Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
44 Nacional LUNES 4 4 2005 ABC elecciones vascas Análisis Los socialistas se plantean los comicios del 17- A como una meta volante o una especie de primera vuelta para desbancar al PNV dentro de cuatro años ETA, el cancerbero que para el cambio político TEXTO: GONZALO LÓPEZ ALBA BILBAO. Hace un cuarto de siglo que ni el nacionalismo- -pese a haber estado siempre en el poder- -ni el no nacionalismo- -ni compartiendo el poder ni en la oposición- -consiguen alterar sustancialmente la división de la sociedad vasca en dos bloques básicamente equivalentes. ¿Por qué? Si, como todo indica, la respuesta es ETA, el cambio político en el País Vasco sólo se producirá cuando desaparezca la banda terrorista, cuyo papel de cancerbero- -el guardián del infierno- -no sólo se manifiesta a través del crimen, sino también de la infiltración en los circuitos sociales del país de un miedo difuso que invita a la adhesión a lo estatuido como ha escrito José Antonio Zarzalejos, ex director de ABC, en su libro Contra la secesión vasca (Planeta) La variable violenta es permanente en la política vasca y en la conducción que de ésta hace el PNV. Sin ETA, el nacionalismo corre el riesgo de perder el poder que se configura en el País Vasco como un régimen señala Zarzalejos. Esta tesis es compartida abiertamente por los no nacionalistas. De ahí que los socialistas, a los que toca ahora asumir el liderazgo de este bloque en detrimento del Partido Popular como proyección de su mayoría en toda España, concurran a las elecciones del día 17 con la mirada puesta en dentro de cuatro años y toda la confianza depositada en su líder nacional, José Luis Rodríguez Zapatero, ahora para recuperar la primacía entre los constitucionalistas, como paso imprescindible para dentro de cuatro años intentar la alternancia con opciones reales, previa desaparición de ETA. ción no es otro que el nacionalismo, pues las campañas de perfil bajo siempre benefician al gobernante, ya que, como en el boxeo, a igualdad de puntos siempre pierde el aspirante. Datos contradictorios Expertos en campañas electorales que han analizado en detalle los estudios de opinión y pisado el terreno, subrayan la existencia de datos muy contradictorios -más de la mitad se confiesa harta del debate del plan Ibarretxe, pero, al mismo tiempo, valora muy positivamente la gestión de su gobierno- que les llevan a concluir que hay espacio de juego aunque admiten que el margen para la sorpresa- -la derrota del nacionalismo- -es más que escaso. Llama la atención en este sentido que cuando lo que realmente se dilucida no sólo es quién será el inquilino de Ajuria Enea sino cuál será el marco de convivencia entre los vascos y de éstos con el resto de los españoles, las encuestas digan que los electores dan menos importancia a esta convocatoria que a la de hace cuatro años, quizás porque, según los expertos consultados, la gente quiere un poco de lo que ofrece cada uno -un poco más de Estatuto, un poco más de convivencia, un poco más de gestión de los problemas cotidianos... pero, al mismo tiempo, no percibe que vaya a darse ese mestizaje de propuestas políticas. Quizás influya también que, a pesar de algunas declaraciones tremendistas, el clima que se percibe en las calles, al menos en las de las grandes ciudades, es Patxi López, el candidato socialista, durante el mitin celebrado el sábado en Santurce Los vascos dan menos importancia a estas elecciones que a las de hace cuatro años más amable y distendido, algo a lo que seguramente no es ajeno el hecho de que en los dos últimos años- -el periodo más largo- -no ha habido ningún atentado mortal de ETA. Para los expertos, y dejando aparte la heterodoxia de los proetarras, quien hasta ahora ha demostrado tener una estrategia de campaña mejor diseñada es Ibarretxe. Ibarretxe no habla del plan Ibarretxe o lo hace lo menos que puede, pero se presenta como el único capaz de arrancar contrapartidas para añadir a continuación el requisito de que precisa la fuerza de la mayoría absoluta. Las dos orillas El candidato de PNV- EA, que ha resucitado la teoría de las dos orillas ningunea a los constitucionalistas como sucursales de Madrid al tiempo que utiliza una doble estrategia frente a la otra orilla dice a las bases proetarras que él es el defensor de sus derechos y ataca a sus dirigentes. Comparece, en definitiva, como una especie de Guerrero del Antifaz protector frente al enemigo español y de Robin Hood que apela a la autoestima del ciudadano de a pie con un eslogan muy estudiado: Quieres, puedes Los adversarios reales de Ibarretxe son la desmovilización que pueden provocar los sondeos que recurrentemente le sitúan al borde de la mayoría absoluta y la comparecencia electoral de los proetarras, que desbarata los pronósticos de esos sondeos. El apéndice nacionalista de Ezker Batua es el único que tiene garantizado ganar sin necesidad de ni siquiera crecer porque si su concurso parlamentario no fuera necesario aritméticamente lo seguirá siendo para dar al nacionalismo una pátina de pluralismo Por tanto, Javier Madrazo puede juguetear en el aire con su llave aunque nadie duda de que es una llave que sólo abrirá la puerta que lleva al despacho de Ibarretxe. En la otra orilla el fracaso del frente PP- PSE ensayado hace cuatro años, Las elecciones del día después Con este telón de fondo y ese horizonte, las elecciones del día 17 se están viendo precedidas de la campaña más extraña de cuantas ha habido en el País Vasco, como señala Kepa Aulestia, ex dirigente de Euskadiko Ezkerra. Entre las maniobras desplegadas por ETA Batasuna, la suspensión de los actos electorales por la muerte del Papa- -motivo de bronca interna en la coalición gobernante porque EA se resistía a esta decisión- -y la amenaza siempre latente de un atentado, los factores exógenos están relegando por ahora a un segundo plano la clarificación de las ofertas electorales que, en puridad, es la esencia de una campaña. Y no sólo eso, sino que también las elecciones en sí mismas son las más atípicas porque, como dice el mismo Aulestia, no sabremos lo que nos jugamos el día 17 hasta que llegue el 18 El principal beneficiario de esta situa- El debate a cuatro en ETB acapara hoy la expectación BILBAO. La campaña electoral en el País Vasco, tras la suspensión de los mítines durante el día de ayer por la muerte de Juan Pablo II, vivirá hoy uno de los momentos más esperados con la celebración del debate televisado entre los candidatos, que será grabado cinco horas antes de su emisión por el segundo canal de la televisión autonómica (ETB 2) en el horario de máximo audiencia, a partir de las diez de la noche. El debate se ha articulado en seis bloques temáticos: final de legislatura; situación económica y políticas sociales; euskera, cultura y educación; pacificación y normalización; futuro Gobierno y política de pactos, y petición de voto. Ibarretxe cerrará tres de los seis turnos, entre ellos el último, mientras que María San Gil, Patxi López y Javier Madrazo cerrarán una ronda cada uno. Cada candidato dispondrá de dos turnos en cada bloque, que en el primero serán de dos minutos y en el último de uno, mientras que en los cuatro restantes serán de minuto y medio. Hablarán de pie, situados detrás de atriles, con Ibarretxe y San Gil en el centro, y con López y Madrazo en los flancos. La candidata del PP criticó el sábado el formato porque, según dijo, no será un debate sino una sucesión de pequeños monólogos, sin posibilidad de réplica ni contraréplica