Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 23 3 2005 Internacional CUMBRE EUROPEA EN BRUSELAS 29 Los gobiernos de la UE desoyen al BCE y ratifican el nuevo Pacto de Estabilidad La reforma de la normativa era imprescindible dados los incumplimientos, según Solbes y Borrell b Berlusconi quería introducir cambios de última hora sobre el cómputo de la inversión pública, pero el Consejo le dijo que ya estaban incluidas en el texto MARIBEL NÚÑEZ. ENVIADA ESPECIAL BRUSELAS. El Consejo de Jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea aprobó ayer la reforma del Pacto de Estabilidad que decidieron los ministros de Economía el domingo. La decisión fue tomada a pesar de la preocupación mostrada por el Banco Central Europeo el lunes, en el sentido de que menos rigor en las cuentas públicas de los países del euro puede debilitar la moneda única, y al final puede haber una subida de los tipos de interés. Este visto bueno al texto se produjo sin grandes modificaciones, tal y como estaba previsto, con lo que se mantienen los dos principios básicos de la norma: topes del déficit público del 3 y de la deuda pública en el 60 del Producto Interior Bruto (PIB) Sin embargo, el rigor de estas dos normas se ve mermado por la introducción del concepto de que se tendrá en cuenta la situación económica por la que atraviesan los países antes de que la Comisión les amoneste por algún incumpliento. Además, Francia y Alemania, los dos grandes artífices de los cambios introducidos en el Pacto de Estabilidad tras sus reiterados incumplimientos, consiguieron también que el texto final recogiera los denominados factores relevantes que se tendrán en cuenta a partir de ahora para valorar las desviaciones temporales del déficit, como el gasto de la reunificación alemana o las inversiones de Francia en defensa. El nuevo Pacto salió adelante a pesar de las declaraciones realizadas por el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, a la entrada del consejo, que aseguró que conseguiría que el Consejo introdujera modificaciones finales en el texto. El vicepresidente segundo del Gobierno y ministro de Economía, Pedro Solbes, explicó que la petición italiana de que se cambiara la contabilización de la inversión pública a la hora de calcular el déficit ya estaba incluida en el texto aprobado por el Consejo de Ministros de Economía de la UE, conocido como Ecofin, en la madrugada del domindo al lunes. Solbes se mostró satisfecho por la decisión del Consejo de dar el visto bueno al nuevo Pacto y añadió que había habido incluso alguna intervención agradeciendo el esfuerzo realizado por los países por haber logrado un acuer- do. Por su parte, el presidente del Parlamento Europeo, Josep Borrell, afirmó que la reforma era imprescindible para evitar los problemas de cumplimiento de la normativa actual. Solbes y Almunia, comisario europeo de Asuntos Económicos, ayer en Bruselas EPA