Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 Opinión JUEVES 27 1 2005 ABC M. MARTÍN FERRAND Lo inquietante es el repentino y violento salto de la irreverencia como forma de conducta con cargo a la caja común LA VENTANA DE AUSCHWITZ A la altura de este sesenta aniversario sabemos casi todo de aquel horror, pero muy poco de las causas que generaron aquellos crímenes contra la Humanidad y que están detrás de las que aún nos amenazan mas como el nazismo. Así que siguieron asistiendo a los congresos de la paz sobre los sótanos de tortura estalinianos. La primera en denunciar la ceguera de los pensadores y políticos de izquierda fue, como solemos recordar algunos, Hanna Arendt, tan tardíamente reconocida. EL RESPETO COMO RELIGIÓN P ASADAS ya las fiestas dels tres tombs, un San Antón a la catalana, se preparan en Valls, en Tarragona, para gozar con su tradicional calçotada, uno de esos acontecimientos en que lo antropológico se mezcla con lo gastronómico. De ahí a junio, cuando la celebración de la Virgen de la Candela pone en marcha el celo competitivo de los xiquets, el programa de amenidades y animaciones de la villa decae mucho y, salvo el carnaval, no se observan en el calendario mayores estímulos. Quizás por ello los organizadores de los días que prologan la cuaresma se han esforzado en su promoción y han lanzado a la calle un cartel anunciador en el que se reproduce una Santa Cena con el desagradable matiz de que el rostro de Jesús ha sido sustituido por el de un demonio y, a mayor abundamiento, dos de los apóstoles por otros tantos concejales del Ayuntamiento. No hace falta mucha imaginación- -basta con unas tijeras y un poco de engrudo- -para convertir una imagen reverencial, símbolo de una fe y o una cultura, en una estampa bufa con aplicaciones de crítica municipal; pero ahí, como en otros muchos ejemplos que nos traen los días, está el síntoma de una gran y amenazadora enfermedad que puede llegar a terminar con nuestros supuestos de vida, conocimiento, conducta e inteligencia. Tomar a burla y broma los valores cristianos es demasiado barato como para elevarlo a categoría. El mal es viejo y se puede incluir en el capítulo de la reacción a la acción de la prédica y vivencia de la fe cristiana y de cuanto el cristianismo tiene como fundamento y suelo de nuestra construcción social, familiar, cultural e histórica. Lo nuevo, lo inquietante, es el repentino y violento salto de la irreverencia como forma de conducta, y más aún que, como en el caso de Valls, de Reus y de otros cuantos Ayuntamientos españoles, ello curse con cargo a la caja común. Es decir, tenga algo de asumido por todos y hasta sea entendido por muchos como una gracia o una muestra de ingenio. Aquí no se trata de ser, o no ser, creyentes. Cada cual es muy dueño de administrar su conciencia, elegir su fe, contener sus dudas y actuar en consecuencia; pero lo que sí es exigible, desde la civilización y la democracia, es el máximo respeto a las ideas, las creencias y los signos de los demás. El póster en cuestión, el engendro de Valls, ya ha merecido la atención de la fiscalía y pesa sobre él una orden judicial para su retirada de la contemplación pública; pero lo grave es que llegará a producirse e imprimirse y, más que con intención blasfema, con la frívola ligereza que solemos ver con creciente prodigalidad en todas las estribaciones de lo público. Es un síntoma más de nuestro embrutecimiento colectivo, natural consecuencia de un sistema educativo lleno de agujeros, un modelo social carente de rigor y una conducta de las autoridades que no suele resultar ejemplar ni, mucho menos, invita a la excelencia. T que unos determinados poAL día como hoy, 27 deres aplicaron unas tecde enero, hace sesennologías de destrucción pata años, fue liberado ra conseguir la máxima efiAuschwitz, el mayor de los ciencia. No ya la locura y campos de la muerte. Enni siquiera la eliminación tre sus paredes fueron exde los judíos como objetivo terminadas 1.100.000 persoexclusivo. Aunque en el nas. Aquí llegaban los treCÉSAR ALONSO DE Holocausto los verdugos nes de mercancías humaLOS RÍOS son alemanes y las víctinas, aquí éstas eran llevamas son fundamentalmendas a las duchas y a los horte judíos no puede quedar reducinos, y por las chimeneas de esta do a una historia de alemanes y fábrica de la destrucción salían cojudíos. Se trata de la conversión lumnas de humo cuyo color a caren parias de una parte de la Humane nadie quería reconocer. nidad, de la conversión del otro A la altura de este sesenta anien un ser indiferenciado y a liquiversario sabemos casi todo de dar, dados los objetivos de los creaaquel horror, pero