Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 23 1 2005 Madrid 47 Navalcarnero acerca a Tyl- Tyl el teatro infantil y familiar El teatro Tyl- Tyl (calle de la Iglesia, 4, Navalcarnero) acoge a las 12.30 horas, la obra de teatro infantil y familiar Apareció Esta actuación es apta para público desde los seis meses en adelante. En ella, los más pequeños podrán apreciar un espacio vacío en el que todo aparece: instrumento, viento, cigüeña, semillas, una casita, enredaderas, flores, calabazas, tejados o nidos, informa M. D. M. Getafe compra miniaturas para el futuro Museo de la Aviación El Ayuntamiento de Getafe ha comprado a un particular su colección de 1.500 aviones en miniatura para que formen parte del futuro Museo de la Aviación que se creará en esta localidad. Los aviones, fabricados artesanalmente en madera maciza por su anterior propietario durante 40 años, están a escala 1: 50, excepto un Boeing 747 con una envergadura de 2 x 2 metros, informa M. D. M. El antiguo Cuartel de la Guardia Civil de Pinto tendrá un nuevo uso El antiguo Cuartel de la Guardia Civil de Pinto, un edificio de propiedad municipal cerrado desde hace más de diez años, será demolido para construir en su solar un centro comercial tras el acuerdo alcanzado por el Ayuntamiento y una de las más conocidas empresas españolas del sector. El centro, un Opencor, será construido por El Corte Inglés y se prevé su apertura en la primavera del 2006. No eran héroes al uso, sólo personajes animados convertidos en singulares agentes secretos o en reporteros despistados. Sus historietas hicieron reír a millones de niños de varias generaciones. Era otra época, cuando los cómics se llamaban tebeos... La edad de oro de los tebeos TEXTO: MABEL AMADO MADRID. Pulgarcito La familia Cebolleta 13 Rue del Percebe Las hermanas Gilda Anacleto, Agente Secreto El reporter Tribulete En la mente de muchos perdurará todavía el recuerdo de entretenidas tardes gastadas en lecturas de tebeos. Eran divertidas historias de la vida misma retratadas en dibujos de un gran nivel artístico. Y todo con la chispeante caricatura de una sociedad que llenó el ocio de millones de niños de los años cincuenta y sesenta. Por aquella época la televisión no llegaba a todos los hogares y no existían los vídeos, el DVD ni las consolas de videojuegos. Por ello- -o quizá gracias a ello- -el mejor entretenimiento y el mayor motor de desarrollo de la imaginación de varias generaciones fueron los tebeos, nombre inspirado en la mítica revista TBO. Hoy, cuarenta años después, la Obra Social Caja Madrid ofrece un viaje en el tiempo para toda la familia. Un recorrido por los mejores dibujos y los más brillantes humoristas gráficos gracias a una colección privada de la Fundación Gin, creada en recuerdo y homenaje a Jordi Ginés Soteras Gin La imaginación suplía a la necesidad Cuando los cómics se llamaban tebeos es el título de una exposición que recoge la edad de oro del cómic en España; una muestra viajera que llega ahora a la Comunidad de Madrid desde Barcelona para rendir un merecido tributo a unos grandes artistas que retrataron con humor las costumbres de una época en la que la imaginación suplía a la necesidad: los dibujantes de tebeos. Precedida por su éxito, la exposición abrió sus puertas esta semana en la sala de arte que la Obra Social posee en el municipio de Aranjuez (calle de San Antonio, 49) y allí se mantendrá hasta el 14 de febrero, de lunes a sábado, de 18 a 21 horas. Reúne una colección de ochenta dibujos originales firmados por grandes artistas como Peñarroya, Conti, Segura, Escobar, Jorge, Nené Estivill, Ibáñez, Vázquez, Cifré, Coll, Urda, Benejam, Gin... Como afirma Teresa Arnanz, coordinadora de actividades culturales de la Obra Social, esta exposición es un homenaje a los grandes dibujantes y artistas que con sus historietas divirtieron a los chavales de varias generaciones y les animaron a desarrollar su imaginación El comisario de la exposición, José Luis Martín, de la Fundación Privada Gin, seleccionó los 80 dibujos teniendo en cuenta la técnica empleada- -color y blanco y negro- su temática y los autores. Así, el visitante podrá realizar un recorrido por el mejor humor que llenó unos años de infancia donde no existían videojuegos, clases extraescolares ni parques temáticos y de aventura.