Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
50 MARTES 5 4 2005 ABC Madrid Lamela descarta irse aunque tenga que readmitir a los cesados del Severo Ochoa Insiste en que las irregularidades detectadas en el hospital son ya hechos probados recoge las palabras de la presidenta regional y aclara que se rectificará, siempre en el caso de que no haya responsabilidad penal SARAH ALLER MADRID. Las supuestas sedaciones irregulares practicadas en el hospital Severo Ochoa de Leganés siguen levantando polvareda. El último capítulo, las declaraciones de la presidenta regional, Esperanza Aguirre, que ofreció el domingo su particular punto de vista acerca de la crisis. Sus palabras no han hecho sino añadir más leña al fuego, al menos en el ámbito político, y han obligado al consejero de Sanidad, Manuel Lamela, a acomodarse a la nueva línea trazada desde el Gobierno regional en este asunto. Aguirre habló de los ceses de los tres responsables médicos- -el coordinador del servicio de urgencias, el gerente y el director médico- dejó la puerta abierta a una posible rectificación, siempre que no se determinaran malas prácticas, y hasta se aventuró a dudar de la veracidad de las denuncias anónimas que levantaron la liebre en el hospital madrileño. Después de esto, a Lamela sólo le quedó ayer una opción: defender la posición de la presidenta y asegurar que lo expresado por Aguirre- -y reiterado también por el secretario general del PP de Madrid, Francisco Granados- es la postura de origen de los populares, que los errores están para reconocerlos y también para rectificar como b El consejero de Sanidad no podía ser de otra manera Para el consejero, el planteamiento de la presidenta no difiere del suyo y para escenificarlo habló de absoluta sintonía entre ambos y de coherencia total entre lo declarado por uno y por otro. De hecho, no se plantea la dimisión, ni siquiera en el caso de que la Fiscalía eche por tierra finalmente las denuncias anónimas por mala praxis Su conciencia, dice, está muy tranquila, y los pasos que se han dado desde la Consejería son los correctos Si de algo se arrepiente es de haber confiado al portavoz socialista, Rafael Simancas, la gravedad de los hechos, una circunstancia que publicitó aún más las denuncias anónimas por su falta, dice, de lealtad institucional Correctas aunque impopulares Lo cierto es que el consejero ha cargado en las últimas semanas contra el caos organizativo que reinaba en el centro, el incumplimiento constante de los protocolos de actuación y su pérdida de confianza en el equipo directivo. Ayer, se reafirmó una vez más en lo dicho e insistió en que las decisiones adoptadas, aunque impopulares fueron las idóneas. Tanto es así que aseguró que las irregularidades administrativas graves cometidas en el Severo Ochoa- -y que provocaron los ceses en cadena- -no son ni cuestionables ni planteables. Son hechos probados Otra cosa será determinar si, además, una parte de las denuncias por supuestas sedaciones excesivas o indebidas son constitutivas de responsabili- El consejero Lamela compareció ante los medios de comunicación dad penal por su naturaleza y sus consecuencias Confirmar este extremo, dijo, ya no depende de él, sino del comité de expertos que aún no se ha constituido para investigar los casos. Mientras el responsable de Sanidad capea el temporal político y anuncia la puesta en marcha de un plan regional que refuerce las unidades de cuidados paliativos, la oposición y los sindicatos siguen criticando la gestión de la crisis que se está llevando a cabo desde el Gobierno regional. Simancas insiste en su tesis. Cree que Lamela debe abandonar su cargo JULIÁN DE DOMINGO porque está tratando de justificar su irresponsabilidad con falsedades Además, piensa que el consejero y la presidenta regional hubieran sido más prudentes si una denuncia como la del Severo Ochoa se hubiera producido en la sanidad privada También hubo críticas desde IU, especialmente después de que el consejero remitiera una carta- -según la oposición- -culpabilizándoles de crear alarma social. Para el coordinador general de IU- CM, Fernando Marín, el Gobierno regional no debería echar balones fuera y asumir sus propias Cronología de una polémica Hace dos años, la Consejería de Sanidad recibió la primera denuncia anónima sobre irregularidades en las sedaciones que se realizan en las urgencias del Severo Ochoa. En ese momento se investiga, pero no se encuentra ninguna anomalía. 8 de marzo. Vuelven las denuncias. El consejero Lamela recibe un anónimo sobre supuesta mala praxis en la sedación del mismo servicio de urgencias que podría afectar a 400 enfermos terminales. 11 de marzo. El coordinador de urgencias, Luis Montes, es relevado con carácter temporal. El caso se pone en manos de la Fiscalía de Madrid y la Consejería ordena una inspección. 22 de marzo. Lamela presenta el informe de sus inspectores, que encuentran irregularidades administrativas pero que no determinan si hubo mala práctica médica. Se destituye a Montes, al gerente y al director médico. Mientras, los empleados del hospital secundan su cuarta concentración para pedir la restitución del doctor Montes. 28 de marzo. La asamblea de trabajadores del Severo Ochoa ratifica el calendario de paros y anuncia huelga general para el día 1 de abril. Insisten en la readmisión del coordinador de urgencias y exigen una rectificación desde el Gobierno regional. 29 de marzo. El doctor Luis Montes comparece por primera vez ante los medios de comunicación y asegura que volvería a hacer lo mismo al frente de la unidad asistencial. Médicos del hospital aconsejan a Sanidad que pida perdón por lo que han hecho a Montes, al hospital y a los ciudadanos. 31 de marzo. La Fiscalía no ve, de momento, indicios de delito en la actuación de los responsables del Severo Ochoa. 1 de abril. La jornada de huelga en el centro hospitalario culminó con una manifestación en Leganés en la que más de 10.000 personas- -entre vecinos, personal sanitario y representantes de la oposición- -pidieron la dimisión del consejero de Sanidad, Manuel Lamela. Los sindicatos expresaron su apoyo inequívoco y unánime al médico apartado de su cargo. 3 de abril. La presidenta regional, Esperanza Aguirre, asegura que los ceses en el hospital son reversibles y cabe la rectificación si no hubo irregularidades. Personalmente duda de la veracidad de las denuncias anónimas. El portavoz socialista, Rafael Simancas, exige a Aguirre una reparación pública