Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 Opinión VIERNES 14 1 2005 ABC M. MARTÍN FERRAND Atutxa viaja de Vitoria a Madrid como una pieza más- -simbólica y propagandística- -del plan Ibarretxe EL PRESIDENTE HOMOSEXUAL Harry Truman lo sabía: The buck stops here Lo demás es celofán, toreo de salón, bombonería selecta y ese brote de perejil que los nuevos cocineros andan plantando en todos sus guisos desde la crítica mediática, su concepción del tempo político que requiere enfrentarse al plan Ibarretxe para desmantelarlo. Desde luego, uno no pone un zorro- -como también decía Truman- -a vigilar las gallinas únicamente porque tenga ya mucha experiencia en los gallineros. De ahí tantos obstáculos a la hora de tejer un entendimiento con Rajoy. Habrá de ser con ese hilo excepcional que se usa para suturar heridas y que al cabo de un tiempo se cae por sí solo, al fijarse los puntos. También hay que reducir gas entre los apoyos parlamentarios tan pintorescos que tiene el Gobierno Zapatero. Al otro extremo del espectro, asomaría el error de buscar la complicidad en Ibarretxe para capitidisminuir al PP. HORA Rodríguez Zapatero no puede mirar a derecha o izquierda, ni bajo la mesa, para señalar a alguien que tenga mayor responsabilidad que él: Juan José Ibarretxe le ha dejado un muerto sobre la mesa y esa mesa y la presidencia del Gobierno no permiten traspasar el muerto a quien sea. Candor, calma, confianza, talante, espíritu de transacción: todo eso valdrá en la medida que sirva para algo. De adoptar un tempo u otro va todo un trayecto que puede ser políticamente mortífero. Harry Truman lo sabía: The buck stops here Lo demás es celofán, toreo de salón, bombonería selecta y ese brote de perejil que los nuevos cocineros andan plantando en todos sus guisos. vpuig abc. es ALGO MÁS QUE PROTOCOLO O es por buscar el lado negro de las cosas, que tampoco sería tarea ociosa y estéril en el análisis de la realidad; pero conviene una cierta y mínima proporción entre la sustancia y sus formas o, mejor, entre las ideas y su expresión litúrgica. El que, por ejemplo, Manuel Marín, presidente del Congreso de los Diputados, reciba hoy con pompa, ceremonia y vociferado preaviso a su homólogo, de rango menor, en el Parlamento Vasco, Juan María Atutxa, es algo claramente desproporcionado y sintomático de lo que el talante de José Luis Rodríguez Zapatero conlleva, envuelto en el excipiente de los buenos modos, de principio activo de debilidad y flaqueza. El Parlamento español no es, en ningún caso, equivalente al vasco. Las dimensiones son distintas. Atutxa viaja de Vitoria a Madrid como una pieza más- -simbólica y propagandística- -del plan Ibarretxe, para presentar su esqueleto por si procediera su estudio y revisión en la Carrera de San Jerónimo y eso, protocolaria y funcionalmente, se hace en la oficina del registro en la que su funcionario responsable, tan digno como innominado, recibe los papeles, da razón de su entrega y devuelve sellada, como mejor comprobación, la copia oportuna. Ampliar la ceremonia de algo tan elemental es, en la más favorable de las contemplaciones, un alarde de cortesía para con Atutxa y, aun siendo lo cortés conveniente y hasta exigible, parece éste un caso de notable sobredosis. Podría parecer una frivolidad centrar la atención, como hoy pretendo, en este trámite que no debe de ser tan menor, ni para lo que Marín representa o Atutxa simboliza, si ha sido materia de una sutil y larga negociación, varios repasos protocolarios y hasta notas y programas anticipadores que, por su insistencia, elevan el rango ceremonial. Peor hubiera sido que el lehendakari le entregara en mano los papeles de su plan a Zapatero, como quien le encarga un recado a un amiguete; pero, en lo que hay, el papelón que hoy le toca interpretar al socialista Marín es todo un síntoma de los muchos que arrastra el Gobierno en la gran limitación y mucho desconcierto que, fruto de su debilidad parlamentaria, le generan sus amigos del tripartito catalán y otros apoyos más o menos confesados y eficaces. Lo que el exceso protocolario evidencia es lo mismo que se esconde en el fondo político del problema. Zapatero, que teóricamente podría escoger y en puridad debiera optar por el Tribunal Constitucional como estación de destino del disparatado e ilegal plan Ibarretxe, tiene que renunciar a esa vía y correr el riesgo de un debate en el Congreso que, yendo bien, abrirá en toda la sociedad española heridas e indignaciones. Su compromiso con el Estatut que elabora el Parlament, que es el compromiso que