Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
58 Cultura SÁBADO 15 1 2005 ABC La cena de los idiotas celebrará en Madrid sus 1.100 representaciones b La obra de Francis Veber, estre- nada en España hace cuatro años, vuelve a la escena madrileña convertida en un clásico de la comedia contemporánea JULIO BRAVO MADRID. Hace cuatro años (el 20 de enero de 2001 para ser más exactos) se estrenaba en Madrid la versión española de La cena de los idiotas una comedia del francés Francis Veber, que él mismo había llevado al cine tres años antes. Desde entonces, han visto la obra cerca de seiscientas mil personas, y dentro de unos días cumplirá las 1.100 funciones, una cifra insólita en el teatro español reciente. Desde ayer, La cena de los idiotas está de nuevo en Madrid, aunque el estreno oficial será la semana próxima. Paco Mir, el vértice más activo del grupo Tricicle, ha sido el adaptador del texto y el director de la función, que cuenta con un reparto compuesto por Fernando Huesca, Jorge Calvo, Cecilia Solaguren, Fermí Herrero, Carlos Piñeiro, Maribel Lara y Adolfo Pastor. La obra cuenta la historia de Luis Mayo, un triunfador social que cada quince días se reúne con sus amigos para cenar con personas singulares idiotas en definitiva- El elegido en esta ocasión es Agustín Morán, un empleado de Hacienda cuyo hobby es realizar todo tipo de construcciones con cerillas. La llegada de éste a la casa de Mayo descencadenará una serie de malentendidos y situaciones que terminarán por arruinar la vida de éste. Esta obra- -dice uno de sus protagonistas, Fernando Huesca- -está perfectamente escrita, es como una sinfonía. El autor sabe además dosificar el humor y la risa a las mil maravillas Los actores elogian también la dirección de Paco Mir, que le ha imprimido el ritmo justo y la intención necesaria Jorge Calvo asegura que La cena de los idiotas -cuyo éxito en España ha superado incluso el logrado en su país de origen, Francia- se ha convertido en un clásico de la comedia contemporánea Jesús Cimarro, productor de la función, añade que seguirá hasta que el público quiera que siga; la respuesta de los espectadores es extraordinaria, y hay mucha gente que la ha visto ya en más de una ocasión Después de más de mil representaciones, ¿cómo es posible mantener la frescura? Procuramos hacerla como si fuera el primer día dice Fermí Navarro; cuando sales a escena y ves la reacción, inmediata, del público, se olvidan todos los males o el cansancio que puedas tener añade Fernando Huesca. Aspecto del nuevo edificio de la Ópera de Copenhague ABC La Ópera de Copenhague se convierte en un nuevo icono para la ciudad Polémica por la prohibición de fumar en todo el edificio salvo en el Palco Real CARMEN VILLAR MIR CORRESPONSAL ESTOCOLMO. Un diamante de titanio, cristal y piedra acaba de nacer en la capital danesa a orillas del Báltico. Se trata de la nueva Ópera, una obra futurista con aspecto de concha gigan- te o nave espacial a punto de levantar el vuelo, que esconde en su espectacular estructura el mayor espacio para música del Norte de Europa. Diseñada por el nórdico Henning Larssen, una de las grandes figuras de la arquitectura moderna y con un presupuesto de 2,5 mil millones de coronas danesas (casi 340 millones de euros) generosa donación a esta ciudad del naviero Maersk Mac- Kinney Möller, su envoltura empezó a crecer hace tres años ante la asombrada mirada de los ciudadanos hasta convertirse en el imponente edificio que es hoy. Varios escenarios y auditorios, que mantienen contacto directo con las aguas, son capaces de albergar alrededor de 2.000 personas componen su interior de 41.000 metros cuadrados. La Ópera está equipada con sofisticados sistemas de informática y alumbrado, escenários móviles intercambiables, puentes corredizos y una acústica que, se asegura, aventaja a la tan admirada de la Semperoper de Dresde. La sala principal (que ocupa una séptima parte del edificio) tiene un aforo de 1.655 plazas, y posee el techo forrado de láminas de oro, paredes y suelo de madera y confortables asientos de terciopelo. Hoy la Reina Margarita, acompañada de su familia, dará brillo a la fiesta de inaguración, para la que se ha preferido un concierto en el que se interpretarán obras nórdicas e italianas. El próximo día 21, los daneses podrán asistir a la primera representación operística: Aida de Giuseppe Verdi. Un palco con muchos humos Como curiosidad, hay que señalar que Kresten jefe de Información de los reales teatros, asociación que acoge a la nueva institución, revela que aunque fumar está absolutamente prohibido dentro del edificio, se han colocado ceniceros en el Palco Real, que cuenta, además, con un hilo especial de aire acondicionado para que la Reina Margarita, fumadora empedernida, pueda echar todo el humo que quiera. Es éste un detalle original que está siendo muy comentado por tratarse de una nación que presume de ser la más democrática del mundo.