Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 30 4 2005 55 Cultura y espectáculos b Isabel Velázquez disecciona 163 El Festival de Cine de Málaga, cuyo palmarés se conocerá hoy, ha dedicado una retrospectiva a Carlos Saura El romance, con pizarra visigoda entra Un ensayo documenta la disgregación del latín y la lengua hablada en la Hispania de los siglos VI a VIII pizarras halladas en Salamanca, Ávila y Caceres en una obra auspiciada por la Real Academia y el Instituto Castellano y Leonés de la Lengua ANTONIO ASTORGA MADRID. En la Hispania de los siglos VI a VIII ya se glosaba a Benedictio En esa Hispania la letra entraba con la pizarra visigóda y se balbuceaban los primeros Aemilius Existían los guardianes del centeno y la bouina (boina) galopaban los kaballos y había cultura y corte Aún no se escribía del paraíso, aunque sí del infernus y su martirium En su libro Las pizarras visigodas (Entre el latín y su disgregación. La lengua hablada en Hispania, siglos VI- VIII) la profesora Isabel Velázquez Soriano se ha dejado las cejas y ha volcado veinte años de pasión para ofrecernos, como subraya el director de la Real Academia, Víctor García de la Concha, una importante documentación latina antecedente de los pergaminos a partir del siglo VIII adelantan la documentación romance en un texto del siglo VII. La obra será un valioso instrumento para el Diccionario Histórico de la Lengua. Las pizarras visigodas presenta desde un alfabeto latino, textos litúrgicos o conjuros y plegarias, a cartas, como esta joya hallada en El Barrado (Cáceres) que dice así: Faustino al Señor Paulo. Saludo a tu grave dad y te ruego, señor, que, como es costumbre hacer, recojas tú mismo la aceituna. Trata de obligar a tus siervos mediante juramento para que no cometan fraude contra ti. Coge las copas, las varas de toza y séllalas con tu anillo y comprueba si las están engasta- Los primeros balbuceos del Romance Con ejemplar rigor científico la investigadora analiza el corpus más antiguo de documentos latinos de la Península Ibérica y los traslada del latín al castellano. Son unos textos que dan cuenta de hechos esperables, confirma García de la Concha (que presentó el ensayo ayer en la sede de la RAE junto a Gonzalo Santonja, director del Instituto Castellano y Leonés de la Lengua) la falta de aspiración de la antigua h la pérdida de la -m y -t finales; el rechazo del grupo sp- inicial; el relajamiento de las consonantes implosivas, como en Bitorius por Victorius la pérdida del w intervocálico como en boina bouina La importancia del léxico se manifiesta en casos como duos gaunapa duos lino s? plomacios... que Pizarra de El Tiemblo (Ávila) fechada entre el año 642 y el 649, durante el reinado de Chindasvinto das con la grapa, tal como las fijé. Así Cristo te guarde Los textos glosan asimismo negocios jurídicos (compraventas, permutas, juramentos de juicios, placita diversos) que se llevaban a cabo en una sociedad de marcado carácter rural y de economía agropecuaria; documentos jurídicos en los que se percibe una estructura muy semejante a la de los que conocemos a partir del siglo IX. Ilustramos esta página con una pizarra de El Tiemblo (Ávila) Es de tono rojizo oscuro en su parte escrita y grisácea en el reverso. De forma alargada, acabada en punta y de corte más horizontal en el borde superior, está rota en todos sus márgenes. El texto contiene un documento jurídico consistente en una securitas -explica Isabel Velázquez- único caso en pizarras y sin paralelo entre las Fórmulas visigodas En la estructura puede distinguirse una notificatio y expositio con el nombre de los jueces y vicarios y la mención del motivo concreto del documento, unos cerdos por los que se da una garantía de 10 sueldos; una dispositio con el juramento que lleva a cabo Gisadus dentro del cual se menciona el reinado de Chindasvinto, por lo que la pieza se puede fechar entre el 642 y 649, es decir, su mandato en solitario, antes de la asociación al trono de su hijo Recesvinto; una sanctio también dentro del juramento de Gisadus donde tal vez se estipularía algún tipo de pena pecuniaria; una subscriptio de la que se conservan parcialmente los nombres de los testigos, alguno de ellos, al menos, vicario ante quien se ha hecho el juramento ante testigos, que dice así: en presencia de los cuales del vicario Amarano o bien fredo, La lengua de Hispania Aemilius Ae? milio; Emili; Emilius Alienus- a- um alienas Alleluia al (le) l (ui) a Antonius Benedictio benedictione Caballus caballos; caballu; kaballos Camisia camisias Cedo ceder (unt) cesserint Demando domando Deus Dei; Deo; Deum Ego me mei mecu m mici mihi Femina feminas Fraga fragis Gallina galina Hora ora Infernus infernu m Kabemus habeo Linum lino Locus loco Michael Micael Porcus porcum Vasco nius? Victorius Bitorius Xritoforus, Xptum, Christoforus, Christus Argeredo, Gisado prestó juramento a causa de he reconocido que un puerco mío fo estuve de acuerdo y me devolvió y convino conmigo. Gisado -a Aniano y Teudoteo pagué? diez sueldos co puerco al que ti menos de -a Por este motivo, yo, Gisado, juro por todas las cosas divinas y el reino de nuestro gloriosísimo señor, el rey Chindasvinto dar garantía? Lo que si por alguna causa ¿no hiciera? pagaré para tu parte? s dos s tu seguridad N suscribí (signo de firma) Amarano suscribí (signo de firma) Ranulfo suscribí esta seguridad El vicesecretario de la RAE, José Antonio Pascual, señaló que estas pizarras pueden ser consideradas como los primeros balbuceos del romance, sin olvidar que el Romance nace de diferentes maneras y épocas