sostiene a Pasqual Maragall con quienes le enmiendan la minoría electoral, le obliga a tratar las churras como si fueran merinas. Cosas de mal pastor. N E seo de permanecer. Luego L aire frío de La Monvienen los historiadores y cloa tonifica a quien dicen lo que les da la gana. salga de un espeso enHarry Truman se hubiese cuentro con el presidente de llevado las manos a la cabeGobierno, después de haberza de saber que una nueva le arrullado con la prosa pobiografía de su admirado lítica de un dispositivo de reLincoln dice que era homolojería. La bola bajó rodanVALENTÍ PUIG sexual. La prueba está en do y ahí paró, ante la mesa que, yendo de viaje por el de trabajo de Rodríguez Zasalvaje Oeste, Lincoln tuvo que dorpatero. El presidente Truman siemmir en una sola cama con alguno de pre tenía una advertencia a la vista sus acompañantes. de sus visitantes: The buck stops Es cierto que Truman también here El muerto que unos y otros decía que un estadista es un polítise habían estado pasando paraba co que lleva muerto unos diez o ahí: nadie había más responsable quince años, pero en alguna hora que aquel hombre, el presidente de es de agradecer que el estadismo se los Estados Unidos. Las cosas llegasobreponga a los intereses de la parban hasta allí porque él era el restitocracia. Esa es la soledad del poponsable último de encauzarlas y der y de La Moncloa. Tras el burbude perfilar una solución, de tomar jeo, las responsabilidades hoscas; las decisiones. Después de la visita tras el poder, el olvido, si no el desdel lehendakari Ibarretxe, ahora agradecimiento. Por ahí ha pasado Rodríguez Zapatero es el responsaIbarretxe, llegado a Madrid intacble máximo al tener que solventarto, aislado en los compartimentos se uno de los más graves conflictos estancos de un particularismo ulde España como Estado. tra que busca alterar la naturaleza Un sinfín de irresponsabilidades civil de la sociedad vasca y abrir un históricas y de demagogias anacrógran boquete en el consenso histórinicas ya intrínsecamente propias co que representa la Constitución del nacionalismo vasco le obligan de 1978. severamente a un ejercicio de responsabilidad en cuyo desempeño ADA más propio de la demono se puede ni tan siquiera descarcracia que discutirle a Rodrítar cierto sacrificio, la voluntad de guez Zapatero, desde la oposición o conservar por encima del lógico de- A N REVISTA DE PRENSA nacional y fuera del marco del programa Petróleo por alimentos agrega el diario. Paul Volcker, que preside la comisión independiente designada por el secretario general de las Naciones Unidas, Kofi Annan, para investigar lo ocurrido con el programa de 61.000 millones de dólares, mal administrado por la ONU y pervertido por el Gobierno de Sadam Husein, declaró reiteradamente que la mayor parte de las sumas desviadas sobre las transacciones petroleras iraquíes lo fueron gracias al contrabando y no a través del programa. El contrabando se hacía a través de los países vecinos de Irak y era conocido por los miembros del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, según Volcker. Este contrabando totalizó alrededor de 13.600 millones de dólares, según el informe del jefe de los inspectores estadounidenses en Irak, Charles Duelfer, publicado en octubre pasado. S. I. EE. UU. conocía el tráfico de petróleo El importante volumen de tráfico de petróleo iraquí en la época del programa Petróleo por alimentos de la ONU era conocido por Estados Unidos, según una investigación conjunta del Financial Times y el diario italiano Il Sole- 24 Ore, difundida ayer por el Financial. Esta operación implicó, a principios de 2003, a 14 petroleros, contratados por una entidad jordana para cargar al menos 7 millones de barriles de petróleo por un valor de 150 millones de dólares, afirma el diario económico. Aquella operación permitió al entorno de Sadam Husein embolsarse ilegalmente 50 millones de dólares, violando el embargo inter- Los judíos iraquíes votarán Decenas de miles de israelíes de origen iraquí podrán votar en las elecciones que se celebrarán en Irak el próximo 30 de enero con sólo rellenar el formulario de registro ante las autoridades y presentar la documentación correspondiente. El diario hebreo Haaretz, que cita a la funcionaria del centro electoral iraquí Sarah Tosh, informó en su edición de ayer de que el empadronamiento comenzará dentro de cuatro días y que cualquiera que sea o haya sido ciudadano iraquí, incluso aquellos a los que antiguos regímenes les anularon el derecho a la ciudadanía, pueden participar en las elecciones. S. I.