Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
86 Economía LUNES 27 12 2004 ABC JUAN VELARDE FUERTES SOBRE LA CORRUPCIÓN caba de publicarse el famoso CPI, o Índice de Percepción de la Corrupción correspondiente a 2004. Su ficha bibliográfica es Transparency Internacional, Informe global de la corrupción 2004 traducción de Marcos Mayer, Prometeo libros, Buenos Aires, 2004, y tiene como anejo el Índice de Percepción de corrupción 2004 conocido, de acuerdo con su acrónimo en inglés, como CPI. Como es bien sabido y señala este documento, así se conocen las cifras que afectan a las situaciones de corrupción durante el periodo que transcurre desde julio de 2003 a julio de 2004. Colabora en su elaboración la Universidad bávara de Passau. Los diversos países, como si de escolares se tratase, reciben calificaciones por su alta o baja corrupción. Un país sin ninguna situación corrompida, recibe un 10. Uno, absolutamente introducido en la cleptocracia hasta la médula, recibe un cero. Se han examinado ahora 146 países. Quien ha logrado el primer puesto- -por cierto, ocupa de modo reiterado esta posición- con 9,7 puntos, es Finlandia. El último lugar, con la puntuación para ambos de 1,5, es para Bangladesh y Haití. Debe asustar que sólo aprueban- -esto es, que tienen 5 o más puntos- -40, o lo que es igual, el 27,4 De ellos, el sobresaliente es para siete. Por este orden, en esa excelencia se sitúan Finlandia, Nueva Zelanda, Dinamarca, Islandia, Singapur, Suecia y Suiza. Logran notable 16, también por este orden, Noruega, Australia, Holanda, Reino Unido, Canadá, Austria, Luxemburgo, Alemania, Hong Kong, Bélgica, Irlanda, Estados Unidos, Chile, Barbados, España y Francia. El caso de España debe ale- A Del bloque inicial de los países del Índice de Percepción de la Corrupción, en cabeza de la mejora en cuanto a la eliminación de prácticas corruptas se encuentra España grarnos, y mucho. Estas estimaciones se publican desde 1995. Las cifras primeras nos situaban en un claro suspenso, con poco más de 4. Así estuvimos hasta 1997. No es posible efectuar una comparación temporal de mejora en la puntuación, porque cada Informe de Transparencia Internacional incorpora más países, y no se puede saber lo que en el pasado sucedió en los nuevos incorporados. Pero lo que sí se puede indicar es que del bloque inicial, en cabeza de la mejora en cuanto a la eliminación de prácticas corruptas se encuentra España. A otros corresponde analizar el papel que en ello tuvieron disposiciones legales, actuaciones de los tribunales y cambios políticos. Ahora, con 7,1, más Bélgica (7,8) Chile (7,5) y Francia (7,1) constituimos el bloque de países latinos que obtienen una mejor puntuación. Además de ellos, en este concreto grupo latino, aprueban sólo Malta (6,8) Portugal (6,3) y Uruguay (6,2) Italia obtiene 4,8, y el resto de los iberoamericanos ofrecen una realidad calamitosa, salvo, quizás, Costa Rica (4,9) El Salvador (4,2) Brasil (3,9) Colombia (3,8) Cuba (3,7) -obsérvese que, además de otras lacras relacionadas con la tiranía política, tiene la de un notable nivel de corrupción- Panamá, asimismo (3,7) México (3,6) Perú (3,5) República Dominicana (2,9) Nicaragua (2,7) Argentina (2,5) -con la misma puntuación que Albania, Libia y la Autoridad Palestina- Ecuador (2,4) Honduras y Venezuela, ambas con 2,3; Bolivia y Guatemala, las dos con 2,2, Cierra la relación de nuestros hermanos de América, Paraguay con 1,9, situado entre Arzebaiján, Chad y Ceilán. Por debajo de este grupo corrompidísimo de cuatro países, sólo quedan tres: Nigeria, Bangladesh y Haití. Veamos las consecuencias de esto. El retraso económico puede existir por numerosos motivos, pero en buena parte de las realidades de países pobres con las que nos topamos, es muy importante el papel que en ello tiene la corrupción. En su reciente Discurso pronunciado en el acto de entrega de Premio de Economía Rey Juan Carlos (Banco de España, 2004) el excelente economista Sala i Martín, basándose en el artículo que escribe en colaboración con Gernot Doppelhofer y Ronald I. Miller, Determinants of Longe Term Growth: A Bayesian Average Classical Estimates (BACE) Approach publicado en The American Economic Review septiembre 2004, al ocuparse de las causas del subdesarrollo de África ofrece estos dos párrafos suficientemente significativos: Un tercer problema de las economías africanas, es el de la inversión... Lo peor del caso es que la mayor parte de la inversión es pública. Y ya se sabe que la inversión pública tiene la nefasta tendencia a ser esencialmente inútil. Un grotesco ejemplo lo tenemos en Nigeria, dónde, un buen día, el Gobierno decidió crear una empresa pública de acero en Ajaukuta. Se han gastado ya más de 5.000 millones de dólares en inversión pública y han pasado 25 años desde el inicio del proyecto. Amigos de diferentes ministros y presidentes se han enriquecido gracias al desvío de millones de dólares. A día de hoy, la fábrica todavía no ha producido ni un solo gramo de acero Y, casí