Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30 Internacional VIERNES 24 12 2004 ABC Serbia se revela contra las presiones internacionales SIMÓN TECCO. CORRESPONSAL LIUBLIANA. El Partido Democrático Serbio (SDS) en el poder en la República Srpska (RS) informó ayer de que no respetará ninguna de las medidas decretadas por el alto representante internacional en Bosnia- Herzegovina, Paddy Ashdown contra la entidad serbia. La decisión fue tomada un día después que el ex líder del SDS y presunto criminal de guerra, Radovan Karadzic hizo llegar un mensaje llamando a la desobediencia civil e incitando a la dirección política serbobosnia a oponer resistencia contra las presiones internacionales. En una carta apela a todos los representantes el pueblo serbio en las instituciones centrales bosnias, para que dimitan La historia de Kimberly Quinn no ha terminado con su objetivo de derribar a su ex amante y ministro del Interior británico. El riesgo de que publique su diario y de que salten otros affaires la convierten en todo un peligro en potencia Una bala perdida TEXTO: EMILI J. BLASCO CORRESPONSAL FOTO: REUTERS LONDRES. Descrita como una voraz tomadora de notas en su diario personal, Kimberly Quinn amenaza con la publicación de un libro sobre su relación con David Blunkett, que puede ser más dañino para el ex ministro del Interior que el propio Nannygate que ha provocado su dimisión. Durante tres años de aventura amorosa, concluida el pasado verano, la adinerada norteamericana habría acogido multitud de confidencias de Blunkett, tanto sobre asuntos delicados del Ministerio como sobre otros personajes del Gobierno. Las malas lenguas aseguran que cuando fue presentada a Blunkett en una cena reducida, comentó al entonces ministro que siempre le había gustado saber cómo era dormir con un hombre ciego. Y a su arte de seducción se han referido colaboradores de Blunkett al denunciar que Kimberly ha hipnotizado a Alan Budd, el alto funcionario que le ha dado la razón en que el visado de su criada fue tramitado con celeridad por mediación del despacho del ministro. Jacqueline Kennedy Kimberly no ha perdido el tiempo desde que en 1982 se graduó en el prestigioso Vassar College del Estado de Nueva York, que fue el alma mater de Jacqueline Kennedy. Fue contratada como secretaria de la fundadora de la revista Cosmopolitan, de la que fue echada después de estar al teléfono durante veinte minutos con Truman Capote en lugar de pasárselo de inmediato a su jefa. De allí pasó a Woman s Day y conoció al rico banquero Michael Fortier, con el que se casó. Con él llegó a Londres en 1987. En los noventa, comenzó a trabajar para el grupo editorial Conde Nast, y se casó con uno de sus directivos, Stephen Quinn, editor de Vogue. Gracias a esta telaraña de influencias, se convirtió en editora del semanario conservador de política y cultura The Spectator y desde ese puesto llegó a Blunkett. Un tercer hombre Aunque la credibilidad de la editora del semanario The Spectator ha quedado en cuestión después de conocerse que, además de su marido, había un tercer hombre en su vida sentimental- -el crítico de vinos de la publicación, y ahora la Prensa se pregunta si no habrá también un cuarto, un quinto o incluso un sexto- siempre hay alguien dispuesto a hacerse eco de lo que pueda desvelar un personaje así. Sexo para Kimberly no tiene que ver con atracción, sino con control. Tiene una necesidad casi patológica de ser deseada. Ve esto como un poder real ha afirmado uno de sus amigos. Cuando llega a una fiesta, escanea la sala y aborda a la persona que cree que le va a ser útil. Se presenta con un Hola, soy Kimberly mientras abre E. M. G. I. A. S. A. EMPRESA MUNICIPAL DE GESTIÓN INMOBILIARIA DE ALCORCÓN, S. A. SOLICITUD DE OFERTAS El Consejo de Administración de EMGIASA, en su sesión celebrada el día 3 de diciembre de 2004, aprobó la solicitud de ofertas para la ejecución de las obras de urbanización, conexiones exteriores y sistemas generales del Ensanche Sur, PP- 1, PP- 2 y PP- 3 de Alcorcón (Madrid) Clasificación: La clasificación requerida al contratista es la siguiente: Grupo Subgrupo Categoría