Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 4 1 2005 49 La entrada al Museo del Prado, que perdió más de 300.000 visitantes en 2004, cuesta seis euros a partir de hoy El Festival Actual de Logroño arranca con Enrique Bunbury y David Broza su edición más cinematográfica Zapatero ve razonado y técnico el informe de los expertos SEVILLA. El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, consideró ayer que el informe de la Comisión de Expertos en relación con los documentos del Archivo de la Guerra Civil de Salamanca es razonado y expresó que será un elemento fundamental en la decisión que adopte su Ejecutivo en relación con un posible traslado a Cataluña. En rueda de prensa, el presidente expuso que el citado informe es técnico y ha sido elaborado por expertos incuestionables desde el punto de vista de su credibilidad y de su independencia En este sentido, indicó que ese informe de la Comisión de Expertos va a ser un elemento fundamental para la decisión que el Gobierno va a adoptar, porque se marcan criterios adecuados para resolver una cuestión que durante muchos años ha dividido y provocado muchas discusiones en nuestro país A las vallas que rodean el Archivo, el alcalde de DAVID ARRANZ Salamanca sumó ayer bolardos como el de la imagen que hubiera peticiones personales. ¿Qué les hizo ver posible que les fuera restituida la propiedad? -Lo que no se hace políticamente acaba convertido en una causa judicial y supongo que el Estado habrá hecho sus cálculos de lo que puede suponer una cascada de reclamaciones con procesos judiciales. Políticamente no creo que a Salamanca le interese tampoco, ya que la salida afecta a un porcentaje mínimo y las técnicas abren muchas posibilidades. A ellos les debe interesar esto más para hacer un lanzamiento de la ciudad, que ha hecho de la cultura un factor de crecimiento. -Dice que es un porcentaje muy pequeño, pero si se atienden todas las peticiones la documentación original quedaría reducida al mínimo. ¿Quién ha dicho eso? ¡Sólo lo que enviará la Generalitat cuadruplica los papeles que saldrán! -Pero serán copias. -Hombre, claro, pero... ¿Cree que un historiador consulta los originales? ¿Y qué hacemos con toda la documentación que tiene el Ejército y no está en Salamanca? Es fundamental que haya una única forma de consulta, pero que sólo el 3 por ciento esté en Cataluña es -Insisto, se niega que hubiera votación y se denuncia la ausencia de varios expertos... -Lo ignoro, no tengo ni idea y tampoco me parece relevante porque, entre otras cosas, esto daría a entender que los expertos que mantenían posiciones divergentes habrían sido brutalmente irresponsables. -Si hablan de cumplimiento por parte del PSOE de un acuerdo, ¿cómo enfrentarse a una operación que parece más bien diseñada para vestir con argumentos técnicos una decisión política? -Pues no lo sé. No tengo ni la más mínima idea. Yo estoy absolutamente convencido de que después de leer los informes de tantas y tantas personalidades no podía ser de otra manera. Es más, creo que con esta máxima unanimidad se muestra que la comisión ha funcionado en términos académicos. ¿Qué piensa de la cascada de reclamaciones que se avecina? -Tratándose de este tipo de documentación y del origen represivo de la in- cautación, posiblemente no habrá techo. Hay muchas personas y entidades que pudieran plantear sus reclamaciones; historias personales que hay que reparar. El problema es que se hace muy tarde. Si se hubiera hecho con tranquilidad y discreción en 1980 no hubiera pasado nada, incluso los salmantinos hubieran sido los primeros en devolver los documentos. Ahora esto hay que reconducirlo aunque no sea fácil. ¿Va a ser fácil la anulación de la causa sumarísima del presidente Lluis Companys? Pues no, va a ser muy difícil, porque si se anula esta causa, por qué no la de un minero o un trabajador... Los deberes hay que hacerlos, y no vamos a dejarlo correr. ¿Comparte con la ministra que esto es una forma de cerrar heridas -No, no... Esto es una forma de iniciar el proceso de cerrar heridas. No acaba aquí. ¿No puede ser que ustedes las estén abriendo? -No, no, de ninguna manera. Al revés. Yo entiendo que alguien lo piense, pero en mi opinión, para cerrarlas tienen que cicatrizar. -La ruptura del Archivo se interpreta como una metáfora de la ruptura de la unidad de España. ¿Qué siente ante esta perspectiva? -Me parece casposo y anticuado, el cuento de siempre que hoy en día en la España rica y culta ya no cuela. No tiene más objetivo que toquen a rebato a los sectores más recalcitrantes del españolismo o de la derecha. Esto no va a más. -Y eso de que ustedes ceden, ¿puede explicar en qué? -No sé a qué se refiere la ministra, pero hay dos procesos. Por un lado, la documentación de la Generalitat; y por otro, la que afecta a las entidades y personas. En este segundo proceso hay disfunciones, porque la comisión recomienda que toda la documentación se transfiera de una entidad estatal a otra pública de titularidad de la Generalitat, vinculada también al Estado. Se trata de que todo esto, en la medida de lo posible, quede depositado en el Archivo Nacional de Cataluña, a no ser Me parece casposo y anticuado lo de la ruptura de la unidad de España. Esto no va a más Políticamente no vamos a celebrar nada porque no hay nada que celebrar y porque será malinterpretado No vamos a pedir perdón por nada. Reclamamos lo que legítimamente nos pertenece suficiente para levantar un pueblo, mientras nadie reclama el gran depósito que son los archivos militares... Es toda una contradicción; una sinrazón. -Sí se ha dictaminado que hay que trasladar fondos sobre la Guerra Civil de otros archivos españoles, hasta once decía el señor Caldera... -Muy bien... Oiga, no voy a esconderle que no vamos a pedir perdón por nada. Reclamamos lo que legítimamente pensamos que nos pertenece. Políticamente funcionamos con un objetivo y uno de los caminos es éste. ¿Sobre qué bases? No del enfrentamiento sino sobre el diálogo, y aunque todos insistan en destacar nuestro carácter soberanista, somos republicanos. ¿Cuáles son los planes que hay para los papeles -No se engañe, políticamente no vamos a celebrar nada. Primero porque no hay nada que celebrar y después, porque será malinterpretado. Algún día habrá que homenajear a los que se posicionaron del lado de la razón y que fueron desacreditados hasta por algunas figuras socialistas que hoy apoyan la salida y hace diez años ponían el grito en el cielo; ellos mantuvieron posiciones ahora mayoritarias, cuando menos en los ámbitos de decisión. -Se anuncia la creación del Patronato del Archivo de la Corona de Aragón como foro para debatir reclamaciones. ¿Cómo lo afronta? -Ningún problema, sólo faltaría. El Archivo de la Corona de Aragón es un archivo generado por una Administración que es la de la Corona catalanoaragonesa, una confederación de territorios bajo una Corona, con lo cual esta documentación es producto de esta propia Administración. Es cierto que ahora hay una duplicidad de funciones, porque Barcelona es la única provincia que no tiene archivo provincial y este servicio está solapado con el Archivo de Aragón. Esto hay que reordenarlo, pero el tiempo pondrá en evidencia lo absurdo que es plantear como agravio que haya documentación aragonesa en el Archivo de Aragón. ¿Cómo no va a haberla si estamos hablando de la confederación catalana aragonesa? Pero vamos, todo es discutible.