Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
22 Nacional SÁBADO 15 1 2005 ABC La muerte de uno de los heridos marca la jornada de duelo por las víctimas de Burgos Los sindicatos piden que se cumpla de una vez la Ley de Prevención de Riesgos Laborales b El octavo fallecido, de 32 años, se encontraba en situación crítica con lesión cerebral avanzada por la toxicidad de los compuestos químicos que inhaló MAR GONZÁLEZ BURGOS. El sector de la construcción, en el que trabajan en Burgos unas 12.000 personas, se paralizó ayer por completo en señal de duelo por los ocho compañeros muertos en accidente laboral. Además, un millar de personas se manifestó ayer en silencio por el centro de la capital burgalesa tras una pancarta con el lema: ¡Basta ya de muertes laborales! y a las 12 del mediodía se guardaron cinco minutos de silencio a las puertas de las instituciones y lugares de trabajo de la ciudad. Poco después de las movilizaciones, se conocía el fallecimiento de la octava víctima, Manuel Rey. Este trabajador de 32 años y natural de la localidad burgalesa de Moncalvillo había sufrido sucesivas paradas cardiacas y, según el parte médico, se encontraba en situación crítica con lesión cerebral avanzada por la toxicidad de los compuestos químicos inhalados en el local siniestrado. Las movilizaciones de ayer fueron convocadas por CCOO y UGT para mostrar su solidaridad con las víctimas pero también para reivindicar la investigación de los hechos y pedir mejoras en la seguridad laboral del sector de la construcción. Con ocho fallecidos a las espaldas y cuatro compañeros en estado grave en el hospital, la pregunta ayer seguía siendo por qué ocurrió el accidente y si podía haberse evitado. En este sentido, el secretario general del metal, construcción y afines de Astudillo entierra a sus tres muertos ASTUDILLO. Unas dos mil personas asistieron ayer en Astudillo (Palencia) al funeral y entierro de tres de los ocho fallecidos en el accidente laboral ocurrido en Burgos. Vecinos de la localidad, familiares y amigos de José Luis Bustillo, Ángel García y Rubén Vallejo, las tres víctimas que residían en esta villa palentina, acudieron a la iglesia para participar en el funeral común que ofició el obispo de Palencia, monseñor Rafael Palmero. En los actos fúnebres también estuvieron presentes varias autoridades, entre ellas, el consejero de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, Carlos Fernández Carriedo; el presidente de la Diputación, Enrique Martín; el subdelegado del Gobierno, Gabriel Castañeda, y los responsables provinciales de los sindicatos UGT y CC. OO, Javier Donis y Juan Carlos González, respectivamente. También asistieron al funeral el presidente de la Confederación Palentina de Empresarios, Antonio Primo, y representantes y compañeros de trabajo de Arranz Acinas, empresa donde trabajaban las víctimas. El Ayuntamiento de Astudillo acordó ayer, en un pleno extraordinario y urgente, guardar tres días de luto en memoria de los fallecidos. Entierro de las tres víctimas habidas en el pueblo de Astudillo UGT en Burgos, Ricargo Heras, señaló ayer que las circunstancias en las que se encontraban los trabajadores de Arranz Acinas no son excepcionales. Según su experiencia, en casi todas las obras se hace el traslado de combustible como se estaba haciendo allí y además, en su opinión, no se puede tener un vestuario con mercancías peligrosas, ya que, por lo meno, podía haber tenido un tabique de separación Heras consideró que por cuestiones como esas que son desgraciadamente habituales ocurren estas cosas Por todo ello el representante de UGT afirmó que ha habido negligencia, por lo menos por parte de la empresa Sin embargo quiso dejar claro FÉLIX ORDÓÑEZ que, por su trayectoria laboral, Arranz Acinas no es de pistoleros y no es de las malas en cuanto al cumplimiento de la normativa laboral Heras pidió a las administraciones que la Ley de Prevención de Riesgos Laborales se cumpla de una vez y para ello, en su opinión, tienen que denunciar y multar a quien sea necesario. Caldera: incumplimiento elemental Por otro lado, el ministro de Trabajo, Jesús Caldera, dijo que un primer informe preeliminar de la Inspección de Trabajo revela que existió un incumplimiento elemental ya que la ley prohíbe que los vestuarios de una obra se usen para otras cuestiones, dijo.