Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 23 2 2005 Opinión 5 La tuneladora alemana Por tercer ejercicio consecutivo, Alemania volvió a incumplir en 2004 el Pacto de Estabilidad de la UE al registrar un déficit presupuestario del 3,7 por ciento. Con el visto bueno de Bruselas, el canciller Gerhard Schröder sigue adelante con el agujero- -convertido ya en túnel de doble sentido- -de las cuentas públicas alemanas, instaladas, panza arriba, en el subsuelo de la economía europea. Va a ser que sí Si lo pide, ¿por qué no? respondió la vicepresidenta el pasado viernes en el programa de María Teresa Campos cuando le preguntaron si el Ejecutivo permitiría la emisión en abierto de la señal de Canal Una oferta difícil de rechazar para Sogecable, cuyo Consejo de Administración, siguiendo el guión previsto, anunció ayer que solicitará la modificación de las condiciones previstas en la concesión de la cadena para poder emitir en abierto durante las veinticuatro horas. El mercado se abre en canal para hacerle sitio a una emisora que, como advierte su logotipo, es más. Mucho más. Asuntos exteriores La gira europea de Bush ha servido para poner en valor la figura de Javier Solana como interlocutor capaz de capear los peores temporales diplomáticos y abrir vías para el entendimiento de la vieja Europa y Estados Unidos. Lástima que trabaje para la UE un profesional de la política cuya labor se echa de menos en el deteriorado escenario de las relaciones exteriores del Gobierno español. EFE Mar adentro. El temporal que azota el norte peninsular provocó ayer numerosos cortes de carreteras y el cierre de varios aeropuertos, pero fue el mar el que con mayor violencia manifestó su fuerza. El siniestro del buque Siempre Casina a 21 millas de Ribadeo (Lugo) donde permanece semihundido y atado a una estacha, podría haberse cobrado la vida de ocho de sus tripulantes, cuyos cuerpos trataron de localizar, sin fruto, buzos y guardacostas de la Armada. Gracias a un salvavidas, uno de los tripulantes, hijo del armador del barco, salvó su vida y explicó que la mayoría de sus compañeros se encontraba durmiendo cuando el barco zozobró. En la imagen, familiares de los desaparecidos, ayer, en el puerto de Burela. FLORES EN EL MAR J. FÉLIX MACHUCA AN sólo el mar es tan cruel como el mar, y su brutalidad no concede treguas. El violento temporal de agua, viento y nieve que ha invadido España, expulsando de sus Comunidades las bendiciones del sol de invierno, ha invitado al mar a embravecerse contra sus hombres, jugando con los barcos como las olas juegan con los cangrejos. Olas tan altas como edificios han dibujado en el mar gallego la cara más feroz de un mar tenebroso donde las tormentas T siembran de luto la larga espera de miedo y sobresalto de los que se quedan en tierra. Ayer, el mar nos enviaba con su tremenda marea un oleaje de lágrimas y penas gallegas, esas costas donde, muchas veces, el verde se tiñe de negro. El temporal se tragó la vida de unos marineros a los que el Cantábrico les tasó a la baja su labor y su trabajo. Ya les digo: tan sólo el mar es tan cruel como el mar. Y cuando se le revuelven las entrañas mejor es tratarlo de usted y de lejos. Cuando la radio nos despierta por la mañana con noticias durísimas de ese frente lejano y siempre en guerra que es el mar, uno no puede evitar la tentación de dejarse llevar por cierto sentimentalismo en desuso para ponerse en el pellejo de esos familiares a los que un furioso golpe de mar noquea sin piedad. He visto en el sur algunos de ellos, a los que un temporal en aguas africanas engulló al pesquero y a sus marineros, y cada vez que se asoman al muelle del puerto, miran y miran, con indisimulable coraje, el vaivén de las olas en las que ven sin duda la sonrisa imposible de un verdugo implacable. Esa mirada nunca se olvida. Esa mirada se clava para siempre en el disco duro de nuestros peores recuerdos, y cada vez que el océano interpreta su papel más cruel y salvaje tememos volver a verla, reviviendo su trágica visión en las fotos de Prensa o en los informativos de la televisión. Desde ayer, el mar gallego vuelve a tener clavadas en su barriga las miradas derrotadas por el dolor y la furia de unos familiares a los que el mar les pagó de la peor forma. Desde ayer, el mar gallego violentado por un temporal intratable hizo honor a su fama de ladrón de hombres, y sobre sus olas, como lamentos insumergibles, flotan a la deriva flores en el mar...