Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 1 5 2005 27 Gordon Brown toma el protagonismo de la campaña laborista con pose de primer ministro Francia comienza a decir sí en las encuestas al Tratado Constitucional Europeo Descubierta una nueva fosa común en Irak, con más de un millar de cuerpos Un lugarteniente de Zarqaui se ofrece a atacar la Casa Blanca y el Vaticano día de violencia tras la aprobación del Gobierno, al menos once iraquíes murieron ayer y más de cuarenta resultaron heridos en Bagdad y el norte ABC BAGDAD DUBAI. Una nueva fosa común con más de 1.500 cuerpos, la mayoría de kurdos, ha sido descubierta en el sur de Irak por un grupo de investigadores, anunció ayer el ex ministro de Derechos Humanos iraquí Bajtiar Amin. La mayoría de las víctimas eran mujeres y niños que, aparentemente, fueron ejecutados frente a 18 fosas cubiertas de roca que integran el enterramiento, próximo a la localidad de Samawa, a unos trescientos kilómetros al sur de Bagdad. Los primeros 110 cuerpos recuperados, de los que dos tercios corresponden a kurdos, están siendo sometidos pruebas forenses, cuyos resultados podrían unirse a la causa que se sigue contra el depuesto presidente Sadam Husein por crímenes contra la humanidad y genocidio. Cerca de trescientas fosas comunes han sido descubiertas tras la caída de su régimen. Según el antiguo ministro, que cita a los investigadores que hallaron el enterramiento, la mayoría de las víctimas vestían trajes típicos kurdos. Las primeras pesquisas apuntan a que pudieron ser ejecutadas en la década de 1980, después de una protesta de presos kurdos que exigían más mantas en el penal de Abu Ghraib. Tras el motín, la temible Guardia Republicana intervino en la cárcel, donde ejecutó a varios de los rebeldes y se llevó al resto de los kurdos. Mientras tanto, en el segundo día consecutivo de violencia tras la aprobación del nuevo Gobierno, al menos once iraquíes murieron ayer y más de cuarenta resultaron heridos en una serie de ataques de insurgentes en Bagdad y otras localidades del norte. Al menos cinco coches bomba sacudieron ayer la capital, según informó el portavoz del Ejército estadounidense Greg Kaufman, que no disponía de información sobre eventuales víctimas. Uno de estos ataques lo perpetró un suicida contra una patrulla del Ejército norteamericano y la Policía iraquí, que se saldó con la muerte de un iraquí y con otros siete heridos, incluidos cuatro policías, según el mayor de la Policía iraquí Musa Abdul Karim. Unos minutos más tarde, otro suicida se estrelló contra un convoy civil cerca de las oficinas del Consejo Nacional del Diálogo, una coalición de diez facciones suníes que negociab En el segundo EPA tas sin alcanzar su objetivo. Poco después se sabría que respondían a los nombres de Nagat Yusri, de 22 años de edad, e Iman Ibrahim, de 19, y que eran la hermana y la novia, respectivamente, de Ihab Yusri, el terrorista muerto en el puente del 6 de Octubre minutos antes. Tras un intercambio de disparos con policías egipcios, Nagat disparó y mató a su futura cuñada y luego se suicidó. Junto a sus cadáveres se encontraron una pistola oxidada y un viejo revólver. Nunca antes habían participado mujeres egipcias en atentados terroristas en este país. Un forense retira la arena de las calaveras halladas en una fosa en Samawa AP Reivindicados Los ataques fueron reivindicados a última hora de la tarde por la organización terrorista de las Brigadas del mártir Abdallah Azzam que se regocijaba de las operaciones en los dominios del faraón de Egipto (Mubarak) y recordaba asimismo el ataque del 7 de abril y el perpetrado en octubre de 2004 contra el hotel Hilton de Taba, en el Mar Rojo, que costó la vida a 34 personas, entre ellas a 10 israelíes, y provocó más de un centenar de heridos. No fueron dichas Brigadas las únicas en acordarse de esos atentados y de otros anteriores. Las autoridades egipcias temen que se produzca ahora una parecida reacción a la de mediados de los años 90, cuando Egipto, cuya economía depende en gran medida del turismo, se vio sacudido por una ola de atentados que espantaron a los turistas de todo el mundo. La resurrección del terrorismo puede además jugar su papel en el desarrollo de las elecciones presidenciales previstas para otoño. La mayoría de las víctimas mortales en el enterramiento vestían trajes típicos kurdos El grupo del jefe de Al Qaida en el país reivindicó un ataque a un convoy en Bagdad ba su participación en el nuevo gobierno iraquí, dominado por la mayoría chií. La explosión mató al menos a un guardia de seguridad e hirió a otros 18 iraquíes, según el capitán de la Policía Kadhim Abbas. El grupo de Abu Mussab al Zarqaui, jefe de la red terrorista Al Qaida en Irak, reivindicó en internet el atentado contra un convoy estadounidense- iraquí ocurrido en Zayuna, un barrio del este de la capital. Precisamen- te un estrecho colaborador de Al Zarqaui pidió a este último que dé la orden de atentar contra la Casa Blanca y el Vaticano, para lo que se ofreció voluntario, en una grabación sonora que se le atribuyó, difundida también ayer en internet. El jeque Abú Abderramán Al- Iraqi dijo a Al Zarqaui que si usted fija (como blanco) la Casa Blanca y el refugio del Vaticano, desplegaremos todos nuestros esfuerzos para alcanzar sus fines La grabación se divulgó al día siguiente de la difusión de un llamamiento del líder de Al Qaida en Irak a intensificar la lucha contra las fuerzas de EE. UU. Esta es la primera vez que el Vaticano es designado como blanco de la red terrorista de Osama bin Laden. Ocho estadounidenses muertos Por último, el balance de militares norteamericanos muertos en los últimos tres días se elevó a ocho, con el fallecimiento ayer de un soldado a causa de los disparos en la localidad de Khalidiyah, al oeste de Bagdad.