 por ciento de los españoles son donantes, pequeño porcentaje cuando a estos les corresponde atender las necesidades potenciales del 100 por cien. El presidente de la Federación Española de Donantes de Sangre, Martín Manceñido, estima en 300.000 las donaciones añadidas de plasma que serían necesarias cada año para cubrir la dependencia española. Para lograrlo cree necesario incidir en dos vías: involucrar a los más de tres millones de inmigrantes que residen en España y lograr mayores apoyos de las administraciones públicas, principalmente del Ministerio de Sanidad. jóvenes inmigrantes, pero no podemos pedir milagros Lograr el compromiso solidario de los inmigrantes debe vencer, en ocasiones, reticencias culturales, las mismas que tuvo la población española hasta que se logró convertir el hecho de la donación en un acto de solidaridad. Pero además, recuerda Manceñido, existen otros problemas, como son las enfermedades endémicas de sus países de origen: Algunos, por su procedencia, tienen que pasar al menos tres años en cuarentena al ser originarios de zonas endémicas de paludismo o malaria, entre otras enfermedades, lo que hace que tampoco tengan todas las facilidades para ser donantes. Eso hay que tenerlo en cuenta Demandan apoyo público Tanto el presidente de la federación como otros donantes exigen a las administraciones públicas más respaldo: Los primeros que deberían ser conscientes de que no somos autosuficientes son las autoridades sanitarias, principalmente el Ministerio de Sanidad afirma Martín Manceñido. Los donantes necesitamos mayor apoyo y reconocimiento social para incrementar el índice de donantes en España y eso se logra, en su opinión, con campañas divulgativas y formativas sostenidas en el tiempo y aproximándose al colectivo social. Para Manceñido, uno de los problemas que ha llevado a las Administraciones públicas a no apoyar con toda la fuerza que debieran es el aumento de las denominadas donaciones dirigidas aquellas que se logran de los familiares de los pacientes que van a ser intervenidos quirúrgicamente. Pero la sangre debe ser obtenida de forma totalmente altruista, no presionando a las familias asevera el presidente de la federación de donantes. La Universidad de León está coordinando un estudio sociológico para conocer cuáles son los elementos fundamentales de la donación en España. En estos momentos, la población más solidaria es la comprendida entre 31 y 45 años, que representa el 40 Para que España llegase a ser autosuficiente se necesitaría, como mínimo, elevar el índice de donantes del 37,97 por cada mil personas al de 42 o 43 donaciones por idéntico porcentaje. Ignacio Álvarez Director de banca Es el tercer donante español en activo. La ha regalado 154 veces durante 32 años. Comenzó a los 20 La solidaridad es insuficiente G. Z. Las donaciones, en cifras Los donantes activos en España son 2.100.000 personas. Durante 2004 se han sumado 210.000 más, casi el mismo número de los que han dejado de donar, bien sea por edad, enfermedad o llevar más de tres años sin donar. Durante 2004 se registraron un total de 1.660.000 donaciones. Sin embargo, se necesitan 300.000 más anuales de plasma. Las Comunidades Autónomas donde mayor número de donaciones se realizan siguen siendo, por orden, Navarra, País Vasco, Galicia y Cantabria. El índice de donantes por cada 1.000 habitantes era, en 2003, de 37,97. Donde menos se dona es en Melilla, Ceuta, Canarias y Andalucía. La edad a la que más se dona es entre los 31 y 45 años, donde se concentran el 40 Hay más hombres (56 donantes que mujeres (44 Llamada a los inmigrantes ¿Por qué hacer un llamamiento a los inmigrantes? Según los datos de la federación, el índice de donantes es de 37,97 por cada mil habitantes, pero si se atiende a otra nacionalidad que no sea la española este desciende hasta los cinco por cada mil. Sólo los inmigrantes que están muy asentados o concienciados donan destaca Manceñido, para quien es vital tratar de llegar a ellos, informándoles. A medio plazo tenemos que ser capaces de integrar a ¿Por qué comenzó a donar? -No hubo circunstancias anormales. Hacía poco que se había fundado en Catabria la Hermandad de Donantes. Tras pensármelo muchos días, porque requiere un poco de mentalización, lo hice. ¿Es difícil tomar la decisión? -No, pero al principio tienes un poco de temor. Dudas si dolerá o no. Requiere decisión. Muchas veces influye lo cómodo o incómodo que puede ser acercarse a un centro sanitario o a una unidad móvil, pero la excusa nunca puede ser que me pilla lejos o mal. ¿Cree que la sociedad española es solidaria? -No hay solidaridad suficiente. Cuando se produce algún acontecimiento como el 11- M nos volcamos, pero en el día a día fallamos. Sería muy interesante que nuestros ídolos mediáticos del deporte o el espectáculo se animasen y dijesen que son donantes o que lo van a hacer. La juventud iría detrás.