Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 Opinión VIERNES 22 4 2005 ABC M. MARTÍN FERRAND ¿No tiene bastante el president con el lío lingüístico que tenemos organizado en el plano nacional? A LOS RITMOS ASIÁTICOS El hervor económico que comenzó en Japón, siguió por parte de los tigres del sudeste asiático y ahora con China, en crecimiento implacable, alcanza a casi todo el continente tema más flexible y competiINGAPUR puede contivo. vertirse en Las Vegas Paralelamente, aparecen de Asia cuando abra fisuras históricasy geopolítisus nuevos casinos al turiscas que la universalidad del mo global. La ciudad- Estado chip o del McDonald s no construida sobre los fundasolventa. El rastro de impementos del confucianismo y rios y guerras sanguinarias una peculiar noción de liberVALENTÍ PUIG no se olvida en mucho tiemtad toma cursos acelerados po. La compulsiva introverde bacarrá. Cualquier día sión china difiere ahí de un Japón los fórmula- uno preferirán correr que fueconstitucionalizado por elgeen tierras chinas que en Indianáponeral MacArthur y ha venido siendo lis. Un Hollywood muy productivo más o menos cumplidor de sus alianfunciona en la India de Gandhi. Viezas con Occidente. Han parado por nen los Juegos Olímpicos de Pekín ahora las manifestaciones antijapoen 2008 y la Expo de Shangai dos nesas en China que arrasaron las exaños después. Para la noche de despendedurías de sushi en Pekín. Almelenarse bien están el chachachá guien habrá dado la orden de que el y la salsa, pero para las jornadas de fervor nacionalista chino cese la agicompetir mejor será adaptarse a los tación que comenzó al recordarse ritmos asiáticos. Ese es el hervor las atrocidades cometidas por el ejéreconómico que comenzó en Japón, cito japonés al invadir China en los siguió por parte de los tigres del años treinta. Irrita en Pekín que los sudeste asiático y ahora con China, manuales escolares japoneses nieen crecimiento implacable, alcanza guen la matanza. a casi todo el continente, hasta el punto de que Vietnam se olvida de L episodio máximo fue la toma la guerra y busca paladear las miea sangre y fuego de Nankín, peles capitalistas. La naturaleza del caro el total es de millones de víctimas. pitalismo asiático no corresponde Las espadas de los samurái no dieal modelo anglosajón ni al renano: ron tregua. Sesenta años después, todo es mucho más heterogéneo, los chinos saben que esa memoria es desde una China que políticamente compartida por no pocos países asiáestá en un estadio postotalitario inticos que fueron ocupados por el Jadefinible a un Japón corporativista pón. De todos modos, Japón ya exque busca transformarse en un sisporta a China más que a los Estados Unidos. No es menos cierto que Pekín estaba necesitando una maniobra de distracción para disminuir noticias de descontento popular en casa y de luchas internas en la nomenklatura postcomunista. Para eso están la pulsión nacionalista y el vecino antiguo agresor. Por lo demás, está en juego la posibilidad de que Japón vaya a ocuparun puesto en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. Pekín echa sus primeros pulsos en el nuevo orden internacional. Por ejemplo: incrementa su poder naval para tener amedrentados a los taiwaneses al tiempo que planta cara a los Estados Unidos en el océano Pacífico. Es lógico que la nueva magnitud exterior de China no guste de la buena relación entre Tokio y Washington. TRO ritmo asiático con posibles sorpresas es la relación entre China y la India. Los dos países suman el 20 por ciento de la actividad económica mundial y un 40 por ciento de la población activa. Si la India podía ser considerada buen aliadode los Estados Unidos, unahipótesis en curso- -según Spiegel -pone en el mapa un nuevo entendimiento entre Nueva Delhi y Pekín. Esta hipótesis alteraría en no poco el tablero asiático y el precario orden mundial, con riesgos de desestabilización. Así, Japón sale más que perjudicado y los Estados Unidos pierden la hegemonía estratégica en el Pacífico. Siendocomo son estostiempos, el ritmo asiático es de vértigo. vpuig abc. es MARAGALL EL FRANCÓFONO H AY muchas razones, la mayoría estimulantes, para viajar a París, la ciudad en la que, a pesar del empeño contumaz de los parisienses, se cruzan la mayor parte de los más hermosos y apetecibles caminos de Europa. De hecho, y no sin darle vueltas, sólo se me ocurre una razón sólida para no ir a la capital de nuestros vecinos del norte. Justamente la que anteayer empujó a Pasqual Maragall, el primer intento de adhesión a la que dice ser Organización Internacional de la