Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 7 1 2005 Nacional 13 LA PASCUA MILITAR EL DESAFÍO SECESIONISTA Quien habla de una situación grave no rezuma confianza en España y sus instituciones EL ESTADO Los que dicen que el Estado está a punto de fenecer son los mismos que decían que yo no duraría cuatro días al frente del PSOE LAS RAZONES El terrorismo no ha desaparecido, se quiebra la convivencia entre los vascos y vulnera el ordenamiento constitucional EL GOBIERNO Administraré la situación con dos objetivos: mantener los principios constitucionales y una actitud de integración LA OPOSICIÓN Hay acuerdo de fondo con el PP, aunque ha lanzado sus propuestas sin consultar El presidente del Gobierno, flanqueado por los ministros de Defensa e Interior CHEMA BARROSO Zapatero ve poca confianza en España a quienes alarman con el plan Ibarretxe Pide al lendakari, al que recibirá el día 13, que piense en los vascos Ejecutivo se muestra convencido de que el proyecto secesionista no prosperará y dice que se pueden ganar las elecciones en el País Vasco GONZALO LÓPEZ ALBA MADRID. Serenidad y confianza en las instituciones democráticas. Éste fue el mensaje que ante el desafío del plan Ibarretxe, y su próximo entrevista con el lendakari- -el jueves, día 13- se esforzó ayer en transmitir el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, durante la celebración de la Pascua Militar. Zapatero- -que, fiel a su carácter, no mostró ningún signo de desasosiego- en su afán por desdramatizar, aunque admitió que se trata de un problema importante censuró a quienes generan alarma. Quien habla de una situación grave o preocupante, no rezuma confianza en España y sus instituciones. Yo sí la tengo subrayó, para añadir que las precipitaciones nunca son buenas y menos en política. b El jefe del habló con el presidente del PNV, Josu Jon Imaz, y de sus palabras nada apuntaba esa posibilidad- -en algunas fuentes se señala que Imaz fue puenteado por Joseba Egibar- y porque, a juicio del presidente, no cuadra el conocimiento previo del apoyo de Batasuna con la declaración del PNV a favor del sí en el referéndum de la Constitución europea, cuando ésta cierra el paso a iniciativas como la del lendakari. Por todo ello, Zapatero tiene especial interés en conocer la versión y el planteamiento de futuro de Ibarretxe antes de adoptar ninguna iniciativa concreta y de compartirla con el PP. Decidir primero y luego pensar no es bueno; decidir primero y luego escuchar, no sirve argumentó. Razones abrumadoras El jefe del Ejecutivo insistió, una y otra vez, en que lo importante son los hechos, no las declaraciones por lo que no quiso pronunciarse sobre el Lo importante son los hechos El presidente del Gobierno concede gran importancia a que, con los datos de que dispone, Ibarretxe no esperaba que su plan prosperara en el Parlamento vasco. En su opinión, como mucho, no supo hasta la víspera que contaría con los votos necesarios de Batasuna. Zapatero se mostró persuadido de ello porque en sus entrevistas anteriores el lendakari no abordó el desarrollo de su plan; porque dos días antes Asegura que el debate vasco no alterará en absoluto el proceso de reformas de los Estatutos de Autonomía El apoyo del PP a las reformas territoriales es muy conveniente, pero no es imprescindible anunciado referéndum, ya que no pasa de ser una especulación Las únicas certezas, hasta ahora, son que el plan ha sido aprobado en el Parlamento vasco y que el siguiente paso será su debate en el Congreso de los Diputados, donde existe una amplia mayoría que lo rechaza. A partir de ahí, según dijo, el Gobierno va a administrar la situación con dos objetivos a los que otorgó igual jerarquía: el mantenimiento de los principios constitucionales y una actitud de convivencia e integración En este punto, proclamó su enorme fe en que la razón democrática siempre se impone máxime cuando, según dijo, está persuadido de que la razón y la mayoría de las razones están del lado de los que rechazan el plan Ibarretxe. Para lo que no dejó margen fue para el rechazo a esta propuesta, contra el que esgrimió tres argumentos principales: el terrorismo no ha desaparecido, quiebra la convivencia entre los vascos y vulnera el ordenamiento constitucional. Que es un camino nada positivo para nadie y que desde ninguna de las perspectivas aporta una luz positiva es lo que volverá a decir a Ibarretxe, al que instará a pensar antes que nada en los vascos En cuanto a la actitud del PP, a cuyo presidente, Mariano Rajoy, recibirá inmediatamente después de Ibarretxe, se mostró comprensivo con que aproveche las tensiones territoriales para intentar debilitar al Gobierno ya que, a su juicio, es el único flanco que tiene abierto. Destacó que en lo sustancial- -el rechazo al plan Ibarretxe- -hay acuerdo, a pesar de las discrepancias respecto de propuestas como el recurso al Constitucional, lo que aprovechó para censurar que se hayan hecho sin consultar Aunque no tiene previsto abrir una ronda formal con los demás portavoces, adelantó que recibirá a quien se lo pida, como ya ha hecho Gaspar Llamazares (IU) El presidente del Gobierno también aseguró que la dinámica abierta por el plan Ibarretxe no alterará en absoluto el proceso abierto para la reforma de los Estatutos de Autonomía. Sobre la implicación del PP en estas reformas, reiteró que en lo que afecta a las reformas territoriales siempre habrá un diálogo abierto con el principal partido de la oposición, y también su propósito de hacer el esfuerzo mayor para involucrar en ellas al PP, aunque asimismo advirtió de que su apoyo es muy conveniente, pero no imprescindible Elecciones plebiscitarias De lo que venga después, se limitó a confirmar que cree que se pueden ganar las elecciones vascas de la primavera, respecto de las que admitió que tendrán inevitablemente un cierto carácter plebiscitario, si bien precisó que lo que es inconstitucional antes, lo seguirá siendo después ERC no le preocupa En cuanto a la advertencia de ERC sobre la posibilidad de retirarle su apoyo en el Congreso si opta por hacer un frente con el Partido Popular, le restó toda importancia, entre otras cosas porque tal alianza no parece estar cerca