Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 12 2 2005 Nacional 15 EL REFERÉNDUM EUROPEO Schröder da plantón a Zapatero y Chirac en Barcelona, aquejado de una gripe europea El presidente francés pide que España marque la senda de la UE con un sí rotundo b Berlusconi tampoco pudo asistir por el virus a un mitin en el que el jefe del Gobierno defendió que la Constitución Europea es también la de las nacionalidades GONZALO LOPEZ ALBA BARCELONA. Lo que en principio iba a ser un trío y después se amplió a un cuarteto, acabó finalmente reducido a un dúo. Del cartel de mandatarios europeos que tenían previsto apoyar ayer a José Luis Rodríguez Zapatero en su campaña a favor del sí a la Constitución Europea, se cayó primero el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, por una enfermedad que le llevó a cancelar una entrevista con el presidente de México, Vicente Fox. Ayer se descolgó el canciller alemán Gerhard Schröder, aquejado oficialmente también de una gripe. La justificación de la enfermedad para explicar el plantón de Schröder la echó por tierra una fotografía de la agencia Reuters en la que se ve al canciller alemán con aspecto saludable y sonriente en un länder de su país, Schleswig- Holstein, donde hacía campaña electoral para los comicios regionales del 20 de febrero. Zapatero obvió el desaire, pero el presidente de Francia, Jacques Chirac, que le precedió en el uso de la palabra, comentó con socarronería que el canciller alemán sufre de la gripe, pero parece ser que es una gripe exclusivamente europea Schröder envió un texto de apoyo en el que afirma que aguardaba con mucha expectación este encuentro porque todos formamos parte de esta gran familia europea, que mira ahora hacia España y dijo que lamento mucho no poder participar con mis dos amigos, José Luis Rodríguez Zapatero y Jacques Chirac Al mismo tiempo, ensalzó la contribución determinante del presidente del Gobierno español en el acuerdo que hizo posible la aprobación del Tratado Constitucional de la Unión Europea, y, al igual que Berlusconi, en otro mensaje escrito, hizo votos porque los españoles le otorguen un amplio respaldo en el referéndum del 20 de febrero. La ausencia de Schröder, correligionario de Zapatero en la Internacional Socialista, la cubrió con creces Chirac, que parece confirmarse como ese amigo especial de todo presidente que se precie. Si el de Felipe González fue el democristiano Helmut Khol y el de José María Aznar el laborista Tony Blair, el de Zapatero parece ser el conservador francés. En este punto, el jefe del Gobierno español, tras recordar su oposición a la guerra de Irak, no dejó pasar la ocasión para lanzar una puya a su predecesor al señalar, para deleite del presidente francés, que algunos pueden preguntarse si Jacques es de verdad un líder de centro- derecha si se compara con alguno de los que conocemos nosotros Zapatero escucha el discurso de Chirac po, sentir la identidad de cada uno Ante el auditorio catalán, el presidente del Gobierno afirmó que la Constitución Europea es también la Constitución del autogobierno, de los pueblos, de las nacionalidades y de los municipios aunque matizó que ya no son válidos los viejos conceptos de so- ELENA CARRERAS Contra Aznar Más allá del intercambio de elogios entre quienes se catalogaron de amigos Zapatero presentó la conferencia- coloquio compartida por un dirigente socialista y otro conservador como ejemplo del estilo y de la identidad de la Unión Europea porque, según destacó, ésta representa sobre todo la unidad por encima de las ideas, de los pueblos y de los territorios con un modelo que permite, al mismo tiem- Zapatero sostiene que ya no son válidos los viejos conceptos de soberanía y de Estado- nación beranía y de Estado- nación. Y aún hizo un guiño más al electorado catalán y al presidente de la Generalitat, Pasqual Maragall, al reiterar que me van a tener a su lado quienes defienden la vocación de crecer de la profunda identidad catalana en el marco de la UE. Chirac animó a los españoles a abrir el camino y enseñarnos la senda que tenemos que seguir con un sí rotundo y contundente para dar ejemplo y demostrar hasta qué punto España es un fundamental en la construcción europea de mañana Al mismo tiempo, advirtió de que sin unión, los europeos desaparecerán porque el mundo es cada vez más multipolar