Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
50 Espectáculos VIERNES 25 3 2005 ABC VIERNES DE ESTRENO Los creadores de la irreverente serie de dibujos animados South Park se superan a sí mismos en una sátira feroz del poderío estadounidense y la crema de Hollywood La humanidad, pendiente de un hilo (de marioneta) TEXTO: ALFONSO ARMADA CORRESPONSAL NUEVA YORK. El hecho de que Michael Moore entrevistara a Trey Parker y Matt Stone en Fahrenheit 9- 11 no le proporcionó un paraguas contra la devastadora capacidad de los creadores de Souht Park los dibujos animados más irreverentes de la televisión estadounidense. El barbudo martillo de George W. Bush, que trató de evitar su segunda victoria electoral con un polémico documental, aparece en La policía de América como un fanático terrorista suicida forrado de bombas. La policía del mundo es una sátira sin contemplaciones de la Casa Blanca y su forma de hacer la guerra contra el terrorismo con una incompetencia sangrienta. Para ello, Parker y Stone fabricaron un mundo de marionetas en las que un estrambótico Equipo América destroza París o las pirámides de Egipto en su afán de salvar a la humanidad. Aunque la política del presidente George W. Bush es objeto de despiadadas burlas, quien se lleva la peor parte son actores como Alec Baldwin, Susan Sarandon, Sean Penn y Tim Robbins, decapitados o reventados a mansalva cuando La policía del mundo llega a Corea del Norte para desbaratar un plan del dictador Kim Jong Il de someter al mundo con sus armas de destrucción masiva, sirviéndose de las lumbreras izquierdistas de Hollywood y su espíritu pacifista como cortina de humo. Aunque la película recaudó casi 33 millones de dólares en Estados Unidos (suficientes para amortizar la inversión de 20 millones de dólares que costó realizarla) y a pesar de que la mayoría de la crítica fue favorable, no se convirtió en el taquillazo que los gamberros profesionales de South Park esperaban. Estrenada antes de las elecciones presidenciales del pasado mes de noviembre, provocó carcajadas e irritación a manos llenas, y parece que sentó como un tiro a figuras como Moore y Penn. Sin embargo, los cineastas y actores convertidos en carne de cañón y de parodia se cuidaron mucho de dejar entrever que no tenían sentido del humor para encajar una corrosiva cinta que se burlaba de su activismo contra la guerra de Irak y el intervencionismo exterior de Washington. En Team América lo más suave que les atribuyen es ser ciegos cómplices de los peores dictadores del planeta. De difícil calificación (la página de Internet Tomates podridos la inscri- Guiños, sexo y destrucción Team América es, como no podía ser de otro modo, una despiadada parodia llena de guiños y referencias cinematográficas. El cuartel general de los héroes en el monte Rushmore se inspira en las primeras películas de James Bond. La escena del bar es un homenaje a la Mos Eisley Cantina que aparecía en La guerra de las Galaxias En la escena final, Lisa lleva puesto un traje que es idéntico al que lucía Kate Capshaw en la película Indiana Jones y el templo maldito Hay, también, referencias al musical Rent uno de los grandes éxitos actuales de Broadway- -el actor que se incorpora al Equipo América está representando un musical titulado Lease La farsa ha tenido, naturalmente, problemas con la censura; una escena de sexo entre los muñecos hizo que la película fuera clasificada como para menores de 17 años... Los responsables la rehicieron doce veces... pero para conseguir la clasificación de R (Restricted) es decir, sólo para adultos. Los miembros del Equipo América son un actor de Broadway, una estrella de fútbol, una alumna de Berkeley, un experto en artes marciales y una psicóloga be en el género comedia, pero con aditamentos como política, terrorismo, guerra y sátira) el estilo es un salvaje homenaje a las películas de acción de los años ochenta y series de marionetas que triunfaron en los setenta, especialmente The Thunderbirds con decorados artificiosos. Los creadores de la cinta, que despliegan su limitado talento para la imitación de voces parodiando a los actores más comprometidos del elenco estadounidense, no han tenido incoveniente en que se vean los hilos que mueven a sus marionetas, ya que a fin de cuentas lo que tratan de decir de forma directa y nada sutil es que los bienintencionados actores son marionetas de dictadores como King Jong Il, quien se burla de los nada sagaces policías universales fugándose en una cápsula espacial diminuta convertido en cucaracha. Aunque a los actores y la izquierda exquisita de Estados Unidos se les po- El monte Rushmore, donde el Equipo América tiene oculto su cuartel general