Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 Opinión DOMINGO 19 12 2004 ABC M. MARTÍN FERRAND España es una realidad vieja que viene de mucho más allá de las rabietas de Carod- Rovira, ese patriota catalán VÍCTIMAS Pilar Manjón, que perdió un hijo en el atentado de la estación del Pozo del Tío Raimundo, merece el respeto y la solidaridad de todos, no el asentimiento universal a sus denuncias y propuestas eran sencillamente intolerables. Esta Comisión no pasará a la Historia como la más ecuánime y eficaz. Sus resultados, hasta la fecha, podrán habernos decepcionado a muchos, por diversas y contrapuestas razones. Pero no ha sido un circo. Nadie se ha burlado de las víctimas y si alguien las ha utilizado como arma arrojadiza los agredidos ¿hay que ponerles siglas? no han respondido con las mismas armas. Risas, aplausos y jaleos no serán del gusto general, pero forman parte de la liturgia de la discrepancia democrática en todos los parlamentos del mundo. Ojalá sigan sonando en el nuestro, porque cuando acaba ese alboroto es que empieza el tiroteo. STA vez los comisionados callaron, quizá unos por respeto y solidaridad y otros acaso por vergüenza, allá cada cual con su conciencia, pero ese silencio no estuvo bien. Peor aún fue la ausencia de réplica a las acusaciones de Pilar Manjón contra la actuación de las Administraciones públicas (qué casualidad, todas del PP) en la atención a los heridos y las familias, acusaciones desmentidas por los testimonios de, cuando menos, otras tres asociaciones de víctimas. Para ser coherente con sus propias demandas a políticos y periodistas, Pilar Manjón debería haberse dejado de insinuaciones y vaguedades. Pero, sobre todo, los comisionados debían haberle exigido que concretase, porque no estaban allí para otra cosa. Nunca, en fin, desde el 13 de marzo, se había vuelto a sentir tan intensamente el olor agrio de la manipulación de los buenos sentimientos. LA ABSURDA GUERRA DEL CAVA UCHO es, y no sólo en el terreno del espíritu, lo que le debemos a los hijos y seguidores de San Benito de Nursia desde que su Regla, hace quince siglos, contribuyó a darle forma a la estructura de Occidente. Pierre Perignon, sin ir más lejos, era benedictino y gracias a él, que descubrió la segunda fermentación en los vinos de la bodega de su convento, hoy celebramos con champagne desde una victoria automovilística a la mismísima Navidad. Cataluña es, tanto en calidad como en cantidad, la primera productora mundial de ese vino que, según el modelo francés, aquí llamamos cava. Pudo ser de otro modo. En 1836 llegó a la embajada de España en Francia, como ministro plenipotenciario, Joaquín Francisco de Campuzano, que se deslumbró con el encanto alegre de un vino que, entonces, comenzaba a marcar moda en los salones de París. A su vuelta a Madrid, Campuzano se trajo unas cepas de Reims y las plantó en su finca familiar de Villaviciosa de Odón, a solo un suspiro de la Puerta del Sol. Ahí nació el primer cava español que fue presentado con toda solemnidad en la Exposición General que se celebró en Madrid en 1857. También, por cierto, concurrió a esa muestra el tarraconense Barón de Quatre Torres, que había seguido e imitado la aventura del diplomático y producido el, cronológicamente, segundo champán español. Campuzano no perseveró en su intento y la producción de cava se concentró en Cataluña. A la Expo Universal de París de 1867 ya acudieron tres productores catalanes. Codorniú obtuvo en 1872 una medalla de oro en Anvers- -el primer reconocimiento oficial a un vino español en el extranjero- -y Freixenet es hoy el primer productor de botellas de cava, o champán, de todo el mundo. Cuento todo esto de más arriba, aparte de por el placer de hacerlo, para dejar bien sentado que Josep Lluís Carod- Rovira, como otros predicadores de la disgregación nacional, anda tan escaso de talento como de raíces. Cada cual es muy dueño de ser según su voluntad y sus criterios, qué duda cabe; pero eso no autoriza a negar la gravitación universal o, más sencillamente, a cambiar los valores de la tabla de multiplicar. España es una realidad vieja, y en ocasiones agotadora, que viene de mucho más allá de donde puedan proceder- -él lo sabrá- -los calentones y las rabietas de ese patriota catalán que, por negar a España, en ejercicio de su devoción, es capaz de atentar, y gravemente, contra los intereses que, por ideología y representación, le entran en el sueldo. El problema reside en que ese alto nivel de irresponsabilidad cívica, previo a su insolvencia conceptual, es avalado y protegido por pactos de Gobierno, regionales y nacionales, que son la fe de vida de tan negativo esperpento. En consecuencia, es reduccionista y pueril dejar en Carod y su ERC la responsabilidad de la sintomática guerra del cava y de cuantas puedan venir en lo sucesivo. Alimentar a los monstruos, como bien enseña la