muy poco de dores de una sociedad necesarialas causas que generaron aquemente seleccionada. llos crímenes contra la Humanidad y que están detrás de las que I el Holocausto hubiera sido aún nos amenazan. utilizado como ventana y no Al decir Zygmunt Bauman que como cuadro, se podría haber visel Holocausto es una ventana y no to a través de él el inmenso gulag un cuadro no pretende restar interealmente existente. Pero los interés al relato de los testigos- -escrilectuales de izquierda personificatores a veces- -sobre sus terribles ron el mal en Alemania, recortaexperiencias, sino señalar que lo ron la responsabilidad de Francia verdaderamente importante es a Petain, Céline y Brasillach y acuasomarse desde aquéllas a la sosaron al capitalismo de producir ciedad que las produjo y de ese moen su defensa soluciones extredo entender las razones por las H S OY el Holocausto sigue viéndose como un cuadro y no como una ventana. De lo contrario la izquierda española habría visto en las acciones de Sadam Husein crímenes contra la Humanidad y no confirmaciones de la perversión del capitalismo. ¿No pretenden algunos considerar como culpables de la destrucción de las Torres Gemelas a los propios ejecutivos que murieron allí? Y con motivo del sesenta aniversario de Auschwitz debemos asomarnos al nuevo e inquietante paisaje de la eugenesia y la clonación, en los que se disimulan mejor los peligros de los nuevos crímenes de la Humanidad, menos llamativos pero posiblemente más arrasadores y que nos llevan de nuevo a los salmos de Patrice de la Tour du Pin, habitante también del mundo concentracionario hasta 1943: Señor, hay seres que ensombrecen tu Creación, seres que son la alabanza del mal Es nuestro deber reconocerlos y denunciarlos. REVISTA DE PRENSA enarcamiento de cejas del propio presidente, que confesó no haber leído el artículo- es identificar y aislar tres docenas, y quizá más, de objetivos de ese tipo que podrían ser destruidos mediante ataques de precisión y en rápidas operaciones de comando El reportero añade que un consultor gubernamental vinculado al Departamento de Defensa le dijo que los civiles del Pentágono quieren meterse en Irán y destrozar toda la infraestructura militar posible Hersh acudió la noche del martes al programa The Daily Show de Jon Stewart- -vitriólico comentarista de actualidad- y reiteró lo que señalaba en el artículo, que la agenda del segundo mandato de George W. Bush es imponer la democracia en Oriente Medio a cualquier precio y que la lección aprendida en Irak ha sido la necesidad de orillar tanto a la CIA como a las Naciones Unidas. El Congreso se dispone a investigar uno de los aspectos desvelados por Hersh en el New Yorker, que en principio fue desmentido por el Pentágono: la creación de una nueva unidad de operaciones encubiertas al margen de la CIA. Hersh, que obtuvo un premio Pulizter por desvelar la matanza de My Lai en Vietnam, señala que pese a las críticas tras la guerra de Irak, Donald Rumsfeld, el jefe del Pentágono, se convertirá en una figura todavía más importante en el segundo mandato de Bush: La guerra contra el terrorismo podría expandirse y quedar bajo control efectivo del Pentágono. El presidente ha firmado una serie de recomendaciones y órdenes ejecutivas autorizando operaciones secretas de comando y otras unidades especiales contra objetivos terroristas en al menos diez países de Oriente Medio y el Sur de Asia Estos grupos no estarían sometidos a las limitaciones legislativas de la CIA. En el caso de Irán, prevén los estrategas civiles del Pentágono, destruir el aparato militar de los ayatolas provocaría una revuelta popular que acabaría con el régimen teocrático. Un desenlace que a Stewart le recordó lo que, pese a lo previsto, no ocurrió en Bagdad tras la caída de Sadam Husein: no hubo flores para los libertadores sino todo lo contrario. ALFONSO ARMADA Planes de EE. UU. para Irán Seymour Hersh ha vuelto a levantar la liebre y a desatar las iras de la Casa Blanca y del Pentágono con el artículo que publica en el último número de la revista New Yorker, donde ya aireó antes que nadie en papel impreso el escándalo de las torturas en Abu Ghraib. Bajo el título de Las guerras que vienen Hersh vuelve a servirse de su red de fuentes en el mundo secreto para asegurar que el Gobierno de George W. Bush lleva desde el pasado verano lanzando misiones secretas de reconocimiento en Irán con la intención de recabar información sobre supuestos laboratorios nucleares y químicos, además de lanzaderas de misiles. El objetivo escribe Hersh- -en una pieza que ha levantado ampollas y desmentidos en el Departamento de Defensa, y hasta un