Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
32 Internacional VIERNES 21 1 2005 ABC Yúshenko jurará por fin el domingo como presidente de Ucrania RAFAEL M. MAÑUECO ENVIADO ESPECIAL KIEV. Por fin han sido superados todos los obstáculos que impedían a Víktor Yúshenko, político liberal de tendencia europeísta, convertirse en el nuevo presidente de Ucrania. El Tribunal Supremo legitimó ayer definitivamente su victoria en los comicios del pasado 26 de diciembre al rechazar el último recurso interpuesto por su adversario, el ex primer ministro Víktor Yanukóvich, favorito del Kremlin. Los legisladores ucranianos han decidido que la ceremonia de investidura tenga lugar el domingo a mediodía en el hemiciclo de la Rada (Parlamento) Inmediatamente después, Yúshenko dirigirá un mensaje a la nación desde la plaza de la Independencia, en Kiev, escenario de las multitudinarias concentraciones que lograron cambiar cardinalmente la situación en el país y que se hicieron mundialmente famosas bajo el nombre de la Revolución Naranja Tal y como prometió el mes pasado, el flamante presidente irá a Rusia en su primer viaje al extranjero. La visita se celebrará el lunes, al día siguiente de su toma de posesión, lo que da idea de la enorme importancia que para el nuevo líder tienen las relaciones con Moscú. Y ello, pese a que el presidente Vladímir Putin apostó abiertamente por Yanukóvich y a que las sospechas en relación con el envenenamiento que desfiguró el rostro de Yúshenko recaen sobre los servicios secretos rusos. China oficiará, sin prensa extranjera, el funeral por el ex primer ministro Zhao Pekín pretende controlar los homenajes más que rehabilitar su figura capilla ardiente instalada en su casa, vetada a los occidentales, y el cementerio destinado a los altos cargos acogerá el acto de despedida PABLO M. DÍEZ. CORRESPONSAL PEKÍN. Con la denominación de acto de despedida para que parezca algo menos oficial, el Gobierno chino ha decidido finalmente oficiar el funeral de Zhao Ziyang, el ex primer ministro y secretario general del Partido Comunista que cayó en desgracia por intentar frenar de manera pacífica las protestas estudiantiles de 1989, aplastadas por la matanza de Tiananmen. Aunque la ceremonia tendrá lugar, según informa Afp, en el Cementerio de la Revolución de Babaoshan, donde el régimen rinde su último homenaje a los altos cargos fallecidos, todavía no se conocen muchos detalles de la misma, ni si Zhao Ziyang será enterrado o incinerado allí. De todas maneras, lo que sí parece ya bastante claro es que las autoridades vetarán el acceso a la prensa internacional. Los funerales se han simplificado y, si hay alguna ceremonia, los periodistas extranjeros no estarán invitados aseguró ayer un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores intentando zanjar la cuestión. Poco después, el Consejo de Estado anunció que el camarada Zhao recibirá un acto de despedida porque era un veterano miembro de nuestro partido pero no especificó si los principales líderes b La Policía ha vigilado la En Hong Kong han reservado un lugar para depositar flores en honor de Zhao del régimen acudirán al funeral. Aunque a primera vista podría parecer que el Ejecutivo reconoce así a un dirigente que ha pasado 16 años bajo arresto domiciliario por reunirse con los estudiantes que se manifestaron en la plaza de Tiananmen, la verdadera intención de las autoridades sería controlar los homenajes a Zhao. Además de negarse a rehabilitar su nombre y de ampararse en el crecimiento económico para justificar aquella brutal represión, el Gobierno ha prohibido a los disidentes acercarse hasta la capilla ardiente instalada en el hogar del ex premier chino. Tal y como pudo comprobar este corresponsal, al que se le denegó la entra- REUTERS da a la vivienda, una patrulla de la Policía vigilaba el acceso desde la céntrica vía comercial Wangfujing, muy cerca de la Ciudad Prohibida, y varios agentes de paisano impedían el paso de los occidentales a la callejuela donde se levanta el domicilio de Zhao Ziyang. Acceso prohibido Tras dar un rodeo por unos míseros hutongs los tradicionales callejones chinos que todavía perviven al lado de lujosos rascacielos, otro policía camuflado apostado en la puerta de la casa impedía, de manera bastante expeditiva, acceder a la misma o incluso pararse a mirar un rato. Pero esta orden sólo concernía a los extranjeros.