Kimberly Quinn sus grandes ojos castaños, dibuja su enorme sonrisa californiana y vuelca su lago cabello sobre uno de sus hombros en plan coqueto señala otro de sus conocidos. A 1 f E 1 f G 6 f I 9 e Presupuesto: El presupuesto de ejecución por contrata asciende a la cantidad de setenta y ocho millones cincuenta y tres mil novecientos ochenta y siete euros con noventa y seis céntimos (78.053.987,96 euros) I. V. A. no incluido. Plazo de ejecución: El plazo de ejecución es de treinta y seis (36) meses. Garantía provisional: La garantía provisional asciende a la cantidad de un millón quinientos sesenta y un mil setenta y nueve euros con setenta y seis céntimos (1.561.079,76 euros) Condiciones, Contrato y Documentación Técnica Digitalizada: El pliego de Condiciones, el Contrato y la Documentación Técnica Digitalizada se podrá recoger en la oficina de EMGIASA, Avenida de la Libertad, n. 9 posterior. 28924- Alcorcón (Madrid) Teléfono: 91 610 62 66. Fax: 91 612 00 12. Presentación de Ofertas: Hasta las 15 horas del día 24 de febrero de 2005 en EMGIASA, Avenida de la Libertad, n. 9 posterior. 28924- Alcorcón (Madrid) Apertura de Ofertas: A las 13 horas del día 25 de febrero de 2005 en la sede de EMGIASA. Alcorcón, 20 de diciembre de 2004. La Consejera Delegada, doña Anunciación Romero González. Berlusconi regala una máquina para hacer ejercicio y un reloj a cada diputado de Forza Italia JUAN VICENTE BOO CORRESPONSAL ROMA. Los 180 diputados y diputadas de Forza Italia serán los más esbeltos del Parlamento el próximo año gracias al regalo navideño del partido: una cinta continua último modelo, valorada en 4.000 euros, que les permitirá sudar la camiseta practicando la carrera sin salir de casa. A la máquina de ejercicio Tecnogym, Silvio Berlusconi añadió personalmente un reloj Omega o Longines para los caballeros y un juego de gargantilla y pendientes de perlas negras Damiani para las damas. En total, cada onorevole se lleva a casa regalos por un valor de 6.500 euros. Regalar relojes forma parte de la personalidad de Berlusconi desde que se convirtió en el obsequio anual para los empleados de Mediaset y Publitalia. Berlusconi los regala cada año a millares a sus empleados y a sus diputados la Cámara de Diputados, Pier Ferdinando Casini, le parece una ostentación desproporcionada, y anteayer lamentó el lujo vergonzoso de algunos regalos cuando hay tantos niños en el mundo que no tienen nada para comer sin distinción, junto con otras sorpresas que su generosidad añade. En la Navidad del 2001, la primera de esta legislatura, los parlamentarios se llevaron a casa, además de un reloj Piaget, un teléfono móvil con mini ordenador Nokia Communicator, que estaba entonces de moda. En el año 2002, el reloj vino acompañado de un lector de DVD, el regalo mas popular en aquel momento, mientras que el año pasado, el inevitable reloj llego con un televisor plano ultramoderno de 21 pulgadas, lo cual permitirá ver mucho mejor tanto los programas de Mediaset como los de la RAI, dependientes, en última instancia, de la misma persona generosa. El coste de la cinta contínua es alto pero, según un portavoz de Forza Italia, es un regalo inteligente, pensado para los parlamentarios, que casi nunca tienen tiempo para ir al gimnasio, y sus familias Aun así, al presidente de Ritual navideño Pero el regalo forma parte del ritual navideño de Berlusconi, que volvió a disfrutar entregándolos personalmente durante una cena con los parlamentarios a principios de semana y al término del último consejo de ministros del año, celebrado ayer. Como gesto de aprecio, buena parte de los ministros salieron de Palazzo Chigi con su Omega nuevo en la muñeca, señalando que no ha habido privilegios: es el mismo modelo que han recibido los miembros del Parlamento. Después de Forza Italia, el partido más dispendioso ha sido Alianza Nacional, con un ordenador de mano para cada onorevole La oposición, en cambio, es sobria. El partido de los Demócratas de Izquierda, en la linea tradicional, regaló vino y queso de Calabria, mientras que la Margarita se limitó a una corbata o un foulard. Y al final, todos contentos.