Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 18 4 2005 Internacional 41 Ofensiva militar al sur de Bagdad en busca de rehenes chiíes ABC BAGDAD. Tropas iraquíes, secundadas por soldados estadounidenses, emprendieron ayer una serie de operaciones en los alrededores de la ciudad iraquí de Madaen, escenario desde hace días de un confuso conflicto con tintes de disputa confesional. Insurgentes suníes retenían como rehenes a habitantes chiíes en esa villa situada a una treintena de kilómetros al sur de Bagdad, según señalaron fuentes de la seguridad iraquí. Fuerzas iraquíes, norteamericanas y ucranianas realizaron registros sistemáticos en poblaciones próximas a Madaen y arrestaron a 52 sospechosos, que fueron trasladados a Kout, informó un portavoz de la Policía iraquí. Las fuerzas iraquíes podrían haber entrado incluso en la misma ciudad de Madaen ayer por la mañana, según una fuente militar iraquí. Sin embargo, esperaban a la mediación de religiosos suníes antes de lanzar el asalto final a la ciudad, explicó el portavoz. Responsables chiíes aseguraron que un grupo de suníes armados se había apoderado de la ciudad, había capturado a más de un centenar de rehenes, entre ellos varias mujeres y niños, y amenazaba con matarlos si los chiíes no abandonaban la urbe. Uno de los dos vicepresidentes del país y líder suní, Ghazi al- Yawar, negó que existieran los citados rehenes y advirtió de que tales declaraciones sólo contribuían a que se agudizara la disputa confesional entre chiíes y suníes. Con similares palabras respondió ayer un portavoz de la red terrorista Al Qaida en Irak, para el que esta crisis no era más que una excusa, inventada con el fin de que las tropas iraquíes pudieran asaltar esta ciudad suní. REUTERS cano a las mismas. EE. UU. cuenta con poderosos instrumentos de persuasión, pero también en la ilusión sobre un futuro gobierno estable y amigo puede haber más de un espejismo. Los partidos religiosos chiíes, que forman la espina dorsal del nuevo régimen, tienen su propia agenda. La mayoría son moderados, como lo es su guía espiritual, el ayatolá Sistani. Pero, en el universo chií, moderación no tiene tiene por qué ser sinónimo de pronorteamericanismo. La simulación chií Los chiíes están familiarizados desde hace siglos con la estrategia de la simulación que para esta minoría en el Islam ha sido toda una estrategia de supervivencia. Sus partidos son moderados, pero también religiosos, nacionalistas a su manera, tradicionalistas, más antisionistas que muchos suníes, y sometidos a la presión del clérigo antiamericano Moqtada al Sadr, que se ha convertido en una de las figuras más populares de los chiíes iraquíes, por debajo sólo de Sistani y a la altura de Yáfari. Los partidos religiosos chiíes podrían dar más de una sorpresa cuando, a su vez, se hagan la ilusión de que Irak es un país soberano. Estados Unidos cuenta con el apoyo kurdo. Pero también puede ser un peligroso espejismo la ilusión de que los partidos kurdos quieren un Irak estable y unido. Sus dirigentes insisten en que no quieren la independencia, pero es que no puede haber independencia sin el petróleo de Kirkuk. Y su prioridad ahora, por encima de cualquier otro objetivo, es la integración de Kirkuk y sus recursos en un Kurdistán con derecho a la autodeterminación. Hay muchas ilusiones que podrían trocarse en espejismos. Incluida la de que la paz esté al alcance de la mano. En Irak ya se ha convertido en hábito hacer política con las armas en la mano. Y por delante queda mucha política hasta consolidar el nuevo reparto del poder tras haber sido desalojados los suníes del mismo. Incluso después de la retirada de tropas la paz no va a ser nada fácil en ese país.