Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 15 3 2005 Nacional 21 peso de 40 kilos se acuse sobre sus hombros como si fueran solo dos. Hasta el agua para beber dejará de ser un problema: será generada como residuo por una fuente de energía portátil que alimentará los componentes eléctricos del combatiente, convertido en una suerte de soldado a pilas Una arquitectura, en definitiva, que otorgará unas herramientas de supervivencia y una capacidad de letalidad que recuerdan al perfil invencible de los guerreros de ciencia- ficción. Pero nada más lejos de la intención de emular el fetichismo tecnológico de un terminator Huimos del Robocop no se trata de construir un robot, todo lo contrario, la única finalidad es aprovechar la tecnología para potenciar las aptitudes naturales del combatiente: el uso del arma, la observación y la percepción del entorno, el camuflaje, la comunicación... no le vamos a colgar aparatos como si fuera un árbol de navidad Quien así habla es el coronel José Ramos Barrera, jefe del Programa Combatiente Futuro activado por el Ministerio de Defensa en 1999 y que se dirige desde una oficina creada al efecto con sede en la Academia de Infantería de Toledo. Los retos de la Segunda Generación La primera generación operativa del combatiente de Tierra estará lista en 2010 basada en la última tecnología disponible en 2005. Pero ya se prevén dos más: una segunda en función de las capacidades tecnológicas que se alcancen en 2010- 12- -que será una realidad en 2015- -y la tercera, planteada para 2020. Dentro de este concepto de diseño continuo, el Programa avanza, investigando elementos que parecen sacados de las películas de ciencia- ficción. Pilas que producirán agua para beber. El primer combatiente futuro alimentará los aparatos eléctricos con baterías de altas prestaciones de Li- Ion- -6 kilos para una operación de 24 horas- mientras se desarrollan las células de combustible una fuente de energía eléctrica más ligera, fiable y de mayor duración, que producirá como residuo agua para beber Uniformes camaleónicos. El uniforme cambiará de color para mimetizarse con el entorno gracias a unas láminas de polímeros electrocromáticos, que recibirán las coordenadas del patrón cromático por ordenador Climatizador incorporado. La investigación con células peltier utilizadas desde hace tiempo para refrigerar PCs, ha desembocado ya en la creación de prototipos de ropa que permiten evacuar el calor del cuerpo hasta lograr que a temperaturas de 45 grados, la sensación corporal esté entre los 18 y los 20 Botas inteligentes. Las botas incorporarán un piezoeléctrico capaz de generar energía a partir del movimiento del soldado al andar. También se ensaya con un cuero especial para diabéticos que reduce la presión en puntos del pie, disminuyendo así la abrasión que causa úlceras, hongos y lesiones Tecnologías anti- estrés. Son las psicotecnologías, entendidas como el uso de las tecnologías para imitar o ampliar, las capacidades mentales. El Programa prevé desarrollar aplicaciones que enseñen al combatiente a vencer el estrés, la fatiga o el miedo o a aprovechar 3 horas de sueño como si fueran ocho. Piernas de robot. Son los exoesqueletos. El prototipo ya está diseñado por la Universidad de California: un esqueleto robótico de metal conectado al usuario en los pies que permite llevar encima 40 kilos como si fueran dos. El coronel José Ramos dirige el Programa Combatiente Futuro H. FRAILE A por el cibersoldado común España tendrá listo para 2010 el equipamiento del primer combatiente futuro Pero por delante lo habrán desarrollado ya Estados Unidos, -el poderoso Land Warrior ya en fase de producción- -Alemania o Francia, y estarán avanzando los prototipos de Noruega u Holanda, y con más retraso el británico y sueco. ¿Soldados diferentes, cuando son Ejércitos aliados unidos en el marco de la OTAN o, en el caso de la UE, se camina incluso hacia una Fuerza común? La Alianza Atlántica ya intentó en 1994 promover un desarrollo del infante del siglo XXI conjunto, pero la existencia de programas nacionales ya iniciados y de intereses industriales abortó la iniciativa. La solución a medias fue la creación del Topical- Group- 1 en 2000, órgano de búsqueda de una interoperabilidad entre los diferentes programas, que se mantiene vivo y goza de buena salud, como lo demuestran las reuniones periódicas donde los países miembros ponen en común sus respectivos avances. En el caso de España, el gran foro de coordinación es el LOI, en el que participan los Estados europeos con mayor potencial militar, y que antes del verano analizará un proyecto integral ya redactado sobre el papel para crear un mismo combatiente en la que se ha dado en llamar la segunda generación Objetivo, salvar vidas Se trata de un complejo proyecto de I+ D incluido en el Plan Director de Investigación de Defensa, que ha servido ya para identificar hasta un centenar de tecnologías susceptibles de ser aplicadas al militar de Tierra y para crear a partir de ellas 36 prototipos funcionales Son los denominados demostradores subsistemas de Información (DSIC) de Eficacia de Fuego (DEFU) de Fuentes de Alimentación (DEFA) o de Supervivencia (DESUP) constituidos con la participación de Universidades y empresas españolas, y ya validados para abrir la fase siguiente y definitiva: el diseño y desarrollo del combatiente que ha empezado en 2005. Serán treinta y seis meses para encajar las piezas y alumbrar en 2008 un sistema que se producirá durante 2009 y estará operativo en el año 2010. Para entonces, la previsión es que estén disponibles las primeras 3.000 unidades de la nueva equipación, a las que se sumarán otras 6.000 para el año 2011, con un coste que se estima entre En 2010 estarán listas las primeras 3.000 unidades, con un coste de entre 12.000 y 18.000 euros por equipo completo Huimos del Robocop la única finalidad es aprovechar la tecnología para potenciar las aptitudes naturales los 12.000 y los 18.000 euros por cada versión completa del uniforme Cifras que están dentro del presupuesto superior a 24 millones de euros que financiará el Programa hasta 2010, 4.000 millones de las antiguas pesetas, a priori una cantidad abultada, pero que cobra su justa dimensión al compararla con los números del Land Warrior de Estados Unidos: 2.000 millones de dólares- -1.743 millones de euros- -para modernizar a 34.000 soldados, al precio de 32.000 dólares por pieza. El porqué de una inversión tan importante en fabricar un combatiente del siglo XXI aún a pesar del enorme rechazo social que suscita el gasto en Defensa, tiene una justificación: el equipo salvará vidas. Posiciones de tiro Tumbado Arrodillado Desde una esquina La clave de la presente revolución militar, según el profesor de Estudios Militares en el King s College de Londres Lawrence Feedman, está en el reconocimiento de que ya no hay sociedad occidental que tolere las víctimas propias en los conflictos. y en ese sentido, la información en tiempo real sobre la ubicación del enemigo y de los compañeros de misión supondrá una ventaja a favor de quienes operen en el frente que bien vale un esfuerzo económico, Desde la jefatura del Programa, el coronel Ramos inserta la necesidad de esta innovación en el marco de los nuevos compromisos del Ejército en el escenario internacional. España está interviniendo cada vez con más frecuencia en misiones exteriores con otros países, y hay que ir en las mejores condiciones de protección y eficacia, y también ser interoperables con esos Ejércitos con los que se comparte misión No obstante, no hay respuesta a la pregunta de por qué se dotan combatientes para un escenario de enfrentamiento activo, cuando ya hace años que las tropas que salen de España lo hacen como fuerza de pacificación y el Gobierno de turno niega con espanto la posibilidad de que puedan intervenir en acciones hostiles. Eso lo tendrán que contestar los políticos, nosotros nos ocupamos de hacer lo que han decidido explica el coronel.