Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 22 4 2005 Espectáculos 63 VIERNES DE ESTRENO El estreno el 6 de mayo de El Reino de los Cielos de Ridley Scott, será uno de los grandes éxitos de la temporada. El filme reúne figuras como Orlando Bloom, Liam Neeson, Jeremy Irons y Eva Green, y ofrece casi dos horas y media de gran espectáculo El centro de mi película es la tolerancia TEXTO: TULIO DEMICHELI FOTO: SIGEFREDO MADRID. Cinco años después de haberse estrenado Gladiator Ridley Scott vuelve a la ficción histórica y ahora nos instala en Jerusalén, durante las Cruzadas. El argumento de esta película de gran espectáculo (se han construido las murallas, la puerta de David y las torres que sobrevivieron a la destrucción de Jerusalén el año 70 a tamaño real, y llegan a intervenir hasta 35.000 extras en las batallas) está basado en hechos y personajes reales: la tregua y la convivencia religiosa en Jerusalén durante los tiempos de Saladino (Ghassan Massoud) la provocación del templario Reynaldo de Chatillon (Brendan Gleeson) la muerte de Balduino IV, la sucesión de Guy de Lusignan (Marton Csokas) el sitio de la Ciudad Santa y su rendición al sultán guerrero. Siempre me ha atraído crear mundos- -afirma el cineasta- Por su parte, mi guionista, William Monahan, siempre estuvo muy interesado en el rey Balduino IV, el Leproso (Edward Norton, siempre tras una máscara) y en las Guerras de la Cruz, que eran un conflicto sin fin y que, desde mi punto de vista, no tenían razón de ser. Aunque se convocaron por idealismo y se hayan idealizado como un periodo romántico, en realidad había en ellas muchos más intereses particulares y mucha más sed de violencia que ideales caballerescos creencias. Por eso, al escribir el guión, pensamos que a su protagonista, Balian de Ibelin (Orlando Bloom, que ha perdido a su hija, cuya mujer se ha suicidado y que además tiene que huir de su pueblo por haber cometido un asesinato) todo eso que le pasa tiene que parecerle injusto. En realidad, Balian siempre se está interrogando y pidiendo consejo al Hospitalario (David Thewlis) quien se muestra siempre seguro de sus creencias y piensa que la fe no comienza ni en la razón ni en el corazón, sino en el recto comportamiento El cineasta afirma que la tolerancia es el tema central de su película y ello se expresa en el ideal de Balduino IV, para quien Jerusalén debía ser el Reino de los Cielos, la Ciudad Santa de las tres religiones. En esa época se vivió una tregua con Saladino, que también era un sultán tolerante. Balian, al asumir ese ideal- -como hizo su padre, Godofredo (Liam Neeson) y como lo hace el comandante militar de Jerusalén, Tiberias (Jeremy Irons) cuando muere Balduino se niega a participar en una conspiración que le convertiría en rey, pues su alma se perdería. Y eso a pesar de que Sibila (Eva Green) hermana de Balduino y esposa de Lusignan, le dice que esa mala acción reportaría un bien mayor Balian, un personaje real ¿Es Balian de Ibelin un personaje real o de ficción? Efectivamente existió y fue el caballero que defendió y rindió Jerusalén. Pero no se sabe mucho más de él. Lo elegimos como protagonista porque nos permitía inventarle una biografía. Así que imaginamos que era un hombre corriente, un herrero, que de pronto se convierte en noble porque es hijo bastardo de un caballero cruzado. Así que de la ficción vamos a la realidad histórica Scott niega haber recibido amenazas de grupos fundamentalistas, como se ha llegado a decir, subraya que ha querido dar una visión del mundo islámico distinta a la que impuso Occidente y recuerda que ya ha realizado tres películas en Marruecos. No crean que era fácil rodar en Rabat Black Hawk derribado en la que participaron miles de marroquíes delante y detrás de la cámara. En El Reino... además hemos contado con el ejército por cortesía del Rey Mohamed VI; junto con españoles, italianos, croatas, británicos... Incluso los actores que interpretan a los protagonistas musulmanes son de Egipto, Siria y Sudán. Consulté mucho a Ghassam Massoud- -que es universitario y uno de los grandes actores del mundo árabe- -para hallar el tono. Él estaba muy contento de cómo se planteó su personaje, Saladino Mucha gente busca espiritualidad Una película que habla de las dos grandes religiones cuando en el mundo se producen guerras en las que éstas no están ausentes. Sin embargo, aunque su colega Martin Scorsese afirme que hoy no vivimos el tiempo de la razón, sino el de la fe Scott no lo ve así: Soy agnóstico y Occidente tampoco es muy practicante. En el mundo árabe la religión sí es muy poderosa, pero aquí la fe es muy frágil Y lo dice a pesar de que millones de personas despidieran a Juan Pablo II. Realmente me sorprendió- -asiente- -y lo que más me alegró fue comprobar que la mayoría eran jóvenes. Yo creo que mucha gente busca algo que no tiene: la espiritualidad Quizá por ello, la mentalidad religiosa de los personajes positivos de El Reino de los Cielos no se corresponde con la religiosidad medieval, sino con la contemporánea. Fue una elección consciente- -responde Scott a ABC- Un historiador me dijo que en aquella época era impensable que alguien manifestara dudas sobre su fe. Y yo le dije: Pero, ¿estabas tú allí? No me cabe en la cabeza que nadie tuviera dudas; lo que ocurría es que no las podía expresar por temor a las consecuencias, pero yo creo que siempre ha habido personas que se han cuestionado sus Ridley Scott, ayer en Madrid zas pero al final los dos se salvan por su idealismo) Scott los considera muy diferentes. Ésta no es una historia sobre la venganza, sino sobre la convivencia entre religiones y su protagonista, Balian, hace ese viaje en busca de paz espiritual. Mientras Orlando Bloom está comenzando a ser adulto, tiene 27 años y ese aire de inocencia tan refrescante, Crowe es un actor experimentado, tiene 40 años y su personaje es el de un general pragmático, sin ninguna inocencia Por último, llama la atención que haya pocas escenas de amor y nada de sexo entre Orlando Bloom y Eva Green. El sexo me aburre en las películas cuando no es el tema argumental. El sexo sí es el centro de Último tango en París En mi película, además, he querido preservar la dignidad de los personajes Crowe y Bloom, sus dos héroes épicos Russel Crowe y Orlando Bloom han sido los actores que ha elegido para sus dos grandes héroes épicos. Aunque Máximo Gladiator y Balian puedan ser algo parecidos (ambos pierden a sus familias, hay vengan-