Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 29 1 2005 Sociedad 49 Confirmado en Francia el primer caso en cabras del mal de las vacas locas La Comisión Europea asegura que el riesgo para la salud de los consumidores es mínimo b El Ejecutivo comunitario multipli- cará durante seis meses los test a cabras, sanas y enfermas, para verificar si este caso ocurrido en 2002 es un hecho aislado ABC BRUSELAS. La Comisión Europea anunció ayer que un grupo de investigadores ha confirmado que una cabra sacrificada en Francia hace tres años está afectada por la encefalopatía espongiforme bovina (EEB) el llamado mal de las vacas locas Aunque se trata del primer caso de EEB detectado en cabras, el Ejecutivo comunitario insistió en que el peligro para los consumidores es mínimo ya que desde hace años se aplica medidas de protección en previsión de ese potencial riesgo. En un comunicado, la CE afirmó que desde abril de 2002 se realizaron, de forma aleatoria, test a 140.000 cabras en la Unión Europea, incluyendo ejempla- res sanos, enfermos y muertos en explotaciones agrarias. No obstante, el comisario europeo de salud, Markos Kyprianou, precisó que su voluntad es extender las pruebas de diagnóstico para determinar si estamos ante un incidente aislado Infectada por el prión bovino En concreto, una vez confirmado el caso francés, Kyprianou propone incrementar las pruebas durante al menos seis meses, realizando 200.000 test adicionales en cabras sanas. En caso de detectar infección con priones- -las proteínas causantes de las encefalopatías espongiformes transmisibles- las autoridades sanitarias aplicarían un protocolo de tres pasos para determinar si se trata del agente causal de la EEB o del scrapie una encefalopatía espongiforme que afecta a las ovejas. En los análisis efectuados en el caso francés se confirmó, sin ninguna duda, que la cabra francesa fue infectada por el prión bovino. Ese tipo de transm- Un rebaño de cabras destinado a la elaboración de quesos sión de las vacas a las cabras había sido investigada desde hace años, pero nunca se había verificado. La Comisión Europea subrayó ayer que las condiciones existentes cuando nació esa cabra en el año 2000 han desaparecido y las evidencias disponibles indican que, en el supuesto caso de que persistiera una infección en cabras, su nivel sería extremadamente bajo Asimismo, las autoridades sanitarias recalcaron que ni la leche de cabra ni sus derivados, como quesos, en- F. HERAS trañan riesgos para la salud si proceden de animales sanos. Como medida de precaución recomendada por los científicos, la leche y la carne de cabras con scrapie no entran en la cadena alimenticia, aunque no existe ninguna prueba de que esa encefalopatía afecte a las personas. Con idéntico objetivo, los tejidos más susceptibles de resultar infectados por priones son destruidos cada vez que se sacrifica una cabra para evitar su consumo accidental.