Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
52 Sociedad SÁBADO 19 2 2005 ABC Multa de 1,4 millones a un pinchadiscos por bajarse música ilegal de internet ABC ROMA. La lucha contra la piratería musical ha marcado un nuevo hito en la que es, por ahora, la sentencia individual más dura de cuantas se han dictado contra la copia ilegal de archivos musicales a través de internet. El castigo ejemplar se lo ha llevado un disc- jockey brasileño, a quien la justicia italiana ha impuesto una multa récord de 1, 4 millones de euros (unos 1, 8 millones de dólares) en Italia por bajar de la red y utilizar cientos de MP 3 en su discoteca, según ha informado la Policía financiera italiana. El disc- jockey, cuyo nombre no fue hecho público, trabajaba en una discoteca de Rieti, cerca de Roma. La investigación policial demostró que utilizaba 500 CD videomusicales y más de 2.000 archivos MP 3. La sanción por violación de los derechos de autor fue aplicada por la Policía financiera de Rieti, que también confiscó importantes cantidades de videoclips reproducidos ilícitamente. Se trata de la mayor multa jamás infligida en Europa, según la Federación de la Industria Musical Italiana (FIMI) que saludó el acontecimiento con satisfacción. Esperamos que esto sirva para disuadir a quienes lo quieran imitar declaró Enzo Mazza, director de la FIMI, en un comunicado. El mercado italiano del disco ha registrado una baja en su volumen de negocios del 14 entre 2000 y 2003. Narbona asume un manifiesto europeo que aboga por el ahorro del agua Científicos de 16 países respaldan en Madrid una nueva cultura del agua b La Declaración Europea por una Nueva Cultura del Agua apuesta por la modernización de las redes y la conservación de los ecosistemas ABC MADRID. Un centenar de científicos y expertos de dieciséis países suscribieron ayer, en la sede del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) la Declaración Europea por una Nueva Cultura del Agua, que apuesta por una nueva política del agua en el mundo, por un modelo de gestión en el que el protagonismo es para la conservación de los ecosistemas, el ahorro y la mejora en la eficiencia y los procesos de modernización de redes. La ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, amparó con su presencia y de palabra este acto y esta declaración de los especialistas europeos. El Gobierno escucha a los científicos que han advertido de una reducción de las precipitaciones y menos caudal en los ríos en los próximos años dijo Narbona. En relación a nuestro país afirmó que se necesita una mejor gestión del agua y recordó su apuesta por la desalación y la reutilización de las aguas residuales depuradas La ministra asumió los principios de la declaración, pero pidió tiempo para aplicarlos. Narbona dijo que su Departamento tiene que administrar la ejecución de grandes obras hidráuli- Narbona presidió ayer en el CSIC la firma de esta Declaración por cien científicos EFE cas que estaban previstas desde hace años, pero recordó que también ha optado por revisar algunas de esas grandes infraestructuras, informa Efe. Los expertos que firman la declaración proceden de Irlanda, Reino Unido, Francia, Bélgica, Holanda, Dinamarca, Alemania, Italia, España, Portugal, Grecia, Chipre, Austria, Suecia, Finlandia y Hungría. La iniciativa es promovida por la Fundación española Nueva Cultura del Agua que preside el profesor Pedro Arrojo, quien dijo que se debe recuperar la ecología de los ríos, implantar la ética del agua, la racionalidad, el servicio público y el derecho del hombre al agua, informa Ep. Esta nueva concepción de la cultura del agua pretende involucrar a la comunidad científica internacional con el fin de conseguir la sostenibilidad, la igualdad y una gobernabilidad democrática en la gestión del agua para dar respuesta en el siglo XXI a este gran reto. Para ello será necesario asumir una visión global y reconocer las múltiples dimensiones de los valores éticos, medioambientales, sociales, económicos, políticos y emocionales integrados en los ecosistemas acuáticos, indicó Arrojo. Tomando como base el principio universal del respeto a la vida, los ríos, los lagos, las fuentes, los humedales y los acuíferos deben ser considerados como patrimonio de la biosfera y deben ser gobernados por las comunidades y las instituciones públicas para garantizar su gestión democrática sostenible proclama la declaración.