Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 26 1 2005 Sociedad 51 Tecnología Una chica sugerente pasea por las calles de San Andreas ROCKSTAR GAMES El protagonista de GTA III empuña una pistola ROCKSTAR GAMES El caso de Grand Theft Auto San Andreas reabre la polémica de los videojuegos en España Apenas un 2 de los 1.625 juegos clasificados por edades son para mayores de 18 años b Varios estudios y distintas asociaciones han denunciado ya este juego en repetidas ocasiones, tanto por sus contenidos como por el carácter violento de sus misiones MARTA VILLALBA MADRID. Grand Theft Auto San Andreas, el videojuego más comprado en España el pasado año, con más de medio millón de unidades vendidas, está siendo, a la vez, el más polémico. Primero saltó la alarma tras un estudio elaborado por la Universidad de León y que le acusaba, como en la mayoría de los analizados, de reproducir estereotipos sexistas. Después fue Amnistía Internacional (AI) la que denunció en un informe que el juego fomentaba la violencia contra las mujeres, concretamente prostitutas. A mediados de este mes, Metro de Madrid retiró los carteles publicitarios del título, a petición de Izquierda Unida. Ahora es la Federación de Sindicatos de Periodistas la que pide su retirada del mercado, a raíz de la carta enviada a diversos medios de comunicación por Patrocinio Macián, madre de Miguel Gil, corresponsal de guerra asesinado en Sierra Leona. En ella denunciaba la existencia de este juego, pues una de sus misiones consiste en matar a un periodista, y se preguntaba: ¿Qué valores les estamos enseñando a nuestros hijos? ¿Qué ideales les estamos inculcando? ¿Qué sociedad les espera a nuestros nietos? ¿Dónde está la sensatez, la sensibilidad, el sentido común? GTA San Andreas está calificado para mayores de 18 años según el código PEGI. Se caracteriza, quizá por eso sea un superventas, por combinar mu- Algunas de las truculentas acciones En la misión Tennpenny 01: Snail Trail de GTA San Andreas el cometido del jugador es matar a un reportero y a su confidente para silenciarlos. Para recuperar vida, el protagonista del juego, CJ, puede pasar un rato con una prostituta, aunque le cuesta dinero. Pero éste puede volver a su bolsillo acabando con la prostituta. Para ganar más dinero, el protagonista puede convertirse en un proxeneta. Si lo consigue, las prostitutas no le cobrarán por el servicio, y le pagarán a él. La policía persigue a CJ (la intensidad de la búsqueda se indica en la pantalla con unas estrellas) y eliminar a uno de ellos intensifica la persecución. Si le atrapan le llevan a la comisaría pero tras un soborno de 150 dólares, queda libre. CJ tiene que sobrevivir en la ciudad, necesita dinero. Así, mata a los transeúntes y las monedas caen al suelo. También puede robar pisos. Si necesita desplazarse, nada le detiene para sustraer un vehículo. El protagonista se gana el respeto eliminando a los miembros de las bandas rivales, entre otras acciones. En uno de los bares puede jugar y apostar al billar. Si pierde, no importa, una paliza y el dinero es suyo. Un soldado es crucificado en ShellShock Nam 67 chos géneros diferentes de juego (conducción, acción en tercera persona... y por ofrecer un sinfín de misiones, esto es, horas y horas de juego. En España está distribuido por la empresa Take Two y ha sido desarrollado por Rockstar Games, que traslada su más sincero pésame a Patrocinio Macián, pero lamentamos que alguien haya podido trazar la más mínima asociación entre aquel trágico incidente y un videojuego. Tal asociación con una obra de entretenimiento ficticia es algo completamente injustificado Como denunciaba la madre de Miguel Gil, en la misión Tenpenny 01: Snail Trail el cometido del jugador es matar a un reportero y a su confidente. Pero esta es sólo una de las muchas misiones en las que el protagonista debe EIDOS INTERACTIVE matar a sus rivales para conseguir su fin. Y como diría Maquiavelo, el fin justifica los medios: matar, agredir, robar... todo vale en GTA San Andreas con tal de conseguir el objetivo: el respeto necesario para ser el amo de la ciudad y, en ocasiones, dinero. En España, de los 1.625 juegos clasificados por edades por el código PEGI desde junio de 2003, sólo el 2 por ciento está recomendado para mayores de 18 años, según la Asociación Española de Distribuidores y Editores de Software de Entretenimiento (Adese) El mercado ha dado un paso muy positivo al elaborar un código de autorregulación pero hemos visto errores en las calificaciones: videojuegos que deberían Pasa a la página siguiente