Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 28 2 2005 Deportes 87 PRIMERA DIVISIÓN VIGÉSIMA QUINTA JORNADA Antonio López decide con la mala Un trallazo del alicantino con la derecha sentenció un pésimo partido, dominado por la Real Sociedad y jugado a la contra por el Atlético TOMÁS GONZÁLEZ- MARTÍN MADRID. Llevaba el Atlético la publicidad de Hitch una película en la que Willy Smith es un experto que enseña a los hombres cómo ligar a las mujeres, pero el equipo madrileño no ligó fútbol. Sólo ligó un trallazo, de Antonio López, que convirtió en buena su pierna mala la diestra, para decidir tres puntos que acercaron a los rojiblancos a Europa, aunque le alejaran del buen juego. El golazo destrozó el óptimo trabajo de la Real Sociedad, que maniató a los locales, no dejó jugar a Ibagaza, dominó muchas fases del encuentro y desperdició una clara ocasión de Uranga para mandar en el marcador y dos posteriores para empatar. Kovacevic, solo, no pudo. Echó y echará de menos a Nihat, que ha protagonizado trece de los treinta goles de los blanquiazules. Como dice Di Stéfano desde hace cincuenta años, ya se sabe que el fútbol no es jugar bien, sino marcar. El conjunto guipuzcoano desaprovechó su oportunidad- -Uranga disparó alto delante de Leo Franco- Antonio López acertó en su disparo y las características de la partida táctica se consolidaron. Los visitantes continuaron con su querer y no poder mientras los locales se dedicaron a responder al contragolpe. Ferrando pudo alinear su once ideal, con Sergi y Antonio López como integrantes de la banda izquierda y Gronkjaer por la derecha, pero cambió al lateral catalán a la mitad del duelo. Tenía una amonestación, rondaba la segunda y sacó a Salva para potenciar el fútbol directo que sus hombres pretendieron practicar desde entonces. ATLÉTICO DE MADRID REAL SOCIEDAD 1 0 fundidad provocaba en sus medios y defensas. Y el público, protestando, aunque los suyos vencieran. Vista la situación, Torres metió la sexta con tres acciones de alto nivel. La primera, una fuga a toda velocidad en la desbordó a Brechet, disparó a gol y Riesgo despejó el balón al palo. El Niño recogió el rechace para mandar su remate alto. La segunda, un pase de la muerte a Ibagaza que el argenti- no, negado, desperdició al dejarse la herramienta redonda atrás. Y la tercera, en otra escapada que Rossato cortó bien y que Medina Cantalejo, un mal árbitro, sancionó con la expulsión del lateral al creer que derribó al delantero. El colegiado redondeó sus errores al no señalar un penalti a Gronkjaer. Al final, el Atlético sumó tres puntos que le acercan a la UEFA, pero no a su afición. Y todo, con la pierna mala. Atlético (4- 2- 3- 1) Leo Franco; Molinero, Pablo, Perea, Sergi (Salva, m. 46) Colsa, Sosa (Raúl Medina, m. 67) Gronkjaer, Ibagaza (Núñez, m. 90) Antonio López; y Fernando Torres. Real Sociedad (4- 2- 3- 1) Riesgo; Rekarte, Labaka, Brechet, Rossato; Karpin, Alonso; Prieto, Uranga (Barkero, m. 73) Aranburu (De Paula, m. 73) y Kovacevic. Árbitro Medina Cantalejo. Se equivocó al expulsar con roja directa a Rossato (estaba ya amonestado) por creer que derribó a Torres siendo el último defensor. Amonestó a Uranga, Rossato, Sergi (quinta tarjeta) Kovacevic, (quinta) Salva, Gronkjaer y Molinero. Goles 1- 0, m. 26: Antonio López. Torres, al contragolpe, puso la clase Pretendieron, porque hasta la explosión final de Torres fue el once donostiarra el que intensificó su mando. Aranburu y Kovacevic asustaron con remates desacertados y la afición rojiblanca silbó a su equipo, que no tenía orden ni concierto. Su director de orquesta, Ibagaza, estaba rodeado de rivales que poseían el balón, y sus compañeros tampoco le encontraban. El Atlético realizaba contraataques discontinuos buscando a Salva y a Torres, que en la primera escapada estuvo a punto de forzar un penalti de Riesgo, pero el control era donostiarra. El entrenador valenciano sentó a Sosa y utilizó al joven Raúl Medina para igualar la partida en el centro del campo. Tuvo cierto efecto. El chaval lo hizo bien. Además, los balones largos hacia Torres y Salva consiguieron retrasar y precipitar a los hombres de Amorrortu, que perdieron la serenidad en su fútbol al tener que preocuparse en demasía de los dos puntas rojiblancos. El técnico vasco buscó mayor oxígeno en ataque y sacó a De Paula y Barkero. El juego ya era malo por ambas partes. Unos, mareando la perdiz al haber cazado una. Los otros, desesperados por el desgaste que tanto centro en pro- Salva disputa un balón con Labaka IGNACIO GIL ASÍ JUGARON ATLÉTICO DE MADRID Leo Franco: bien. Molinero: bien. Pablo: regular. Perea: regular. Sergi: regular. Colsa: regular. Sosa: mal. Gronkjaer: bien. Ibagaza: mal. Antonio López: bien. Fernando Torres: bien. Salva: mal. Raúl Medina: bien. Núñez: sin calificar. El entrenador: César Ferrando. Regular. Busca más la contención que la creación y recurre como solución al fútbol directo. Es cierto que él no juega y que su plantilla no da más, pero debería arriesgarse definitivamente a sentar a Sosa y a utilizar a Raúl Medina. Ayer hizo el cambio y el chaval jugó bien. Lo mejor: los contragolpes protagonizados por Torres. Los regates y el intento ofensivo constante de Gronkjaer. Lo peor: la pérdida del centro del campo, con Ibagaza escondido y sin encontrar solución. Los nervios en defensa. REAL SOCIEDAD Riesgo: bien. Rekarte: regular. Labaka: bien. Brechet: bien. Rossato: regular. Karpin: bien. Alonso: regular. Prieto: regular. Uranga: bien. Aranburu: bien. Kovacecic: regular. De Paula y Barkero: sin calificar. El entrenador: Amorrortu. Buen planteamiento táctico. Su equipo se adueñó del centro del campo y buscó la victoria. Realizó bien los cambios, en busca de mayor frescura, aunque ni unos ni otros encontraron portería. Lo mejor: el mando del partido protagonizado por Uranga, Aranburu y Karpin. La seguridad de la línea defensiva, especialmente de los centrales, Labaka y Brechet. Lo peor: la carencia de acierto en el remate. Uranga desperdició tres ocasiones y Kovacevic se sintió solo. Ferrando: Lo mejor fue el resultado, no estábamos finos ABC MADRID. El entrenador del Atlético fue sincero al valorar el flojo nivel de fútbol de su equipo. Lo mejor ha sido el resultado- -señaló Ferrando- Ante el Villarreal jugamos muy bien y perdimos. Ahora había que ganar para seguir con posibilidades y es lo que hemos hecho. Conseguimos un gol y supimos manejar el resultado, porque no estábamos finos para tocar el balón Amorrortu lamentó la oportunidad perdida: Nos vamos con la sensación de que pudimos vencer. Fuimos superiores al Atlético, aunque en el segundo tiempo nos faltó orden. El Atlético es muy peligroso al contragolpe, pero sólo los hizo al final del partido