Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
24 Nacional VIOLENCIA JUVENIL EN LAS CALLES MIÉRCOLES 27 4 2005 ABC El amigo de un joven apuñalado por los latin kings en Hospitalet de Llobregat hace la corona con la que se identificaron los agresores ELENA CARRERAS Las bandas latinas cuentan con un ejército de 2.000 jóvenes en Madrid y Barcelona Detenidos ocho latin kings por robar y agredir a varios pasajeros del Metro de la Ciudad Condal b La Policía afirma que sigue de cerca sus pasos pero que no hay que ligarlos al crimen organizado. Aun así, estas bandas han protagonizado episodios muy violentos DOLORS MASSOT BARCELONA. La Policía Nacional, los Mossos d Esquadra de la Generalitat de Cataluña y la Policía Local de Madrid y Barcelona se niegan a hablar de ellos como banda delictiva El subinspector de los Mossos d Esquadra del área central de Análisis Estratégico, que prefiere no dar su nombre, asegura que es mejor considerar que nos encontramos con grupos de jóvenes de los que algunos de ellos acaban cometiendo actos delictivos Pero por lo general, asegura, no son delincuentes ni llegarán a serlo, porque antes se apartarán del grupo, aunque les cueste, porque se van haciendo mayores, cambian de lugar de residencia o forman una familia y no quieren problemas En su opinión, no es un fenómeno consolidado aunque nadie niega que se han dado episodios de violencia terrible. Uno de ellos, el caso de Ronny Tapias, un estudiante colombiano que murió de una puñalada en el corazón el 28 de octubre de 2003 a la salida del instituto Sant Josep de Calassanç, en la zona de Camp de l Arpa de Barcelona. Otro acto con resultado mortal, en Rubí, fue la coronación de un latin king que provocó la muerte a puñaladas de un joven marroquí, Alí El Maddahi. Su agresor fue detenido en Madrid en junio de 2004. El último episodio es reciente: agentes de la Policía Nacional detuvieron anteayer a ocho lating kings por robar presuntamente a tres chicas en las estaciones del Metro de Virrei Amat y La Sagrera, en Barcelona, y apedrear y arrojar a las vías a dos pasajeros que intentaban ayudarlas. Los hechos se remontan a la madrugada del 10 de abril. Entre los detenidos (de nacionalidad española, chilena, peruana y ecuatoriana) hay dos menores. Fenómeno urbano Los cuerpos policiales calculan que unos 2.000 jóvenes, en su mayoría latinoamericanos, pertenecen a estas bandas. Los Mossos d Esquadra tienen localizados a 400 miembros de grupos latinos en Barcelona y su área metropolitana. Su edad, entre los 14 y los 23 años. Aunque las maras latinas son muchas en Estados Unidos y Centroamérica, en nuestro país existen miembros de los latin kings ñetas rancutas y salvatruchas Es un fenómeno urbano y produce efectos de mimetismo explica este investigador, quien añade que su implantación en España va en función de la situación de marginalidad y la falta de oportunidades que puedan vivir algunos jóvenes. Se desarrollan o desaparecen según las expectativas de futuro de los chicos Hay un trazo común a todos los grupos: Las familias están desestructuradas y proceden de la inmigración Que una familia esté desestructurada, matiza, puede deberse a que parte de sus integrantes sigan en el país de origen, a que los padres no puedan hacerse cargo de sus hijos, a que estén separados o divorciados, o a que algún miembro de la familia reciba malos tratos. El ambiente, tanto social como económico, les resulta hostil. Los integrantes de grupos latinos se sirven mucho de internet para comunicarse No hay que menospreciar que llega gente con experiencias delictivas en sus países, bien porque las han visto o porque son autores de ellas: que no tengan antecedentes no quiere decir que no hayan hecho nada añade este experto. Alerta, pero no alarmados La Policía Nacional y los Mossos insisten en que no son una banda criminal, sino que viven las características propias de los grupos de jóvenes El subinspector de la Policía autonómica prefiere pensar que hay que estar alerta, pero no alarmados Sin embargo, en ellos se da de forma acentuada la admiración por la valentía, la defensa a muerte del compañero, un supuesto compromiso de por vida... Todos ellos son elementos épicos En otros países se ha dado el caso de persecución de un miembro que quiere marcharse, de venganzas e, incluso, de amenazas que obligan a alguien a cambiar de país. Aquí no nos consta que haya sucedido nada de esto dice el subinspector, del mismo modo que asegura que no tenemos registrado ningún caso de agresión que haya producido lo que ellos llaman la sonrisa del payaso Estos grupos amenazan con hacer dos rajas a a ambos lados de la boca del que los traicione. Es algo que amedrenta a los jóvenes pero que, al menos por ahora, no pasa de la leyenda urbana. Hay un trazo común en los grupos: las familias están desestructuradas y proceden de la inmigración