Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 Nacional VIERNES 4 3 2005 ABC La minoría del CGPJ insta a Hernando a que supedite los nombramientos a un acuerdo previo N. COLLI MADRID. Los ocho vocales de la minoría progresista del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) pidieron ayer por escrito al presidente de esta institución, Francisco Hernando, que no incluya ningún nombramiento en el orden del día del Pleno que se celebrará el próximo miércoles a expensas del resultado de las negociaciones abiertas entre la minoría y la mayoría conservadora. Hernando había manifestado su intención de abordar en ese Pleno el debate sobre las tres presidencias de Sala del Tribunal Supremo- -Penal, Civil y Militar- -que están vacantes desde diciembre y que son las plazas más sensibles Los vocales firmantes argumentan que se han producido sustanciales avances en las conversaciones y que justo un día antes del Pleno- -el martes- -tendrá lugar otro encuentro en el que es esperable y deseable que se alcancen acuerdos definitivos respecto a varias de las plazas convocadas aunque reconocen no poder no concretar aún de cuáles se trata. Los vocales piden al presidente del CGPJ que espere a que se resuelva la negociación, y ello con una doble finalidad: que la reunión del martes se celebre sin la presión que supone tener que llegar al Pleno con los nombres pactados; y evitar que se reproduzca, en caso de que no haya acuerdo, la imagen de fractura del Consejo. La minoría aceptaría que los nombramientos se incluyeran en el orden del día el mismo miércoles, antes del Pleno. Fuentes del CGPJ indicaron que en la última reunión, anteayer, ya se pusieron sobre la mesa los nombres de los aspirantes a las presidencias de Sala. El acuerdo no es fácil en tanto que mayoría y minoría aspiran a nombrar a sus candidatos en dos de las tres plazas vacantes. REFORMA CONSTITUCIONAL El Gobierno pide al Consejo de Estado que emita su dictamen antes de fin de año Elude cualquier mención a un cambio de denominación de las Comunidades b El informe del Ejecutivo es muy genérico, sin propuestas concretas, salvo cuando pide que se salvaguarden expresamente los derechos del Príncipe ABC MADRID. El Gobierno quiere tener el dictamen del Consejo de Estado sobre las reformas constitucionales encima de su mesa antes de que finalice el año, según explicita en el informe que aprobará remitir hoy el Consejo de Ministros a este alto órgano consultivo. Así, el Ejecutivo comienza a acotar temporalmente un proceso para el que dice pretender el máximo consenso y que envió esta semana al presidente del PP, Mariano Rajoy, que ha soslayado realizar cualquier tipo de aportación a un documento que se considera muy abierto. En la exposición de motivos de un documento de treinta y nueve folios, el Ejecutivo señala que ninguna sociedad madura pone en duda la vigencia de sus valores fundamentales. Ninguna- -agrega- -somete a cambios frecuentes o poco reflexivos el marco general en el que quiere desenvolverse no altera las reglas del juego para operar en el mismo Pero hecha esta consideración, también apela a que los textos constitucionales no pueden pretender ser definitivos ni aspirar a ser intangibles como una forma, precisamente, de salvaguardar su viabilidad. Es decir, alega el Ejecutivo en su consulta al Consejo de Estado- -presidido por Francisco Rubio Llorente- -que las Constituciones no pueden ser indiferentes ni insensibles a los cambios relevantes que se producen en la comunidad, de modo que su vigor normativo y su pervivencia hacen inevitable modificar el texto de las mismas Francisco Rubio Llorente Los primeros pasos de la reforma El Gobierno quiere que el Consejo de Estado se manifieste sobre las siguientes cuestiones: Sucesión al Trono. Modo de eliminar la preferencia del varón salvaguardando los derechos del Príncipe de Asturias. Constitución Europea. Incorporar una cláusula de integración que permita declarar apriorísticamente la constitucionalidad del ordenamiento europeo. Inclusión de la denominación de las Comunidades. Artículos en que debe explicitarse, ordenar su enumeración y ver posibles consecuencias jurídicas de dicha inclusión. Reforma del Senado. Funciones que debe ejercer, grado de participación en la potestad legislativa, composición más adecuada, posición institucional y consecuencias de la reforma. La consulta se centra en las cuatro propuestas de modificación constitucional que ya expuso el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, en su debate de investidura, aunque del contenido del texto no puede extraerse propuestas concretas por las que apueste el Gobierno sobre las distintas cuestiones objeto de dictamen. Quizá la principal excepción a esta regla lo constituya el capítulo referido a la supresión de la preferencia masculina en el acceso a la Corona. La condición que se establece en dicho punto es clara: salvaguardar expresamente los derechos del actual Príncipe de Asturias en relación con la sucesión de la Corona Llamativa resulta por otro lado la ausencia total de cualquier referencia a la posibilidad de cambiar de denominación a las Comunidades autónomas, tal y como pretenden, por ejemplo, Cataluña y el País Vasco que han llegado a hablar de comunidades nacionales. Es más, de la lectura del informe remitido al Consejo de Estado cabe concluir que el Gobierno no prevé cambios en este sentido, ya que son reiteradas las alusiones a la actual denominación. En este sentido, el Ejecutivo de Zapatero considera que designar en la Constitución por su nombre a todas y cada una de las Comunidades no es un innecesario ejercicio de estilo, sino que consagra a éstas como sujetos políticos El Consejo deberá dictaminar sobre el artículo más idóneo para incluir la denominación y el orden de su enumeración, así como sobre si dicha inclusión puede tener consecuencias jurídicas en otros preceptos constitucionales. En lo que se refiere al Senado, también se interesa el Ejecutivo sobre la composición más idónea de la Cámara Alta para expresar la representación de los intereses territoriales o las funciones que debe ejercer como cámara de representación territorial.