literatura infantil, suele acarrear tremendos efectos. M U mo. Las tengo en mi propia NA comisión es una familia y, desde luego, bascomisión y un expertantes amigos míos han sito es un experto. Se do asesinados o heridos en aconseja no confundirlos. atentados terroristas. Ser El Congreso de los Diputavíctima del terrorismo no dos puede crear comisiones es un mérito, sino una enorde investigación. No veo tan me desgracia. Sufrir un claro que le asista análogo JON JUARISTI atentado, perder en un atenderecho a contratar un equitado a un ser querido no enpo independiente de expernoblece, no redime, no salva, no lo tos políticamente neutrales- -espehace a uno más generoso, más intecie tan abundante en España como ligente ni más lúcido. Por el contrael canguro termita- -para que averio, en numerosos casos (no en torigüen qué pasó antes, durante y dos, por supuesto) lo deprime, lo después del 11- M. En teoría al meacobarda o, en el extremo, lo arruinos, existen varios cuerpos de exna moral e intelectualmente. Nunpertos con cargo al presupuesto cuca proporciona una ciencia infusa ya función consiste precisamente ni un saber de oráculo. Los sobrevien investigar hechos como la mavientes del terror y, en general, los tanza de los trenes, detener a sus auallegados de las víctimas (también tores y ponerlos a disposición de la víctimas ellos mismos) siguen sienjusticia. En teoría al menos, una de do, después del trauma, como todos las funciones asignadas por el Conlos demás. Ni más ni menos. greso de los Diputados a la Comisión de Investigación del 11- M era A representante de la Asociacomprobar si tales expertos cumción 11- M Afectados de Terrorisplieron con su deber o si, por el conmo habló el miércoles ante la Comitrario, hubo casos de negligencia sión de Investigación del Congreso. culposa. Pilar Manjón, que perdió un hijo en Una víctima del terrorismo es el atentado de la estación del Pozo una víctima del terrorismo. Meredel Tío Raimundo, merece el respece el respeto y la solidaridad de sus to y la solidaridad de todos, no el conciudadanos. Tiene derecho a asentimiento universal a sus deque sus reclamaciones y quejas nuncias y propuestas. Sus ataques sean escuchadas por los poderes púa los comisionados, sin distingos, blicos y, en la medida que resulten pudieron brotar de una sensibilijustas y razonables, atendidas. Codad hipertrofiada por el dolor, pero nozco muchas víctimas del terroris- E L REVISTA DE PRENSA canciller, en distraerle a Hacienda 6 millones de euros de hoy (entonces, 85 veces la anualidad de un maestro) pero una vez canciller se hizo extender una dispensa fiscal que, al morir en el búnker 12 años después, posiblemente centuplicaba esa cantidad. El afán documental del funcionariado centroeuropeo del que escribió Kafka ha permitido ahora a un notario jubilado hallar en el archivo estatal de Múnich el carteo de Hitler con sus inspectores y redibujarlo como un ordinario defraudador. La largueza de mano de los grandes hombres del III Reich ha sido probada hasta el extremo con el bandidaje inmobiliario y artístico que siguió al programa de expropiaciones y arianización Los ardides de Hitler descubiertos por Klaus Dieter Dubon en Múnich son de robaperas. Los inmensos dividendos de Hitler, declarado como escritor en Hacienda, procedían de sus discursos y derechos sobre Mi lucha -su doctrina racial y expansionista- -que, ganadas las elecciones de 1933, haría comprar a todas las instituciones: sólo ese año recaudó otros 1.232 millones de marcos, de los que tendría que haber cotizado 9 millones de euros de hoy. Ya antes había intentado pasar como de empresa la compra de un escritorio, una librería, viajes, chófer, secretaria y un lujoso mercedes, que en remarcable nota a Hacienda, Hitler califica como sólo un medio para alcanzar un fin Durante ocho años fue perseguido por el fisco, sorteó demandas y suplicó prórrogas. En 1933, su sueldo de canciller ascendió a 45.000 marcos pero mintió diciendo haberlo entregado al montepío de viudas de la SS. En 1935, el inspector jefe de Múnich Ludwig Mirre le propuso cancelar su deuda La oficina del canciller respondió: El Sr Hitler recibe y acepta su propuesta y le comunicó su ascenso a jefe de todo el fisco alemán. RAMIRO VILLAPADIERNA Hitler, el jeta Hitler, que pasó de guía supremo a demonio, se revela en cambio cada vez más humano: no sólo se reía con Mickey Mouse, temblaba de parkinson, se ablandaba ante un niño y hoy habría presidido una liga antitabaco, sino que era un descarado defraudador del fisco. En estos días, cerca de Múnich, un artista ha creado escándalo pintando a Hitler como una estrella pop: Walter Gaudnek explica que quería traducir para los jóvenes el fenómeno de Hitler... ahora se olvida que embelesó y confundió a la gente como un ídolo pop. Según revela Die Welt, aquella inteligencia suprema se empleó extensivamente, aun antes de ser