Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
52 Sociedad SÁBADO 22 1 2005 ABC Salud ONCOLOGÍA CALEIDOSCOPIO JOSÉ MARÍA FERNÁNDEZ- RÚA El cáncer supera en Estados Unidos a las enfermedades cardiacas como causa de muerte ABC MADRID. La cifra de muertes por cáncer entre estadounidenses menores de 85 años superó por vez primera a las relacionadas con afecciones cardiacas, pese a que las cifras de mortalidad han disminuido en ambos casos, principalmente entre las enfermedades del corazón. El informe estadístico anual de la Sociedad Estadounidense contra el Cáncer revela que en 2002 hubo 476.009 es- tadounidenses menores de 85 años que fallecieron como consecuencia del cáncer, frente a 450.637 personas que murieron por enfermedades cardiacas. Esta tendencia se viene observando desde 1999, aunque en España los procesos tumorales no han desplazado aún a las dolencias cardiovasculares. Las personas menores de 85 años suponen el 98,5 de la población en Estados Unidos, explicó el doctor Eric Feuer, director de investigación estadística del Instituto Nacional del Cáncer que también cooperó en el informe. Esto significa que sólo estadounidenses muy ancianos siguen muriendo más de enfermedades cardiacas que de cáncer, una tendencia que se deberá revertir a partir del año 2018, señaló el doctor Harmon Eyre, director médico de la Sociedad Estadounidense contra el Cáncer. NUTRICIÓN EN LOS ANCIANOS E spaña, como otros países del entorno europeo, envejece a gran velocidad. Los resultados de encuestas epidemiológicas coinciden en que la mayor repercusión sociodemográfica es el crecimiento del segmento de población de más de ochenta años, con un previsible incremento exponencial durante los próximos años. Esta situación se traducirá en modificaciones e intervenciones en el ámbito socio- sanitario, debido a una mayor prevalencia de enfermedades crónicas, y fundamentalmente en el aumento espectacular de la dependencia. Así, la malnutrición es muy frecuente en los ancianos y los especialistas estiman que afecta a un 5 de los mayores que viven en la comunidad y al 65 de los ingresados en unidades de agudos. En los últimos años se ha producido un considerable avance entre la composición de la dieta y sus repercusiones sobre las enfermedades crónicas degenerativas, así como la presencia de contaminantes y las posibilidades de diseñar alimentos- frontera, nutracéuticos, alimentación básica adaptada y nutrición artificial para los ancianos. Bajo la dirección de José Manuel Reuss y Carmen Gómez Candela, sesenta especialistas en nutrición y geriatría han elaborado un manual de recomendaciones nutricionales en pacientes geriátricos, que contiene recomendaciones dietéticas esenciales en la patología más prevalente en los ancianos. Como recuerda el doctor Reuss, junto con estados de desnutrición, primeros en frecuencia, se desarrollan por contraste las otras vertientes de la malnutrición, como la intolerancia a la glucosa, diabetes y dislipemias. De ahí- -explica este acreditado geriatra- -que persista en primera línea el riesgo cardiovascular, por lo que se debe llevar a cabo un análisis y tratamiento nutricional adecuado, sin interferir con una dieta razonable que evite consecuencias de desnutrición ligadas a carencias subclínicas de micronutrientes. Este manual, que pretende ser una ayuda práctica en el adecuado manejo de los pacientes geriátricos, aborda también las enfermedades neurológicas, alteraciones respiratorias con su influencia sobre la ingesta alimentaria y la oncología, con su alta incidencia en la prolongación del trayecto vital y la encrucijada metabólica que plantea la tumoración maligna. El texto se completa con una serie de anexos, útiles para el diagnóstico y terapéutica.