Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
64 SÁBADO 12 3 2005 ABC Cultura y espectáculos Alex Katz, ayer ante una de sus obras expuestas en el Centro de Arte Contemporáneo de Málaga ALEX KATZ Pintor Me siento más cercano a la pintura rupestre que a algunos contemporáneos MÁLAGA. A Alex Katz corresponde el mérito de haber sido uno de los pioneros en apostar desde la década de los cincuenta del pasado siglo por la figuración pictórica en Norteamérica, en unos años en los que imperaba el expresionismo abstracto. Quizás por ello su obra se confundió con el pop hasta la década de los setenta, cuando precísamente en España comenzaba a fraguarse lo que sería la nueva figuración madrileña y sus obras fueron releídas con profundidad por artistas como Gordillo, Alcolea o Juan Manuel Bonet. Precisamente, este último le dedicó en 1996 en el IVAM la mayor antológica dedicada en nuestro país al artista hasta la fecha. La muestra que ayer se inauguró en el Centro de Arte Contemporáneo de Málaga, y que se podrá ver hasta el 12 de junio, retoma la historia justo donde la dejó Valencia. Pinturas recientes comisariada por Fernando Huici, recoge más de una veintena de monumentales lienzos de los últimos años del artista. -Su exposición de Málaga recoge El Centro de Arte Contemporáneo de Málaga inauguró ayer una muestra de la obra reciente de Alex Katz, uno de los grandes nombres de la figuración estadounidense TEXTO: JAVIER DÍAZ GUARDIOLA FOTO: JOSÉ ANTONIO BERROCAL obras desde 1997. ¿Qué ha dado de sí su trabajo desde entonces? -Básicamente, ésta es una continuación de la muestra valenciana, quizás con algunos cambios en mis intereses, como la tendencia a formatos mayores o a figuras más monumentales. También mis paisajes han cambiado. En ellos he reducido el campo de visión y ahora se aproximan más a la mirada del espectador. Pero lo que realmente la hace genuina es que yo nunca antes había entrado en un museo con piezas recientes. -Se señala que es el suyo es un realismo especial. ¿Qué le hace no ser un realismo al uso? -El realismo es un concepto variable. Yo intento plasmar el mundo tal y como es hoy, y nuestra realidad actual es muy diferente a como era hace cuarenta o cincuenta años. Nuestra percepción de la misma es siempre cultural, por lo que la manera de plasmarla también necesariamente tiene que cambiar. Mi mirada del mundo la han ido definiendo las artes gráficas, la publicidad, el cine... Se trata de ir ajustando la percepción que tenemos del entorno con las construcciones culturales que manejamos. -Ha declarado que ser realista no significa saber capturar los detalles, sino acertar con la luz. -Mi pintura intenta ser como cuando uno entra en una habitación a toda ve- locidad; no ve los detalles, sino que se lleva una idea general, una primera impresión. Mi trabajo se basa más en esa primera mirada. En eso, la luz es fundamental. -Se ha especializado en paisajes y retratos, unas escenas que transmiten un cierto joie de vivre ¿Es así como debe ser el arte? -Es que buena parte del arte denominado desgarrado es convencional, una pose. Disfruto lo que admiro y con lo que hago, aunque sea asomarme por una ventana por la noche y ver las luces de la ciudad. ¿Le duele, entonces, de alguna manera la pintura? -Sí, por el mero hecho de hacerla. Pintar es un trabajo muy inestable, que supone un esfuerzo tremendo, que generalmente no llega al espectador. -Dice la crítica que en su trabajo hay mucho ingenio, pero poca intelectualidad. Eso le facilitará llegar a un público mayor. -Cada persona accede al arte de una forma diferente. Un pintor, ante una