Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 14 1 2005 Madrid 37 Sanidad desvió al sector privado cerca de 23.000 operaciones en 2004 Las derivaciones aumentan un 39,5 por ciento en un año para descargar las listas de espera b Las operaciones se realizaron en Intervenciones quirúrgicas derivadas a centros privados concertados en 2004 0 2.000 4.000 6.000 8.000 10.000 12.000 14.000 Cataratas Varices unilaterales Vasectomía Artroscopia Prótesis rodilla 12.924 1.156 1.206 859 761 859 887 619 586 454 2.664 CENTROS CONCERTADOS QUE REALIZARON OPERACIONES LISTA DE ESPERA EN LA CAM El 10 por ciento de la actividad Sanidad estableció como tope de derivación al sector privado para 2004 un total de 45.000 operaciones, con un coste máximo de 30 millones de euros. Finalmente, el sector público ha dejado de realizar cerca de 23.000 procesos quirúrgicos, que pasaron a manos de centros concertados. El coste máximo ascendió a cerca de 24 millones de euros, una cifra que podría reducirse al contabilizar los precios exactos que se negociaron con las clínicas. La derivación a centros privados concertados representa, según Sanidad, en torno al 10 por ciento de la actividad sanitaria madrileña. A finales de septiembre, 40.433 pacientes estaban pendientes de pasar por un quirófano en la región. Fimosis Hernia Cálculos biliares Juanetes Pterigion (Lesión ocular) Otros TOTAL DE INTERVENCIONES DERIVADAS 12 clínicas concertadas y generaron un gasto máximo cercano a los 24 millones de euros. Las cataratas son las más derivadas SARAH ALLER MADRID. Un total de 22.975 intervenciones quirúrgicas fueron derivadas al sector privado a lo largo del año pasado. Según datos a los que ha tenido acceso ABC, las operaciones, que se realizaron en 12 clínicas concertadas, han generado un gasto máximo de casi 24 millones de euros y han permitido a la sanidad pública madrileña aligerar sus listas de espera que, a 30 de septiembre, aglutinaban a más de 40.400 pacientes. El ranking de dolencias más derivadas lo encabeza la operación de cataratas, con 12.924 procesos realizados, seguido de las vasectomías (1.206) intervenciones de varices (1.156) artroscopias (859) y prótesis de rodilla (761 en total) Si los datos referentes a 2004 se contrastan con los de un año antes, se puede comprobar que la actividad de los quirófanos privados sigue creciendo. De hecho, si en 2003 eran 16.468 las operaciones realizadas en la región fuera del sector público, el año pasado esa práctica se incrementó un 39,51 por ciento, hasta alcanzar las 22.975 intervenciones. Aún así, el grueso de la actividad quirúrgica sigue estando en manos del sector público- -cerca del 90 por ciento- con un total de 220.000 pacientes que abandonaron las listas de espera en 2003. Con todo y con eso, el objetivo de la Consejería de Sanidad sigue siendo adelgazar aún más las listas de los hospitales madrileños a lo largo de este año. El objetivo, lograr que en noviembre nadie espere más de treinta días para pasar por quirófano, un órdago lanzado hace meses por la presidenta regional, Esperanza Aguirre, que decidió poner su cargo en juego para lograrlo. De momento, los datos trimestrales presentados por la Consejería de Sanidad a finales de septiembre hacían referencia a una media de espera de 55 días, que se convertían en 103 en el caso de los pacientes que habían rechazado la oferta de operarse en una clínica privada (un 10 por ciento aproximadamente) Estos últimos no entran en el compromiso planteado por la presidenta, que sólo tendrá en cuenta a quienes acepten la fórmula que se les proponga, bien sea operarse en la sanidad pública o en la privada. Mientras los responsables de Sanidad se afanan en alcanzar la cifra 24.000 20.000 16.000 22.975 12 PRESUPUESTO MÁXIMO EMPLEADO (a 30 de septiembre 2004) 16.468 12.000 2003 2004 23.987.728 Pacientes: 40.433 Demora media: 55 días Demora media tras rechazar un centro