Francofonía, la OIF, en la que se agrupan medio centenar de estados francófonos. ¿No tiene bastante el president con el lío lingüístico que tenemos organizado en el plano nacional y necesita ampliarlo con idiomas extranjeros? Dado que los vecinos no se eligen, sino que tocan en la tómbola de la Historia, no tiene mucho sentido el trabajo de su enjuiciamiento crítico y no es cosa, como hacía Schopenhauer, de pensar que los franceses le compensan a Europa la carga que le corresponde al resto del mundo por tener monos. Tampoco es procedente la última maragallada, la imprecisa afirmación de que Francia ha sido en nuestra Historia la puerta de la libertad Eso no es cierto y, menos todavía, si se dice en catalán, en el idioma de oponerse a Felipe V o de negarle el pan y la sal a los afrancesados de la Ilustración. En cualquier caso, él sabrá por qué- ¿el hipotético apoyo de los galos al catalán como lengua oficial de la UE? -el vértice del tripartito se fue al Quai d Orsay para anunciarles su ataque de francofonía; agudo o crónico, que tratándose de Maragall puede ser y no ser al mismo tiempo. El francés será la primera lengua extranjera en la enseñanza en Cataluña y, supongo que sin considerar como tal al castellano, los niños ignorarán el mismo idioma que, dada la ineficacia tradicional del sistema educativo, ya ignoran sus padres y que, a pesar de su continuidad en el más viejo bachillerato, mal conocemos sus abuelos. Con tal de provocar al resto de España, el líder de la franquicia socialista catalana está dispuesto a ponerse contra los vientos de un progreso que, por lo que llevamos visto, sólo les sirve a los escuderos de José Luis Rodríguez Zapatero para criticar a Benedicto XVI. La enseñanza de los idiomas en España, mala con solemnidad en su tradición pedagógica pública y privada, empezaba a enderezarse un pelín en función de la aceptación total- -inevitable según la realidad- -del inglés como primer idioma extranjero; pero la aspiración de Maragall, de cercanías, que ya limita a los niños de Cataluña la enseñanza del castellano, quiere privarles también del otro gran idioma de comunicación del que dispone occidente. Se trata de un deseo muy profundo de los catalanes dice el president. Valga como dato para mejor comprender el disparate que Andorra, bilingüe en francés, solo está en la OIF como observador. S O E REVISTA DE PRENSA lo que está pasando allá fuera no lo está dirigiendo ningún político, es la voluntad espontánea del pueblo y nadie más que el pueblo debe reclamar el crédito Sobre el complicado presente de la República de Ecuador, el nuevo presidente asegura que desde hace más de un año advertí de que el país se estaba cayendo a pedazos, que estaba en terapia intensiva y que se lo llevaba el diablo... Ahora estamos en coma y hay que tener cuidado de que nadie pretenda aplicarnos la eutanasia Los pasos a dar en el futuro, según Palacio, deben ajustarse al marco legal: No abandonemos la Constitución ni la Ley. Esas son las reglas. El asunto es sencillo, remitámonos a lo que dice la Constitución, no a lo que se le ocurra a tal señor o a determinado sector. Hay que salvar al país con métodos ortodoxos El presidente es tajante sobre la economía: El crecimiento del 6,6 por ciento que se ha venido pregonando es una farsa S. I. Ecuador se iba al diablo Alfredo Palacio, el nuevo presidente de Ecuador tras la destitución del coronel Lucio Gutiérrez, accedió a conceder una entrevista al diario ecuatoriano La Hora minutos antes de prestar juramento ante el Congreso Nacional. Asegura Palacio que, en esta profunda crisis, hay que escuchar al pueblo, pero lo fundamental es saber adónde vamos El presidente afirma que el sistema presidencialista se agotó y hay que preguntar al pueblo si es partidario del sistema parlamentario y si quiere tener autonomía... Hay que preguntar a la población qué es lo que necesita En cuanto a la revuelta popular, Palacio es concluyente: Créame, La voltereta de Berlusconi La dimisión de Silvio Berlusconi tras asegurar que jamás se sacrificaría a los ritos políticos con el fin de proceder de inmediato a la formación de nuevo gobierno, es calificada por La Repubblica de amarga voltereta Berlusconi ha elegido morir como democristiano editorializa Curzio Maltese en la primera de este diario. El hombre que apenas el lunes aseguraba que no se plegaría a los ritos políticos da una voltereta grotesca y acepta travestirse en la más pura tradición del teatrillo político asegura La Repubblica en alusión a la mutante política italiana desde la posguerra, plagada de cambios de gobierno. S. I.