a renglón seguido señala que el cuarto gran problema de los países africanos son las malas instituciones y la terrible calidad de sus gobiernos La corrupción rampante ahuyenta a las empresas multinacionales y reduce la inversión directa extranjera a lo que debe agregarse lo que procede de su trabajo multicopiado efectuado en colaboración con A. Subramanian, The Nigerian Disaster (Columbia University, 2004) Para eliminar el incentivo de robar por los políticos africanos el dinero generado por la extracción de las materias primas- -bosques, petróleo, diamantes, oro, uranio- sugiere distribuir el dinero generado por las ventas al exterior de estos recursos directamente a la población porque así quizá fuese posible eliminar los incentivos de los dirigentes políticos a robar, porque sólo el recurso de hacerlo con la riqueza detraída mediante impuestos, lo que provoca reacciones contrarias y peligrosas, más de una vez para el político. Esto es lo que produce que en el complementario Informe Global de la corrupción 2004 se señale que el sector energético es otro enorme campo propicio para la corrupción política. El flujo de dinero del petróleo es tan enorme que puede distorsionar la toma de decisiones en los países productores, al igual que en el mundo desarrollado, como reveló el escándalo de Elf. Cuanto más importante es el sector petrolero para la economía de un país, mayor es el potencial para la corrupción política Esperemos que gracias a documentos como éste sirvan para que liquidemos, como ocurrió con la esclavitud o la piratería, robando el verso a Rubén Darío en su soneto Tant mieux esa miseria transitoria que debe acabar por ser la corrupción. Los acreedores de Eurobank cobraron otro pago de 6 millones de euros ABC MADRID. Unos 2.000 acreedores de Eurobank del Mediterráneo han recibido ya, durante este fin de semana, otro pago de seis millones de euros aprobado por la Comisión Liquidadora de la entidad, que se añade a otros efectuados por orden judicial por un montante de 112,12 millones de euros, informa Efe. Hasta el momento, la liquidez de la entidad ha permitido el pago del 88 de la deuda de Eurobank, inmersa en un proceso de suspensión de pagos en el Juzgado de Primera Instancia número 73 de Madrid. Tras estos abonos- -confirmados por varios afectados- queda pendiente de pago el 12 de la deuda más el 2,5 de intereses. Boeing rebajará el precio de varios modelos para competir con Airbus ABC SEATTLE. La constructora aeronáutica estadounidense Boeing estudia introducir una rebaja en el precio de varios de sus modelos de la familia 737 para poder competir con más garantías en el segmento de las aerolíneas de bajo coste con su rival europeo Airbus, que se adjudicó recientemente tres grandes contratos de las low cost de AirAsia, Air Berlin y Air Deccan. Airbus está desarrollando una estrategia de precios muy agresiva, reduciendo sus tarifas de forma muy significativa explicó el vicepresidente de Marketing de Boeing, Randy Baseler, quien subrayó la intención de responder al desafío, informa Ep. Boeing va a seguir reduciendo sus costes de producción para mantener su competitividad y mantener su cuota de mercado explicó. Baseler admitió que su empresa podría verse obligada, entretanto, a rebajar las tarifas de los modelos de la familia 737, que oscilan actualmente entre los 33 millones y los 56 millones de euros, según sus distintas versiones. No obstante, eludió precisar en qué proporción se reducirán los precios. Boeing no oculta su gran decepción por no haberse adjudicado el contrato de la compañía de bajo coste AirAsia para 40 aviones y con opciones de compra sobre otras 40 unidades. Airbus se hizo con el contrato después de ofrecer sus aviones a menos de la mitad de su precio oficial. El grupo europeo cerró el acuerdo con la aerolínea malasia para la venta 40 aviones A 320 por un importe de 1.870 millones de euros, muy por debajo de los 3.890 millones de euros que alcanzaría el pedido con el precio de catálogo. Asimismo, Airbus arrebató a Boeing el pasado noviembre un pedido de 70 aparatos realizado por la low cost alemana Air Berlin y su socia austriaca Niki Luftfhart, que también suscribieron opciones de compra sobre otras 40 unidades. En la última semana, el fabricante europeo consiguió cerrar sendos acuerdos con las aerolíneas indias de bajo coste Air Deccan y Kingfisher Airlines para la venta de 30 y 10 unidades del A 320, respectivamente. Boeing denuncia que su competidor Airbus ha podido desarrollar con éxito esta estrategia de recorte de tarifas gracias a las ayudas públicas que percibe. Los subsidios recibidos por el grupo europeo han generado una desigualdad competitiva a favor de Airbus que le ha permitido romper el mercado mediante la reducción de sus precios y un más rápido desarrollo de sus nuevos modelos de avión según informe elaborado por la dirección Boeing, que cifra en unos 15.000 millones de dólares (11.270 millones de euros) el importe de las ayudas concedidas por los Gobiernos europeos.