alternativo: 103 días Infografía ABC Cerca del 10 por ciento de los pacientes que esperan por una operación rechaza los centros privados ideal de 30 días de demora como máximo, los quirófanos de las clínicas privadas siguen trabajando a todo gas. Para garantizar la plena calidad de los servicios, el año pasado se creó un nuevo acuerdo marco- -más exigente en sus requisitos, según Sanidad- -que regula estas derivaciones y decide el tipo de intervenciones que se desvían y los precios máximos. Entre las condiciones mínimas que deben cumplir los centros figura, por ejemplo, que tengan unidades de hospitalización con 4 camas al menos, que el cirujano principal haya realizado como mínimo 1.500 intervenciones o que las instalaciones estén provistas de radiología convencional y del personal y los equipamientos necesarios. Unas cataratas, 864 euros En 2004, un total de 40 clínicas pasaron el corte establecido por la Consejería y firmaron con la Administración regional un contrato prorrogable de dos años, pero finalmente fueron 12 las que decidieron concurrir al reparto de operaciones tras negociar el importe que se les abonaría por cada una de ellas. Según Sanidad, las tarifas se fijan teniendo como referencia los precios del sector público No obstante, la competencia entre centros privados puede llevar al abaratamiento de las tarifas. Así, una clínica privada pasa una minuta máxima de 864 euros por una intervención de cataratas, 800 por operar varices y 351 euros por amígdalas. En el caso de la vasectomía, el coste asciende a 270 euros. Desde la Consejería de Sanidad se insiste en que el control de los pacientes derivados sigue siendo responsabilidad de la sanidad pública, que ejerce labores de inspección en los centros concertados, realiza auditorías periódicas y exige los informes clínicos de cada paciente. Madrid Salud se estrena con 72 millones para control sanitario S. M. MADRID. Casi 73 millones de euros se invertirán en 2005 para financiar operaciones corrientes y de capital del organismo autónomo Madrid Salud, que el 1 de enero comenzó a funcionar y cuya misión es coordinar todos los servicios de competencia municipal relacionados con la salud de los madrileños. Según explicó el vicealcalde, Manuel Cobo, la creación de Madrid Salud va a suponer un incremento del 15 al 20 por ciento de las inspecciones relacionadas con la salud de los ciudadanos. También se va a renovar el Laboratorio Municipal. El nuevo creará una cartera de ser- vicios en los catorce centros municipales de salud, e incrementará la asistencia sanitaria a los jóvenes y adolescentes a través del Centro Joven, el primero de la Comunidad de Madrid. Durante este año, Madrid Salud- -que depende del área de Servicios a la Comunidad que dirige el concejal Pedro Calvo, y está dirigida por José Manuel Torrecilla- -va a poner en marcha el Centro de Detección Precoz del Déficit Cognitivo, para mayores de 65 años, y también va a crear la Unidad Radiológica de Diagnóstico de Mama, que será, según fuentes municipales, la más completa y mejor dotada de la sanidad madrileña La atención de drogodependientes se concentrará en el Instituto de Adicciones de Madrid. A los programas de cocaína y alcohol en comunidades terapéuticas, el centro de patología dual, la unidad móvil de reducción del daño o el programa para inmigrantes, se unirán otras medidas durante este ejercicio, que implicarán también incremento en las plazas de apoyo a la reinserción y los recursos de educación de calle para menores en situación de riesgo. Igualmente, van a incrementarse en 200 el número de plazas de metadona en farmacias, para la dispensación de este sustitutivo. Por lo que se refiere a la atención sanitaria a animales, Madrid abrirá el breve un moderno Centro de Atención Animal que, según los cálculos oficiales, disminuirá en un 5 por ciento el abandono de animales e incrementará en un 10 por ciento las adopciones.