Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
24 Internacional VIERNES 28 1 2005 ABC ABC, EN LOS CAMPOS DE EXTERMINIO NAZIS Hace 60 años, ABC relataba los principales episodios del final de la II Guerra Mundial, como atestigua este reportaje publicado el 15 de mayo de 1945 por Carlos Sentís, enviado especial a Dachau, uno de los primeros periodistas en visitar este campo de exterminio tras su liberación EDICTO Don Doña CONCEPCION LOPEZ DE HONTANAR FERNANDEZ- ROLDAN, secretario del Juzgado de lo Mercantil Número 3 de Madrid Que en el procedimiento de Jurisdicción Voluntaria número 50 2004 que se sigue en este Juzgado, se ha dictado den fecha 12 de enero de 2005, auto por el que se convoca judicialmente Junta General Extraordinaria de socios de la mercantil Talleres y Montajes Getafe, S. A. a fin de reconocer a doña Juana María Malvárez Cid como miembro del Consejo de Administración en virtud del acuerdo alcanzado en Junta de 13 02 04; elevar a públicos los acuerdos adoptados en Junta de 13 02 04; formulación, exámen y en su caso aprobación de las cuentas anuales sociales correspondientes al ejercicio económico 2003; censurar la gestión social, aplicación del resultado, en su caso, y autorización especial a los administradores, que se celebrará en el domicilio social en el polígono industrial San Marcos, calle Morse, número 2, de Getafe en Madrid, el día 7 de marzo de 2005, a las diecisiete treinta horas en primera convocatoria y en el mismo lugar y hora del día 8 de marzo de 2005 en segunda convocatoria, siendo presidida por el presidente del Consejo de Administración. Que la información de esta convocatoria se encuentra en la sociedad para ser facilitada a cualquier socio que la solicite. Y en cumplimiento de lo acordado libro el presente en Madrid, a 12 de enero de 2005. La secretaria (ilegible) Visita al campo de concentración de prisioneros de Dachau TEXTO CARLOS SENTÍS Iniciativa para el Desarrollo Urbanístico del Área de Desarrollo AD- 8 del Plan General de Ordenación de Paracuellos del Jarama (Madrid) Manuel Fernández García con D. N. I. 15343309- D en su propio nombre y como representante de la Asociación Nuevo Amanecer con C. I. F. G- 28965465 y de la Comunidad Cristiana Evangélica Agua Viva con C. I. F. Q- 7800156- G como propietarios de más del 50 de la superficie del AD- 8 del Plan General de Ordenación Urbana de Paracuellos del Jarama (Madrid) comunican su propósito de promover la iniciativa para el desarrollo urbanístico de dicho ámbito por el sistema de compensación, en su modalidad de ejecución directa por los propietarios, lo que se hace público en cumplimiento de lo dispuesto en el artículo 106.1 e) de la Ley 9 2001 de 17 de julio del Suelo de la Comunidad de Madrid. Paracuellos del Jarama a 14 de enero de 2004. Manuel Fernández García. LONDRES, 12, 3 tarde. (Crónica de nuestro enviado especial, recibida con retraso. En el vasto mundo anglosajón hay una cosa que impresiona más que el final de la guerra en sí: el de los campos de concentración alemanes. Yo sólo he visitado uno. El de Dachau, en las afueras de Munich. Casi el último caído, en manos del Ejército americano. Visitándolo, pasé un rato horroroso. Ahora, sobre el limpio papel donde escribo, no lo paso mucho mejor. Dante no vio nada y por eso no pudo escribir sus patéticas páginas del infierno. Yo sí he visto Dachau y quizá por eso no sepa escribirlo. Lamento no ser notario para escribir con el formulario y léxico impersonal de los protocolos. Pero creo que puedo, de todas maneras, escribir, en primera persona, porque ni un solo lector que me haya seguido en la Prensa de España ha- brá podido dudar jamás de mi ecuanimidad. A cuenta de mi historial, cargo el doy fe Se me dirá que más en Oriente que en la propia Europa puede haber otros campos aterradores. Desgraciadamente se puede creer en ellos. En el campo, donde casi todos son detenidos políticos, hay tifus, disentería y otras enfermedades Van con el traje rayado de presidiarios, pelados, con idénticos ojos inmensos en el fondo de su órbita Pero no los he visto. Si los viese, movería exactamente mi pluma con la serenidad que le haga ahora. La entrada en Dachau- -sector amplio rodeado de alto muro y edificios cuarteleros- -es muy trabajosa y minuciosa. Con nosotros- -once periodistas- -entra también míster Jefferson Goffrey, embajador de los Estados Unidos en Francia. Soldados americanos nos colocan a todos en hilera y con un aparato parecido a los insecticidas nos meten por las mangas, por debajo de las ropas, grandes cantidades de estos polvos desinfectantes D. D. T. que, con la penicilina, es el moderno curalotodo Quedamos todos como buñuelos para la sartén. Luego, una inyección del mismo producto, cuyo pinchazo todavía me duele. El oficial americano nos reúne, dándonos las mismas instrucciones: en el campo, donde casi todos son detenidos políticos, hay ti-