Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 11 4 2005 Deportes 99 GOLF MASTERS Tiger Woods recibe la chaqueta verde de manos de Phil Mickelson, ganador de la anterior edición del Masters AP Tiger Woods vuelve por sus fueros y se enfunda su cuarta chaqueta verde El californiano gana en el desempate y recupera el número uno mundial MIGUEL ÁNGEL BARBERO Era el Masters más abierto de los últimos años, pero Tiger Woods se encargó de cerrarlo. Llevaba dos años y medio sin ganar un Grand Slam había perdido el cetro mundial y muchos le daban por muerto; sin embargo, en las calles de Augusta, las que le lanzaron al estrellato mundial en 1997, le devolvieron a la gloria. Con un final de infarto, en el que tuvo que llegar hasta el playoff Tiger Woods se deshizo de un Chris DiMarco que supo abstraerse de toda la presión y firmar una vuelta de cuatro bajo par en una situación de absoluta presión. Sin embargo, el último putt fue potestad del nuevo número uno universal, que obtuvo así su noveno grande Y es que no podía tener otros protagonistas este Masters 2005. A pesar de los parones y los múltiples favoritos, DiMarco y Woods habían sido los dominadores del torneo. El neoyorquino, sin grandes en su haber, en busca de su primer salmón el californiano, con ocho en su poder, de su cuarta chaqueta verde. Desde el principio de la ronda final estaba todo previsto para una jornada triunfal de El Tigre Llegaba en una forma impresionante, después de igualar la marca que estableció Steve Pate en 1999 de siete birdies consecutivos. Además, le había recuperado a su rival los tres golpes de ventaja sabatinos para afrontar la cuarta etapa con otros tantos a su favor. Por si esto fuera poco, Woods comenzó a lo grande, bajando el resultado en los dos primeros agujeros y viendo cómo su rival se desesperaba en los tapetes. Surge el genio de DiMarco Pero se llegó al Amen Corner con cinco de margen y ahí surgió el genio de DiMarco. Enlazó tres hoyos favorables para presionar al genio hasta el punto de forzarle a conseguir el golpe del torneo en el 16, al embocarla con suspense desde fuera del green después de leer perfectamente la caída. Aun así, dos bogeys en los últimos hoyos le llevaron hasta el desempate, aunque ahí ya no cupieron más fallos. La gloria era suya y no la iba a ceder. Tiger era el campeón. Por lo que respecta al único español superviviente, Miguel Ángel Jiménez, en la reanudación dominical se topó con tres bogeys entre el 3 y el 6 que apenas pudo compensar con un acierto postrero en el 8. Las opciones del malagueño, perdido en la zona baja de la tabla +5) quedaban pues reducidas a salvar los últimos hoyos decentemente y a hacer las maletas cuanto antes. Con una vuelta al par del campo eagle en el 15 incluida) salió de un Masters que volvió a atragantársele. Al concluir su participación, Miguel Angel Jiménez afirmó que me voy con ese pequeño regustillo de que el campo hoy no me ha ganado y añadió que no veía el hoyo en los putts de un metro. Me voy con un sabor agridulce Ésta ha sido su séptima comparecencia en Augusta, en donde en 2002 logró acabar en la novena posición. Clasificación final 1, Tiger Woods (EE. UU. y Chris DiMarco (EE. UU. 276 -12) 3, Retief Goosen (Sur. y Luke Donald (Ing. 283 -5) 5. Rod Pampling (Aus. Mike Weir (Can. Mark Hensby (Aus) Vijay Singh (Fij. y Trevor Immelmann (Sur. 284 -4) 31, Miguel Ángel Jiménez, 293. Marta Prieto, sexta en Tenerife. La sevillana (menos 5) terminó a seis golpes de la francesa Ludivine Kreutz, que logra su segundo triunfo internacional. La canaria Sara Beautell (menos 4) completó una buena actuación nacional, al ser octava. Debacle española en Madeira. El holandés Robert Derksen (13 bajo par) ganó su segundo torneo europeo en Santo da Serra. Los españoles se hundieron, con Santi Luna (puesto 44) como el mejor de ellos.