Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
78 VIERNES 7 1 2005 ABC Economía Zapatero, Cuevas, Méndez y Fidalgo se comprometieron el pasado 8 de julio a firmar el mayor número posible de acuerdos ERNESTO AGUDO UGT y CC. OO. avisan de que el diálogo social quedará muy tocado si no se pacta el SMI El Gobierno confía en que CEOE reconsidere su postura y se firme el acuerdo en los próximos días del salario mínimo- -y su posible extensión a la estructura salarial- -se ha convertido en el caballo de batalla de los empresarios MAITE VÁZQUEZ DEL RÍO MADRID. El diálogo social está contra las cuerdas. La culpa la tiene el acuerdo del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) un pacto que parecía de los fáciles, pero que las dudas de última hora por parte del Ministerio de Economía y de la propia CEOE han puesto en entredicho. El ministro de Trabajo, Jesús Caldera, intentó esta semana limar asperezas, mostrando ante la opinión pública su convencimiento de que en los próximos días se firmará el acuerdo. Sin embargo, este optimismo se diluye entre los sindicatos, que aún no dan crédito a lo ocurrido desde el 22 de diciembre (en que el principio de acuerdo había quedado cerrado) y el pasado martes, 4 de enero, cuando la CEOE aplazó la reunión del próximo día 10, para empezar a negociar en firme el Acuerdo Interconfederal de Negociación Colectiva (AINC) de 2005. El foco del conflicto apunta hacia la CEOE, que dirige José María Cuevas. ¿Qué ha ocurrido en la patronal para el cambio súbito de opinión? ¿Por qué lo que su negociador (Fernando Moreno) dio por bueno- -la cláusula de revisión del salario mínimo- -se ha convertido ahora en unas dudas que van más allá, hasta el AINC? ¿Qué presiones inb La cláusula de revisión ternas existen para que Cuevas haya decidido convocar con urgencia para el próximo 12 de enero al comité ejecutivo de su organización? El responsable de Comunicación de CC. OO. Fernando Lezcano, afirmó a ABC que se habían visto sorprendidos por la actitud de la CEOE en la mesa de negociación y la desautorización posterior de su negociador (Fernando Moreno) Y lo más incomprensible para Lezcano es que la cláusula pactada para el SMI, una vieja reivindicación de solidaridad para las organizaciones sindicales, no cambia la política salarial con la que se fijan las subidas de las retribuciones de los trabajadores en las empresas: previsión de inflación más garantía de mantenimiento del poder adquisitivo. Desde CC. OO. además, resulta del todo incongruente que la CEOE, habiendo firmado ya tres acuerdos sobre los convenios (2002, 2003 y 2004) con la misma coyuntura económica, encuentre para 2005 problemas. ¿Qué diferencia hay ahora? pregunta Lezcano, porque argumentos como los dados por Cuevas sobre pérdida de competitividad no tienen sentido En esto mismo hace hincapié el responsable de Acción Sindical de UGT, Toni Ferrer, quien enfatiza que si en algo son competitivas las empresas es precisamente en los salarios, si se compara con los existentes en la Europa de los Quince. Pero la CEOE no quiere que se incorporen como fijas las cláusulas de revisión en los convenios y ve como una amenaza que CC. OO. y UGT hayan hecho frente común con la cláusula del SMI. Los sindicatos insisten en que en el principio de acuerdo de la noche del 22 todos tuvimos que renunciar a alguna aspiración los sindicatos querían que el Gobierno se comprometiera a fijar los incrementos anuales del SMI hasta que en 2008 alcance los 600 euros, pero no se logró; los empresarios arrancaron una bonificación por trabajador de diez euros, puesto que renunciaron a una reducción de cuotas, sin más explica Lezcano. Una nueva preocupación Pero en CC. OO. se suma una nueva preocupación: El Gobierno se está acostumbrando a rectificar rectificaciones en los Consejos de Ministros Y no hay más que recordar la secuencia de los hechos. En la noche del 22 de diciembre se alcanza el principio de acuerdo, pero desde el Ministerio de Calendario de los desencuentros Tras dos meses de negociación, en la noche del 22 de diciembre, el Gobierno y los agentes sociales alcanzan un principio de acuerdo sobre el salario mínimo y la inclusión, por primera vez, de una cláusula de revisión para las rentas más bajas, que se activará si la inflación supera las previsiones. Los empresarios logran una bonificación de diez euros por trabajador. Y quedan pendientes las subidas anuales del SMI hasta que en 2008 alcance los 600 euros (para 2005 será de 503 euros) Se acuerda que en la reunión de la comisión de seguimiento del 29 de diciembre quede cerrado el acuerdo. Pero el 28 de diciembre por la tarde Economía muestra a Trabajo su desacuerdo con la cláusula de revisión, pese a haber participado en la negociación y hecho enmiendas. Paralelamente, la CEOE expresa sus reservas sobre la cláusula, aunque no se niega a firmar el acuerdo. Fuentes consultadas por ABC aseguran que se produjo un enfrentamiento entre Solbes y Caldera, y que una advertencia de Méndez y Fidalgo a Caldera sobre el peligro en que se ponía el diálogo social hizo reconsiderar a Economía su postura, y el 30 de diciembre el Consejo de Ministros dio su visto bueno. En la CEOE se convoca el comité ejecutivo para el 12 de enero y se cancela la reunión con CC. OO. y UGT del día 10 para negociar los convenios de 2005, lo que ha provocado la preocupación de las centrales sobre el futuro del diálogo social.