Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
46 SÁBADO 5 2 2005 ABC Sociedad Una mujer iraquí reza por la pronta recuperación de Juan Pablo II EPA Juan Pablo II mejora su capacidad respiratoria y ya se alimenta sin ayuda El Papa de los enfermos predica con el ejemplo el Evangelio del sufrimiento b Juan Pablo II seguirá hoy por televisión la audiencia anual a los seminaristas en el Vaticano y confía en dirigir el rezo del Ángelus mañana desde el hospital Gemelli JUAN VICENTE BOO. CORRESPONSAL ROMA. El Papa todavía no ha superado el peligro, pero su capacidad respiratoria mejora y ayer pudo alimentarse sin necesidad de ayuda, según anunció su portavoz, Joaquín Navarro- Valls, quien suspenderá la emisión de comunicados médicos hasta el lunes al mediodía. Juan Pablo II seguirá hoy por televisión la audiencia anual a los seminaristas en el Vaticano y confía en poder dirigir el rezo del Ángelus mañana desde el policlínico Gemelli, donde se encuentra internado por octava vez. Al término de su primera misa solemne como Papa, Karol Wojtyla sorprendió al mundo cuando, en lugar de retirarse, se acercó a saludar a los enfermos situados en las primeras filas. Ha continuado haciéndolo hasta hace dos años, cuando el encadenamiento a la silla de ruedas puso fin a su movilidad. Desde entonces, algunos enfermos pasan en sillas de ruedas a saludarle al final de las ceremonias y de las audiencias generales. El Papa de los enfermos predica con el ejemplo el Evangelio del sufrimiento una expresión de su carta apostólica Salvifici doloris de 1984 sobre el sentido cristiano del sufrimiento, madurada con su experiencia del atentado del 13 de mayo de 1981. Las balas que estuvieron a punto de quitarle la vida le bloquearon 21 días en el hospital Gemelli, al que volvería otros 55 días en verano para curarse de una infección de citomegalovirus contraída probablemente durante su primera hospitalización. Un par de religiosas frente al hospital Gemelli donde está ingresado el Papa EPA Los romanos acudirán al Ángelus de mañana en la plaza de San Pedro Puede que no escuchen al Papa, pero los romanos acudirán mañana a rezar el Ángelus en la plaza de San Pedro como gesto de cariño hacia Juan Pablo II, quien se asomó el pasado domingo al balcón a pesar de su catarro y permaneció 20 minutos al viento gélido, pues las palomas de la paz liberadas por dos niños volvían al apartamento una y otra vez. Juan Pablo II quiere dirigir esa oración mariana desde su cama o desde la ventana del hospital Gemelli, como en otras ocasiones. La diferencia es que esta vez ha sufrido laringitis y traqueítis, con daño a las cuerdas vocales. Si consigue rezar en voz alta a mediodía, Radio Vaticana transmitirá sus palabras a los altavoces de la plaza de San Pedro y al mundo. Podría incluso grabar la oración de antemano, para evitar que un bloqueo o una voz demasiado débil vuelvan a crear alarma. Joaquín Navarro- Valls comentó ayer que el Papa valora mucho esa cita y no quiere faltar Hoy, después de visitarle en el hospital, anunciará si su estado de salud lo va a permitir o si deberá sustituirle su vicario para la diócesis de Roma, el cardenal Ruini. Por otro lado, un centenar de obispos de diversas confesiones cristianas, procedentes de todo el mundo y convocados por la comunidad de San Egidio, se reunirán hoy en el Gemelli pra rezar por la salud del Pontífice. Afrontar los quebrantos de salud La catequesis del Pontífice sobre el cuidado a los enfermos y el modo de afrontar los quebrantos de salud se intensificó en el año 1993 cuando instituyó la Jornada Mundial del Enfermo, que se celebra cada año el día 11 de febrero, fiesta de la Virgen de Lourdes, a cuyo santuario, manantial de consuelo y curaciones, peregrinó de nuevo el pasado verano. En su mensaje para la Jornada de este año, Juan Pablo II pide una revalorización social de los ancianos e invita a perder el miedo a los últimos momentos: Todos debemos acostumbrarnos a pensar con confianza en el misterio de la muerte, para que el encuentro definitivo con Dios acontezca en un clima de paz interior