Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 14 4 2005 25 Naciones Unidas aprueba por unanimidad una convención para combatir el terrorismo nuclear China y Japón reabren su vieja disputa sobre aguas territoriales ricas en yacimientos de gas natural Sharón advirtió a Bush de que Irán está a un paso de obtener el arma nuclear Acusó de conformismo a la UE por su afán de negociar con Teherán Crawford, el primer ministro israelí exhibió fotos y otras evidencias para ilustrar que los iraníes están muy cerca del punto sin retorno PEDRO RODRÍGUEZ. CORRESPONSAL WASHINGTON. La elusiva paz en Oriente Próximo no ha sido el único tema debatido por el primer ministro Ariel Sharón durante su visita de esta semana al rancho texano de George W. Bush. Según coinciden en resaltar una serie de filtraciones periodísticas publicadas ayer, el líder israelí ha aprovechado su privilegiado acceso directo a la Casa Blanca para inyectar una dosis de urgencia dentro de la espinosa cuestión planteada por las ambiciones nucleares de Irán. Provisto de fotografías y otras evidencias, Sharón habría trasmitido a Bush que la teocracia de Teherán se encuentra a muy pocos pasos de ingresar en el club de países con armamento nuclear, entre cuyos selectos miembros figura Israel pese a su tradicional política de ambigüedad. De acuerdo a la versión del New York Times, Sharón ha situado a Irán cerca del punto sin retorno en su afán por acumular los materiales y conocimientos necesarios. Con todo, el primer ministro israelí no habría indicado planes para repetir en Irán la misma fórmula unilateral de ataque sorpresa utilizada en 1981 para terminar con el reactor nuclear de Osirak, construido a las afueras de Bagdad por el régimen de Sadam Husein. Posibilidad de drástica intervención que hace apenas tres meses fue planteada en público por el vicepresidente Richard Cheney, quien este lunes también estuvo presente en la cita de Crawford. b Durante su vista a Ariel Sharón y Dick Cheney, durante su encuentro en Washington el martes AFP REUTERS Cheney cree que Israel podría optar por un ataque preventivo si ve inminente el riesgo de un Irán nuclear herán- -pese a disponer de fabulosas reservas petroleras- -defiende que su programa nuclear persigue producir energía eléctrica y que conforme a los términos del Tratado de No Proliferación Nuclear tiene derecho a enriquecer uranio, material que potencialmente puede servir para alimentar reactores o como punto de partida para la construcción de bombas. La Administración Bush ha dejado saber que las evidencias aportadas por Sharón no ofrecen datos adicionales a lo ya conocido por los servicios de espionaje de Estados Unidos. En los últimos meses, la Casa Blanca ha minimizado su retórica del eje del mal contra Irán, respaldando las ne- gociaciones entabladas por Gran Bretaña, Alemania y Francia. Esta solución diplomática aspira a que Irán abandone sus planes para enriquecer uranio a cambio de concesiones económicas y otras formas de respaldo. Entre dos y cinco años de margen El pasado febrero, la Agencia de Inteligencia Militar del Pentágono aventuró a través de su director, el vicealmirante Lowell Jacoby, que Irán probablemente alcanzará la habilidad de producir armas nucleares a partir de 2010. Para el director de la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA) Mohamed el- Baradei, aunque no existen evidencias concluyentes, el régimen dispone del conocimiento e infraestructura necesarios para desarrollar una cabeza nuclear en dos o tres años. El número dos de Bush, Dick Cheney, reconoció a la cadena MSNBC que si los israelíes se convencen de que Irán tiene capacidad nuclear, pueden decidir que es mejor actuar EPA elegida por sufragio o designada. En cuanto a la inmigración, los laboristas prevén desarrollar el sistema de puntos ya anunciado meses atrás, que restringe la plena aceptación de inmigrantes a los mejor preparados y pone serios obstáculos para los inmigrantes no especializados. Blair adoptó un duro tono en este apartado con el fin de hacer frente a las medidas más severas que defienden los conservadores, quienes reclaman un sistema de cuotas y han puesto la inmigración en el frontispicio de su campaña. El programa también hace una referencia a la guerra de Irak. Lamenta tanto la muerte de civiles inocentes como la de soldados y reconoce que mucha gente discrepa de las acciones emprendidas Respetamos y entendemos sus puntos de vista añade el texto, pero enfatiza que ahora la carnicería de Sadam está superada Sanciones de la ONU En esa reunión, el primer ministro de Israel habría solicitado que Estados Unidos presione para lograr por parte del Consejo de Seguridad de la ONU sanciones contra Irán de persistir en su desestabilizador programa nuclear. Argumentó que los conformistas países de la Unión Europea que intentan negociar con Teherán están ablandando sus posiciones, dispuestos a permitir que Irán posea tecnología para enriquecer uranio. Para Sharón, las secretas maniobras nucleares de Irán resultan especialmente peligrosas al venir acompañadas por el desarrollo de misiles con suficiente alcance como para atacar objetivos en Israel y bases militares de Estados Unidos en la región. En contraste, el régimen integrista de Te- Colonos y nacionalistas arrecian en su campaña contra la evacuación de Gaza ABC JERUSALÉN. La campaña lanzada por los colonos y la ultraderecha nacionalista israelí contra la evacuación de la Franja de Gaza se ha vuelto un quebradero de cabeza para Sharón. Ayer, dos adolescentes de 16 años interrumpían un acto castrense de jura de bandera en la academia militar de Latrún, al que asistían los más altos mandos del Ejército israelí. Los intrusos burlaron los estrictos controles de la base y desplegaron sobre el estrado una pancarta rojinegra con la leyenda: Judíos no expulsan a judíos Es el lema de la ultraderecha para frustrar los planes de evacuación ordenados por Ariel Sharón. Por otra parte, soldados israelíes procedieron, por vigesimoquinta vez, a la demolición de una pequeña colonia formada por apenas unas tiendas de campaña a las puertas del asentamiento de Kiryat Arba. Los colonos aseguraron que la reconstruirán.