Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 Benedicto XVI, nuevo Papa MIÉRCOLES 20 4 2005 ABC Joseph Ratzinger Entrevista JOSEPH RATZINGER Entrevista concedida a ABC en noviembre de 2002 Todavía no se ha asimilado todo el proceso y riqueza que supuso el Vaticano II MURCIA. El nuevo Papa clausuraba el Congreso internacional sobre Cristología que organizaba la Universidad Católica San Antonio de Murcia, al que asistieron más de dos mil personas. El purpurado alemán, que acababa de ser nombrado decano del Colegio cardenalicio, hizo para ABC un repaso de los retos de la Iglesia católica frente a la creciente secularización o de los casos de pederastia en Estados Unidos. ¿Qué trabajo realiza la Congregación para la Doctrina de la Fe? -Tenemos dos funciones principales: una disciplinar, que tiene que ocuparse de los delitos de los sacerdotes, que por desgracia existen en la Iglesia. La otra es la de promover la fe y el diálogo entre los teólogos del mundo, alentar a las corrientes positivas y defender, frente al relativismo y la pérdida de fe en el mundo actual, la teología de la Iglesia. -Han debido hacer frente a una serie de escándalos, en especial el de la pederastia en Estados Unidos. ¿Qué lección hay que sacar? -También en la Iglesia y entre los sacerdotes hay miserias y pecados, pero corresponden a menos del uno por ciento de los sacerdotes estadounidenses. Estoy convencido de que la permanente presencia de sacerdotes en la opinión pública americana es una campaña pensada y construida para desacreditar a la Iglesia. -Su dicasterio analizó en su día la acción de la Teología de la Liberación y sus relaciones con la política. En España, algunos hablan de la ligazón de algunos postulados de esta corriente con la ideología de ETA. ¿Qué opina de las relaciones entre la violencia y la teología? -Debo aplicar lo que dijo la Congregación en los años 80 sobre la Teología de la Liberación. El cristianismo tiene que ver con la libertad, pero la libertad profunda no es una receta política. De las Sagradas Escrituras no se pueden deducir recetas políticas y, mucho menos, en el caso del terrorismo. La novedad del mensaje cristiano no es presentar a Cristo como un liberador político. No es como Barrabás, que buscaba crear con el terrorismo la liberación de Israel. ¿Las religiones son factores de conflicto? -La misión de Juan Pablo II es una misión de conciliación, de paz. En el pasado había guerras de religión. El Papa quiere demostrar que la justa relación entre las religiones no es la guerra, sino el diálogo, y busca las cosas positivas que hay entre las distintas religiones. El Papa no quiere relativizar la unidad de Cristo, pero sabe que no puede llegar a través de la violencia y el poder humano, sino a través de la fuerza de la verdad, y ésta llega con el diálogo. Respecto a la relación con otras confesiones Benedicto XVI concedió en noviembre de 2002 una entrevista a ABC, recién nombrado decano del Colegio Cardenalicio. La verdadera libertad no es una receta política afirmó TEXTO: JESÚS BASTANTE La Religión y Setién Ratzinger tuvo uno de sus primeros contactos con España en 2000, al acudir en febrero al I Congreso Teológico Internacional que se celebró en Madrid. Ante un foro abarrotado, el desde ayer Benedicto XVI fue cuestionado por la marcha de monseñor Setién del Obispado de San Sebastián. Su respuesta fue contundente y no dejó lugar a dudas: desmintió categóricamente que Setién haya sido cesado de su diócesis El entonces cardenal señaló después que había mantenido correspondencia con el prelado vasco a lo largo de los años, cartas por las que hemos visto que se trata de un hombre muy inteligente con opiniones que a veces debían ser completamente personales, pero ha sido un buen obispo Ratzinger fue interrogado por otras cuestiones, como la asignatura de Religión. El Papa mostró su pesar porque en la legislatura precedente no se hubiese regulado la situación en las escuelas, aunque precisó que no es extraño que en cuatro años no se haya podido resolver el problema debido al cambio cultural que está viviendo Europa Aun así, subrayó que la religión debe encontrar su ubicación adecuada en la educación cristianas, estoy convencido de que no hay problema en anunciar la verdad de Cristo y dialogar con todos. -Surgen voces pidiendo la convocatoria de un próximo Concilio. ¿Es una necesidad urgente de la Iglesia? -Creo que todavía no se ha asimilado todo el proceso y riqueza que supuso el Vaticano II. Es necesaria una cierta distancia para asimilar e interpretar la herencia que dejó. El Concilio Vaticano II es el camino, y creo que no ha llegado el momento de un nuevo concilio, aunque sí habría que buscar nuevas formas de contacto en los períodos intermedios, además de los sínodos. ¿Está preparada la Iglesia para dar una respuesta ante la descristianización del mundo? -Quizá no estamos preparados ante los retos actuales. Parece que nos preocupamos demasiado de nosotros mismos, de cuestiones como el celibato y la ordenación de mujeres cuando el mundo está interpelando a la Iglesia en temas como la droga y el terrorismo. El mundo tiene sed de respuestas, y nosotros debemos buscar cómo mostrar a los demás el Evangelio, traducirlo en el mundo secularizado. Ratzinger en una expresiva fotografía de 2003 AFP