Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
22 VIERNES 25 3 2005 ABC Internacional Miembros de la oposición de Kirguistán se manifiestan ayer en el centro de la ciudad de Bishkek lanzando gritos contra el Gobierno y pidiendo airadamente la dimisión inmediata del presidente Askar Akáyev EPA Ante las verjas del complejo presidencial de Bishkek, los manifestantes antigubernamentales, que intentaban tomar el edificio presidencial, tienen fuertes enfrentamientos con las fuerzas del orden, que se emplearon a fondo AP Con la caída del régimen de Kirguistán, otro golpe a la ucraniana sacude la antigua URSS Partidarios de la oposición asaltan los centros del poder y ponen en fuga al presidente Akáyev b La situación en el país se encuentra ahora bajo el control de un Consejo Coordinador de todas las fuerzas opositoras, que deberá convocar nuevas elecciones RAFAEL M. MAÑUECO. CORRESPONSAL MOSCÚ. Kirguistán engrosó ayer la lista de antiguas repúblicas soviéticas que derrocan a sus dirigentes. El origen de la revuelta fue una protesta por la falsificación de los resultados de los comicios legislativos celebrados en dos vueltas, el 27 de febrero y el 13 de marzo. Lo mismo que sucedió en Georgia en 2003 y en Ucrania el año pasado. El presidente kirguís, Askar Akáyev, ha abandonado el país y se encuentra en paradero desconocido. Ciertas fuentes aseguran que podría estar en Rusia o en la vecina Kazajstán, a donde su familia llegó por separado. El Gobierno ha dimitido y el Tribunal Supremo ha anulado el resultado de las elecciones. La situación en el país se encuentra ahora bajo el control del llamado Consejo Coordinador de Unidad Popular (CCUP) órgano que engloba a todas las fuerzas de la oposición. A petición de ese Consejo Coordinador, el Parlamento, en su composición previa a los comicios, se reunió a última hora de ayer para preparar la etapa de transición que se abre tras la caída del régimen. Su primera decisión fue nombrar presidente en funciones de Kirguistán a Ishengbai Kadirbékov. El Consejo Coordinador asumirá las funciones Un coche incendiado en el perímetro de la sede del Gobierno kirguís, asaltado ayer por los manifestantes del Gobierno temporalmente. Las protestas duraban ya varias semanas pero adquirieron su máximo apogeo el pasado domingo, cuando las fuerzas del orden pasaron por primera vez a la acción y comenzaron a detener manifestantes en las ciudades sureñas de Jalal- Abad y Osh. Siguiendo las consignas lanzadas por la oposición, en numerosas localidades del sur y este del país, se ocuparon edificios oficiales y crearon estructuras de poder paralelas. Los intentos de Akáyev de parar y descabezar ese movimiento sólo sirvie- AP ron como revulsivo, desatando aún más la ira popular. Desde Osh, Jalal- Abad, la ciudad occidental de Talás y otros puntos del país empezaron a salir hacia la capital autobuses llenos de manifestantes. El miércoles se produjeron los primeros