Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 22 1 2005 Internacional 25 Abbas despliega dos mil policías en la frontera entre la Franja de Gaza e Israel Peres califica de impresionantes las primeras medidas de la nueva ANP b Hamás acepta aparcar en doble fila el lanzamiento de sus cohetes Qassam mientras negocia un posible alto el fuego con el presidente palestino en la Franja JUAN CIERCO. CORRESPONSAL JERUSALÉN. Con sus boinas rojas o verdes. Sus uniformes, recién planchados. Sus botas, relucientes. Sus fusiles de asalto bien engrasados. Sus coches patrulla, de estreno. Serios y disciplinados. Decididos a cumplir las órdenes recibidas, que no son otras que desplegarse en el norte de Gaza, en sus zonas más calientes de Beit Hanún y Beit Lahia, y en los pasos fronterizos con Israel, y evitar el lanzamiento de cohetes Qassam contra las colonias judías de la Franja, Sderot y el resto del Neguev. Dos mil agentes de las diezmadas Fuerzas de Seguridad palestinas comenzaron a apostarse ayer en todos los cruces de carretera; los rincones; las esquinas; en definitiva, en las zonas desde las que los milicianos de Hamás y otros grupos radicales atacan a Israel. Su misión, más de palabra que de hecho. No se trata de enfrentarse a los posibles agresores. Tenemos que dialogar con ellos, convencerles para que desistan de sus intenciones. Si insisten en lanzar algún ataque, entonces debemos detenerlos, pero sin utilizar las armas, hay que evitar que cualquier chispa encienda el fuego de una guerra civil declara Ismail al- Dahdauh, comandante de una de las unidades de la Seguridad Nacional desde su nuevo puesto de mando, donde registran a todos los vehículos que llegan. Por vez primera en cuatro años, los agentes armados palestinos patrullan dichas zonas sin temor a ser patos de feria en los concursos de tiro del Ejército de Israel. El acuerdo al que han llegado responsables de seguridad de ambas partes les faculta para llevar armas y para tomar el control de su territorio. Eso sí, los carros de combate israelíes no están demasiado lejos. En cuanto se lancen más cohetes caseros entrarán en acción, y esta vez con mayor dureza de lo habitual, según han reconocido los mandos militares hebreos. Policías palestinos se despliegan ayer en Beit Lahia, en el norte de la Franja tres, del Gobierno, Simón Peres, las ha calificado de impresionantes: no esperábamos tanto en tan poco tiempo También la población palestina ha recibido con agrado el despliegue policial. Han sido los habitantes de Beit Lahia, Beit Hanún y Yabalia los que más han sufrido en carne propia la represión israelí a los ataques de mortero palestinos. Sus casas han sido demolidas; sus campos de cultivo, arrasados; sus olivos, arrancados; sus hijos, abatidos... AP Estas medidas alivian su hartazgo. Está previsto que el despliegue de agentes palestinos se efectúe en el sur de la Franja a partir del domingo. A partir de entonces, también lo agradecerán los sufridos habitantes de Jan Yunis y Rafah. Apertura del paso de Rafah Precisamente ayer se abrió al fin la terminal de Rafah, por la que cruzaron miles de palestinos bloqueados en Egipto desde que se cerrara, el 12 de diciembre, tras un ataque palestino que acabó con la vida de cinco soldados israelíes. Pero no todo pueden ser buenas noticias. Por desgracia, siempre despunta un clavo ardiendo al que se agarran los escépticos, los más pesimistas. Ayer, en medio de un enorme dolor en Sderot, fue enterrada la joven israelí Ella Abukassis, de 17 años, herida grave hace una semana por un cohete Qassam cuando protegió a su hermano pequeño, Tamir, de sólo 10. Pese a la ola de optimismo, más de un vecino gritó una palabra nunca aparcada en la región, ni siquiera en doble fila: ¡Venganza! El optimismo se abre paso Por el momento, se abre paso el optimismo. Portavoces de Hamás han reconocido haber aparcado en doble fila los disparos de sus Qassam al menos mientras duran sus negociaciones con Mahmud Abbas, quien lleva en Gaza varios días y ha tomado las riendas no sólo de estos contactos sino del dispositivo de seguridad. Las medidas adoptadas han satisfecho a los responsables políticos y militares israelíes. El número dos, aunque Los policías palestinos no utilizarán sus armas, sino el diálogo con los milicianos que quieran atacar Israel La población palestina de la zona recibe con agrado el despliegue policial, harta de las represalias de Israel