Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 29 3 2005 Nacional INVESTIGACIÓN DEL 11- M ENTREVISTA 13 VICENTE IBOR ASENSI Abogado de Bensmail y concejal del PP en Paiporta (Valencia) Nunca he proporcionado información de mis clientes al PP Desde la localidad de Paiporta, el abogado Vicente Ibor Asensi contempla consternado el revuelo mediático en torno a sus encuentros con sus clientes. Ayer se conoció que, además de Bensmail, Ibor también fue abogado de Chedadi TEXTO: AIMAN ZOUBIR ABC de que Blanco fuese el primero en insinuar que el dirigente socialista asturiano podría ser colaborador del Centro Nacional de Inteligencia. El número dos del PSOE aseguró la semana pasada en una rueda de prensa en la sede socialista de la calle Ferraz que yo tengo claro el objeto de la visita de Huarte a Bensmail y me consta que los miembros del anterior Gobierno también Preguntado al acabar la rueda de prensa sobre si de sus palabras se podría deducir que Huarte era un espía del CNI, Blanco no quiso dar más datos. Los populares sospechan que la dirección del PSOE intentó o bien dar un toque de atención al PP o bien adelantarse a una nueva filtración a la prensa sobre el supuesto estatus de colaborador del CNI del dirigente socialista asturiano. MADRID. Visiblemente dolido, el abogado Vicente Ibor Asensi no logra entender el revuelo mediático surgido a raíz de sus relaciones profesionales con algunos de sus clientes y por ello cree que este acoso responde a una estrategia para desviar la atención de la opinión pública y tapar algo muy sucio ¿Es cierto que usted se reunió con los hermanos Chedadi el día 11 de marzo de 2004? -No recuerdo bien la fecha pero de todas formas mi profesión me exige guardar el secreto profesional, no solamente del contenido de mis conversaciones con mis clientes, sino también de si esas reuniones tuvieron lugar o no. De todas formas, un abogado está obligado a reunirse con sus clientes. Lo contrario sería lo anormal. ¿Cuál era su relación con el terrorista argelino, Allekema Lamari? -Fui abogado suyo durante un tiempo muy breve. No puedo revelarle más datos porque la deontología profesional me lo impide. No obstante, le puedo asegurar que sus declaraciones no tenían ninguna relevancia. Siempre se ha declarado inocente. ¿Comunicaba usted a sus compañeros de partido las informaciones que le proporcionaban sus clientes? -Como le he dicho previamente, la ley me obliga a guardar el secreto profesional y por eso nunca he revelado datos de mis encuentros con mis clientes. Además en el Partido Popular nunca me han preguntado por mis actividades profesionales. Abdelkrim Bensmail ¿Ha sido consultado por la Policía después de los atentados del 11- M? -No. El único que se puso en contacto conmigo fue un periodista, pero me negué a proporcionarle datos sobre mis clientes. ¿Estaba usted al tanto de las visitas que realizaba Fernando Huarte a Abdelkrim Bensmail en la cárcel de Villabona? -No, de ninguna manera. Llevaba años sin visitar a Bensmail. ¿Cree que este acoso mediático se debe a su condición de concejal del PP? -La sensación que me sugiere todo este asunto es que se están diciendo medias verdades para tapar grandes mentiras. El abogado de Bensmail podría renunciar a su defensa MADRID. Vicente Ibor Asensi ha sido y es letrado de varios islamistas condenados por delitos de terrorismo; entre ellos, lo fue de Allekema Lamari, emir de la célula de Leganés y lo es de Abdelkrim Bensmail, su lugarteniente. También ha sido abogado de Said Chedadi, a quien ha visitado en la prisión de Sevilla varias veces. Su nombre salió a la luz después del estallido del escándalo del militante socialista Fernando Huarte Santamaría, que efectuaba visitas a uno de sus clientes, concretamente al terrorista argelino, Abdelkrim Bensmail. La repercusión mediática de este asunto ha llevado al abogado valenciano, que es además concejal del PP en Paiporta, a sopesar la posibilidad de elaborar un escrito a su partido en el que informaría de su intención de abandonar la defensa del terrorista argelino Abdelkrim Bensmail para no perjudicar al resto de sus clientes.